La Comunidad

En Titania Compañía Editorial, S.L., como editora de los medios y canales de comunicación que pone a su disposición, creemos en la libertad de expresión y en la aportación de los lectores para crear y enriquecer los temas de actualidad que tratamos. Por ello, ponemos a su disposición La Comunidad, plataforma adicional y supletoria, a la cual podrá acceder, previo registro, para comentar u opinar sobre temas de actualidad, así como el canal de comunicación directo con el la entidad editora a través del foro interno. La Comunidad quiere ser punto de encuentro donde poder compartir información y opinión.

Titania Compañía Editorial es la propietaria y titular de la plataforma denominada La Comunidad ostentando sobre ella todos los derechos de propiedad industrial e intelectual. A través del acceso a La Comunidad, la entidad le confiere una licencia de uso no exclusiva, intransferible, no sublicenciable durante el plazo en que se encuentre operativa la cuenta, sobre toda la información y contenidos disponibles. Por tanto, en ningún caso, se entenderá que el hecho de permitirle el acceso a La Comunidad implica una renuncia, transmisión, licencia o cesión, total ni parcial, de dichos derechos, por parte de la entidad editorial.

Por su parte, como usuario registrado, confiere respecto de la información y contenidos que publique en La Comunidad, una licencia no exclusiva, transferible y sublicenciable, durante el plazo en que se encuentre operativa su cuenta de usuario. En todo caso, la eliminación de su cuenta personal como usuario, no llevará aparejada la eliminación de los contenidos e información relacionada en el presente, en el caso de que la misma se encuentre reproducida, salvo los contenidos que, siendo perjudiciales, bien para los medios y canales de comunicación titularidad de la entidad, bien para terceros, hayan producido un daño como consecuencia de un abuso o un acto no permitido.

Las presentes condiciones regulan el acceso, navegación y uso de La Comunidad accesible a través de los distintos medios y canales de comunicación. Del mismo modo, se regulan las responsabilidades derivadas de la utilización de sus contenidos así como la política que rige en materia de privacidad y seguridad de la información personal.

La Comunidad va dirigida exclusivamente a lectores mayores de catorce años, por lo que para solicitar el alta como usuario de la misma, debe además de cumplir con el requisito precedente, tener plena capacidad y ser consciente que, en el momento de la aceptación, declara haber leído las presentes condiciones, estando plenamente de acuerdo con todas y cada una de las mismas.

La entidad editora, una vez que complete, de forma veraz, los campos al efecto -siendo todos ellos obligatorios- y acepte expresamente las presentes condiciones, efectuará un filtrado de dicha información, remitiéndole correo electrónico confirmando su alta. En todo caso, Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de admisión y concesión de acceso a la misma.

Se entenderá que se encuentra aceptada la solicitud de acceso y, por tanto, el otorgamiento como usuario registrado de La Comunidad, una vez efectuado el filtro de admisión, junto con la activación de la cuenta de usuario a través del enlace inserto en comunicación electrónica -correo electrónico- remitido a la dirección electrónica suministrada como persona solicitante. Dicho acceso será activado y gestionado desde la constancia efectiva de la aceptación.

Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de aceptar o rechazar cualquier solicitud de acceso a La Comunidad, en base a los siguientes extremos, a saber:

  • Compruebe que sus datos facilitados son contrarios a la verdad y/o inexactos.
  • Considere que la solicitud formulada, bien no se ajusta a los términos recogidos en las condiciones de registro, bien dañe o pueda dañar la imagen corporativa de la entidad o de los medios o canales de comunicación o fuese contraria a los propósitos perseguidos por la misma.
  • Aquellas circunstancias que sean contrarias a las presentes condiciones o la normativa legal aplicable en el momento en que se produce la solicitud y aceptación.
  • La comprobación de información de nuevas altas que pudieren tener relación o sospechas con usuarios cuyas cuentas han sido suspendidas al incumplir las normas de participación.
  • Cualesquiera otra circunstancia que, a criterio de la entidad editora, pueda suponer la no aceptación de la solicitud de registro y/o acceso.

Para promover y mantener ese ambiente de intercambio útil y libre de opiniones, hemos establecido un conjunto de normas sencillas que tienen como objetivo garantizar el desarrollo adecuado de esos debates. Su no cumplimiento supondrá la eliminación del comentario, o incluso la expulsión de La Comunidad en caso de actitudes reiteradas que desoigan avisos previos.

  1. No admitimos insultos, amenazas, menosprecios ni, en general, comportamientos que tiendan a menoscabar la dignidad de las personas, ya sean otros usuarios, periodistas del medio o canal de comunicación o protagonistas de los contenidos. Tampoco permitimos publicaciones que puedan contravenir la ley o falten gravemente a la verdad probada (o no) judicialmente, como calumnias, injurias o promuevan actitudes violentas, racistas o instiguen al odio contra alguna comunidad.
  2. No admitimos publicaciones reiteradas de enlaces a sitios concretos de forma interesada. Consideramos que no aportan nada al resto de los lectores y son prácticas que consideramos spam, ya que el espacio de los comentarios no puede servir como promoción de blogs personales u otros proyectos. Sí aceptamos cualquier clase de enlace que amplíe, puntualice o enriquezca la información sobre la que se debate, y que resulte por tanto útil para todos los lectores.
  3. No admitimos la publicación de datos personales (números de teléfono, direcciones postales, direcciones de correo u otros relacionados.) Entendemos que es información que puede provocar problemas a quien la publica o a terceros (no podemos saber a quién pertenecen esos datos).
  4. No admitimos que una misma persona tenga varias cuentas activas en esta comunidad. En caso de detectarlo, procederemos a deshabilitar todas.
  5. Nos reservamos el derecho de suspender la actividad de cualquier cuenta si consideramos que su actividad tiende a resultar molesta para el resto de usuarios y no permite el normal desarrollo de la conversación. Eso incluye el abuso de mayúsculas o comentarios ajenos al tema propuesto en cada contenido.

Por lo demás, pedimos a nuestros usuarios que se comporten con los demás con el mismo respeto con el que quieren ser tratados igualmente. De esa manera La Comunidad seguirá siendo un espacio interesante en el que debatir y aprender. Agradecemos de antemano a todos nuestros lectores su esfuerzo y su aportación.

En el caso que, como usuario y miembro La Comunidad, reproduzca a través de su perfil y de las secciones anexas al mismo, informaciones, personales o empresariales, opiniones y comentarios, propios o de terceros, es responsable de la veracidad de las mismas, siendo único responsable frente a terceros de las consecuencias que de aquellas puedan derivarse, en especial, en el ámbito personal -intimidad, honor, imagen, privacidad, confidencialidad, etc.- como en el ámbito empresarial -competencia, propiedad intelectual e industrial, etc.-

Como usuario registrado de La Comunidad, otorga a Titania Compañía Editorial la cesión de los derechos de explotación -reproducción, distribución, comunicación pública, transformación- sobre las informaciones u opiniones que suministre y autorización, en su caso, para la publicación y/o reproducción de sus datos personales vinculados a dicha información u opinión. Asimismo, la publicación de contenidos, información u opinión que sea visible a través de su cuenta, supone que otorga consentimiento para que aquella pueda ser reproducida por otros usuarios registrados de La Comunidad. Dicho consentimiento, no implica que terceros pudieren utilizar la información suministrada fuera de la propia comunidad y con fines comerciales o mercantiles, si bien la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida de la información, por parte de terceros. El usuario se compromete a ser respetuoso con la propiedad intelectual, intimidad, honor e imagen al publicar imágenes o documentos de terceros en La Comunidad.

La entidad editorial mantiene entre sus principios rectores la protección de la información personal de los usuarios, cumpliendo íntegramente la normativa española de protección de datos de carácter personal y disponiendo de las medidas de seguridad acordes con el tratamiento de la información -recopilación de información, acceso, conexiones, calidad, secreto, confidencialidad.- Puede obtener más información a través del enlace permanente Política de Privacidad, visible durante la navegación, tanto en la Web como en La Comunidad.

Con carácter general, Titania Compañía Editorial, S.L. es el responsable del fichero creado para gestionar las solicitudes de acceso y los contenidos que pudiere utilizar a través de la misma. Todos los servicios y contenidos que se encuentran disponibles en La Comunidad, para los cuales solicitamos sus datos de carácter personal, serán tratados única y exclusivamente para prestarles correctamente aquellos -información de interés para el usuario, actualización de perfil, comentarios, remisión de diferentes boletines y acceso/uso de La Comunidad.-

Se le informa que, en cualquier momento, puede ejercitar, tanto el derecho de revocación al consentimiento prestado para el acceso y utilización de La Comunidad, a través de petición al efecto. De igual forma, podrá ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, que les son reconocidos. A tal efecto, deberá remitirnos comunicación personal individualizada a la dirección de correo electrónico info [@] elconfidencial.com haciendo constar sus datos personales de nombre, apellidos y número del documento acreditativo de identidad; el derecho que desee ejercitar y el motivo de dicho ejercicio; aportando copia de documento acreditativo de identidad -DNI, pasaporte, y otros reconocidos legalmente.

Podrá utilizarse su dirección de correo electrónico para el envío de comunicaciones electrónicas, en base a la Directiva 2000/31/CE y, de conformidad con la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, referida a los distintos boletines electrónicos que se edita. Asimismo, se facilitan mecanismos, sencillos y gratuitos, para desistir del consentimiento otorgado para la finalidad del envío de comunicaciones electrónicas, cumpliendo íntegramente con la normativa europea y nacional sobre la materia referida. Dicho desistimiento podrá efectuarlo a través de su perfil.

La finalidad en el tratamiento de datos de carácter personal que se recogen a través de La Comunidad es gestionar el alta y acceso a la misma, así como la remisión de los diversos medios de edición digitales a los que pudiere tener acceso mediante su alta y consentimiento como usuario de La Comunidad. Así mismo, proporcionarle información sobre actividades de la entidad -eventos- o de aquellas entidades con las que se suscriba un acuerdo a tal fin a través de medios de comunicación a distancia, efectuando, de igual modo, actuaciones estadísticas y/o históricas.

De conformidad con el Real Decreto Ley 13/2012 y su afectación en el artículo 22.2 de la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, la presente Página Web recaba cookies de navegación -pequeños archivos que contienen una serie de caracteres que se envían a su explorador desde el servidor de un sitio web.- Acepta que se recaben cookies para el inicio de acceso de sesión en La Comunidad y para recordar la información relacionada al acceso. En caso que no consintiera el tratamiento de dicha información puede modificar la configuración de su explorador a tal efecto.

Los datos de carácter personal recabados y tratados forman parte del fichero denominado "USARIOS WEB DE TITANIA" dado de alta en la Agencia Española de Protección de Datos, bajo número de inscripción 2060040405. Dispone de más información acerca del tratamiento de datos personales e información en los enlaces Aviso Legal, Política de Privacidad y Política de Cookies.

Titania Compañía Editorial puede:

  • Eliminar sin previo aviso cualquier comentario que suponga una vulneración de las normas de La Comunidad.
  • Bloquear a cualquier usuario por considerar que ha incumplido de forma reiterada las normas de La Comunidad, sin haber atendido apercibimientos previos.
  • Conservar todos los comentarios realizados por cualquier usuario, aunque éste pida que se eliminen. En esos casos, podrá hacer invisibles dichos comentarios, de forma que se mantengan en su base de datos, pero no puedan ser vistos por otros usuarios.

El usuario puede

  • Reclamar a la entidad editora la revisión de la moderación de un comentario propio o ajeno, a través de un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com
  • Solicitar la reconsideración del bloqueo de su cuenta tras haber incumplido las normas de participación, mediante un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com. La entidad editora examinará el caso y dará una respuesta a la mayor brevedad.
  • Editar la información introducida en su perfil, salvo su nombre de usuario. Por motivos técnicos, esto resulta imposible.
  • Solicitar la suspensión de su cuenta. Sin embargo, eso no supondrá su borrado de base de datos, sino su ocultación al resto de usuarios.
  • Solicitar que sus comentarios queden invisibles al resto de usuarios. No serán borrados, pero de esa forma quedan inaccesibles a cualquier usuario.
  • Gestionar libremente sus suscripciones a los boletines enviados, incluida la dirección de correo en la que los recibe.

La entidad editorial excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización que de La Comunidad pudiere efectuar o que puedan deberse a la falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información que proporcione a otros usuarios acerca de sí mismo y, en particular, aunque no de forma exclusiva, por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudiere deberse a la suplantación de la personalidad de un tercero efectuada en su nombre en cualquier clase de comunicación realizada a través de La Comunidad.

Si se tuviere constancia, propia o de tercero, de la mala utilización de los contenidos puestos a su disposición, se reserva el derecho a cerrar su cuenta, previa comprobación de los hechos puestos en conocimiento, así como la posibilidad de informar a las autoridades competentes -administrativas y jurisdiccionales- en caso de que pudiere ser constitutivo de delito o ilícito en cualquier ámbito jurisdiccional.

Titania Compañía Editorial, a través de La Comunidad, no se hace responsable de las siguientes actuaciones:

  • El mal uso que pueda realizar.
  • La continuidad de los contenidos.
  • Los contenidos y servicios prestados por terceros a los que pudiere tener acceso desde las direcciones o contenidos insertos en La Comunidad.
  • Los daños o perjuicios que causare cualquier persona, bien a si misma o a terceras, que infringiera las condiciones, normas e instrucciones establecidas para el acceso y utilización de los contenidos insertos, principalmente, las derivadas de opiniones, comentarios y actuaciones tendentes a desacreditar y/o vulnerar derechos constitucionales.
  • Cualquier acción y/o actuación que pudiere realizar en relación con la vulneración de derechos de terceros, especialmente, en relación a la imagen, propiedad intelectual o industrial.
  • La custodia de las contraseñas que permitan el acceso a los diferentes contenidos que precisan de identificación y autenticación.

Se podrá acceder a contenidos suministrados por otros usuarios de La Comunidad, es decir, reproducidos en Páginas Web o webs externas. Por lo tanto, la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida y/o no permitida establecida por aquellos terceros en referencia a los contenidos sobre los que pueda tener acceso.

Titania Compañía Editorial pone a su disposición los siguientes medios de comunicación para inter-actuar con los medios o canales de comunicación o para realizar cualquier reclamación, sugerencia, duda o consulta: Foro interno o el mail moderador[ @ ]elconfidencial.com.

Titania Compañía Editorial puede suspender de forma temporal y/o definitiva en el caso de que incumpliere alguna de los términos y condiciones presentes y/o así se lo requiera la autoridad administrativa y/o judicial correspondiente. Así mismo, la entidad se reserva el derecho de suspender, sin necesidad de comunicación alguna, como titular de la cuenta de usuario, además de ponerlo en conocimiento de las autoridades administrativas y/o jurisdiccionales ante acontecimientos que pudieren ser constitutivos de delito o actuación ilícita.

Las presentes condiciones tienen la vigencia que dura su exposición. Se aconseja que, cada vez que acceda, lea con detenimiento las mismas. A tal efecto, dispondrá de un enlace con las mismas.

La entidad editora podrá optar por interrumpir, suspender o terminar unilateralmente el acceso, con independencia de lo dispuesto en las presentes condiciones. Dichas situaciones no alterarán la vigencia de las prohibiciones de uso de los contenidos expuestos a lo largo del presente clausulado.

En la medida que fuere posible, avisaremos de dichas circunstancias -suspensión, interrupción o término de acceso a los contenidos- mediante la inclusión de la información referida a través de los medios de comunicación que considere oportunos para su mayor difusión.

En el caso de que cualquier disposición o disposiciones contenidas en las presentes condiciones fueran consideradas nulas o inaplicables, en su totalidad o en parte, por cualquier Juzgado, Tribunal u órgano administrativo competente, dicha nulidad o inaplicación no afectará al resto de condiciones aplicables en virtud de los servicios y/o contenidos dispuestos en los canales o medios de comunicación a los que pudiere acceder.

Todas las condiciones insertadas se rigen por la normativa española. Todos los conflictos, controversias o situaciones derivadas de las presentes condiciones se someterán a los Juzgados y Tribunales de la Villa de Madrid, renunciando expresamente las partes a su fuero.

MERCADOS

China paraliza por primera vez durante 15 minutos sus bolsas ante las fuertes caídas

HISTORIAS EJEMPLARES DE LA HISTORIA

Hypatia, la oradora legendaria que luchó contra la oscuridad

"Comprender las cosas que nos rodean es la mejor preparación para comprender las cosas que hay más allá". (Hypatia)Mientras los visigodos cruzaban el Danubio por el
Foto: Hypatia, la oradora legendaria que luchó contra la oscuridad
Hypatia, la oradora legendaria que luchó contra la oscuridad
Autor
Tags
    Tiempo de lectura8 min
    "Comprender las cosas que nos rodean es la mejor preparación para comprender las cosas que hay más allá". (Hypatia)

    Mientras los visigodos cruzaban el Danubio por el norte en dirección a Roma en el siglo IV y se adentraban profundamente en el otrora más potente imperio de la antigüedad conocida, navegantes polinesios navegaban hacia el este conjurando la incertidumbre de un océano inabarcable. En Egipto se vivía un esplendor crepuscular durante la égida de los Tolomeos y los avances culturales se consolidaban a través de la estabilidad dada por estos faraones de corte griego, herederos del gran Alejandro.

    Maneton legó a Heródoto y este a la posteridad lo que hoy entendemos como una unidad histórica a los más de cuatro mil años de este no suficientemente conocido imperio llamado Egipto. Alejandría albergaba e integraba en aquella época todas las corrientes que la fueron fortaleciendo y ellas le aportaron su esplendor en una evolución sin precedentes.

    Por el decreto grabado en la piedra Rosetta a instancias de Tolomeo V, escrito tambien en griego, se ve la paulatina helenización de este longevo imperio. Por aquel entonces una mujer con luz propia brillaría de manera singular.

    Una mujer en el olvido

    La ley del silencio que injustamente sepultó a Hypatia en los bucles del olvido ha permitido con el paso de los siglos desvelar la grandeza de un personaje esencial, sin el que la historia no sería la misma. Esta astrónoma, filósofa y humanista de las que pensaba que el bien común debería de ser una consecuencia de un sentimiento más amplio de universalidad; es probablemente el más famoso matemático de la época greco-romana.

    Una afición compartida entre padre e hija; la redacción conjunta de las once observaciones hechas al mítico Almagesto, conjunto de libros escritos por Ptolomeo del cual lamentablemente solo queda un ejemplar -el III-, que reposa en Florencia en la galería de los Médicis, provocó una vocación inapelable en su hija.

    Un modelo muy mejorado de astrolabio y un hidrómetro fueron parte de sus grandes aportacionesEn el famoso Serapeum (templo de bellísima factura que albergaba la sincrética apuesta de fusión entre las culturas helénica y egipcia) impartía clases de filosofía neoplatónica y de entre sus centenares de alumnos destacaban el que sería gobernador de Alejandría, Orestes, y Cirilo el que más tarde fue el obispo y presumible mano instigadora del que sería uno de los crímenes más famosos de la antigüedad. Al parecer un intento de aproximación sentimental por parte de Cirilo fue discretamente rechazado por Hypatia. Esta "afrenta" no caería en saco roto, y más cuando Orestes era cada día más candidato al corazón de la filosofa.

    Un modelo muy mejorado de astrolabio (aparato de uso frecuente entre la marinería de la época que permitía averiguar la latitud y por ende la hora o viceversa) y un hidrómetro (un diseño temprano de medidor de la densidad de los líquidos) fueron una parte de sus grandes aportaciones.

    Theón el filósofo fue el padre de Hypatia (en griego, "la más grande"). Hombre de esmerada educación, políglota, de aristocracia añeja y humanista multidisciplinar, proyectó y cultivó en su hija todo aquello que naciera de su inquietud exploradora, impulsó este, frecuente en la joven y la supervisó de manera estricta y al tiempo generosa en su camino hacia el conocimiento.
     
    La academia de Atenas la distinguió con la corona de laureles, distinción esta que nunca había sido otorgada a una mujer hasta entonces y su cartografía de los cuerpos celestes fue la mas avanzada jamás conocida hasta entonces.

    Heredera de la escuela neoplatónica de Plotino (inspirador por antonomasia de Hypatia), convocaba a las puertas de su casa sin pretenderlo a docenas de curiosos a diario pues tenia legión de seguidores entregados. Su fama como oradora era legendaria y además, era una maestra carismática.

    Su avanzada amplitud de miras creó enojo en las filas de los que siempre han preferido que se vea la existencia por una mirilla y a ser posible a distancia de ella. Era una época en la que el cristianismo temprano ya apuntaba maneras y templaba armas contra el poder civil. Las cosas se precipitaron durante uno de esos momentos irrepetibles de la historia y en un ambiente poco propicio para el ejercicio de la ciencia y su natural inercia como elemento de creación. Alguien pensó en que esto no se debía de permitir y con una visión algo estrábica alimentó un mito para la posteridad.

    El final de una leyenda

    Hypatia era cristiana en esencia aunque disidente militante y su escuela Neoplatónica en Alejandría estaba abierta para quien quisiera debatir fuera del credo que fuera. Las fuerzas vivas del cristianismo -desde el 391, religión oficial y única del Imperio Romano–, entendían que todo aquello que supusiera una desviación del pensamiento único, conocimiento científico incluido, podría ser susceptible de albergar motivo de sospecha y se le auguraba un destino de futuro incierto.

    Innumerables obras de valor incalculable se volatilizaron Las cosas empezaron a complicarse en los tiempos de Teófilo de Alejandría, clérigo de mayor rango en la ciudad y muy influyente en la aristocracia local. Este "hombre de Dios" fue autorizado por el propio emperador Teodosio a demoler todos los recintos paganos de Alejandría, entre los que se encontraban el Serapeum y gran parte de la famosa Biblioteca, lo que provocó sangrientos enfrentamientos entre paganos y cristianos. En lugar del Serapeum se construyó una iglesia en honor a San Juan Bautista con las mismas piedras del templo derruido. Innumerables obras de valor incalculable procedentes del acumulado de conocimientos humanos y respetados durante siglos se volatilizaron al amparo de la noche oscura.

    Las conversiones al cristianismo comenzaron a tener un ritmo inusual dadas las circunstancias, mas Hypatia y su cultivado pensamiento se abstuvieron de claudicar. La afortunada intervención del gobernador romano Orestes la salvó en más de una ocasión de ser pasto de la turba. Pero tenía un radical adversario y ex pretendiente algo rencoroso en el obispo Cirilo que alimentó contra ella toda clase de bulos e infamias.

    En el mes de octubre del año 412 ocurre algo que cambiaría el equilibrio de poder tan escrupulosamente observado hasta ese momento: Es elegido obispo de Alejandría Cirilo, sobrino de Teófilo, hombre de carácter impetuoso violento. Se trata de una elección conflictiva, que enfrenta a dos facciones eclesiásticas. Una parte del clero prefiere a Timoteo, mano derecha del fallecido Teofilo y hombre conciliatorio, que además cuenta con el apoyo del comandante militar en jefe como representante del poder imperial.

    Su trágica muerte a manos de una horda de creyentes marcó un punto de inflexiónFinalmente vence Cirilo, que buscará y conseguirá una ampliación gradual, pero importante, de competencia eclesiástica en asuntos civiles. En este escenario promueve una cruzada por la pureza de la fe y expulsa a los herejes y a los judíos fuera de la ciudad. El caso es que de la noche a la mañana a Hypatia la convirtieron por arte de magia en hechicera. El amor por la erudición y sabiduría le crearon envidias incurables en mentes acomplejadas y sin más destino que el de la obediencia sin razonamiento.

    Su trágica muerte a manos de una horda de creyentes en la tolerancia cero marcó un punto de inflexión entre la fe que surge de la convicción y la que aparece de manera más espontánea cuando el miedo llama a tus puertas. Hypatia dividió la sociedad de su época entre los que la veían como un oráculo de luz y los que la percibían como una embajadora de las tinieblas". Su crimen alimento una fuga de cerebros sin precedentes y a falta de debate, la decadencia intelectual se apoderó de la ciudad.

    Un manto de silencio cubrió la historia

    El concilio de Nicea en el 325 de nuestra era y la aplicación de sus conclusiones en todo el imperio supuso el fin del arrianismo y de cualquier otro atisbo de disidencia –con ligeras excepciones– durante más de mil quinientos años.

    Veinte siglos más tarde aquel emergente grupo que pretendía ser el adalid de una doctrina presidida por el amor universal se ha convertido en un influyente grupo de presión que ha dilapidado el elevado prestigio moral de quien fue su inspirador.

    Hypatia sigue vigente. El valor que nos transmite está impreso en su testimonio de dignidad y valor ante las fuerzas de lo irracional. Durante su existencia se fertilizaron los campos del conocimiento con su clarividente mirada hacia lo ignoto y su sabiduría conquistó las mentes de sus admiradores entonces y en la posteridad.


    Empecemos por los principios
    MERCADOS

    China paraliza por primera vez durante 15 minutos sus bolsas ante las fuertes caídas

    #2
    Me parece muy interesante que se aborden figuras históricas femeninas en esta columna. ¡Queremos más! Un saludo cordial.
    Ampliar comentario
    #1
    Buena historia de uno de los momentos más tristes de la civilización occidental.
    Ampliar comentario