Sí, a Isco le viene grande este Madrid (y encajaría en el Barça post-Luis Enrique)

Por más que se reivindique en LaLiga, el malagueño no ha contado hasta ahora para Zidane en la Champions. Paradójicamente, sus caracterísiticas las echan de menos en el Camp Nou

Foto: Isco, durante el partido del Real Madrid en El Molinón. (Foto: EFE)
Isco, durante el partido del Real Madrid en El Molinón. (Foto: EFE)

"¿Por quién va a jugar?", repetía Florentino Pérez cuando se le preguntaba por la posibilidad de que el Real Madrid fichara a Isco (Benalmádena, Málaga, 21 de abril de 1992). Aun así, y como quiera que la respuesta del presidente de ACS no era sino para esquivar una noticia.que, como tantas otras, no tardaría en confirmarse, en junio de 2013 el Málaga cerró el traspaso de Isco al conjunto blanco a cambio de 30 millones de euros.

Ese mismo verano, el Real Madrid también fichó a Asier Illarramendi, por el que pagó cerca de 38 millones a la Real Sociedad. En total, casi 70 millones en dos futbolistas españoles, lo cual supuso toda una novedad en la política de fichajes de Florentino. Desde las altas instancias del deporte español se deslizaron informaciones en referencia a que Pérez había recibido la petición de que, dada la delicada situación económica del país a causa de crisis, sus tradicionales millonadas se las gastara en España en lugar de hacerlo en el extranjero. Claro que a ello contribuyó el hecho de que la selección Sub 21 que entonces dirigía Julen Lopetegui y que se proclamó campeona de Europa, precisamente con Isco e Illarra en su once.

Cuatro años después, y a falta de poco más de uno para cumplir los cinco de contrato que firmó cuando llegó al Bernabéu procedente del Málaga, Isco sigue siendo protagonista de aquella pregunta de Florentino: "¿Por quién va a jugar?". La obligada titularidad de la llamada 'BBC', es decir, el tridente que forman Benzema, Bale y Cristiano Ronaldo, condiciona la alineación de los Morata, Marco Asensio y Lucas Vázquez, pero también la de centrocampistas como Isco, pues al jugar con los tres de arriba, Zidane prefiere a Casemiro, Kroos y Modric por detrás. En cuanto a Illarra, sabido es que regresó a la Real hace dos temporadas.

Al igual que sucede con Mesut Özil, cuya renovación con el Arsenal sigue parada y acaba contrato en junio en 2018, el Barça también está pendiente de la situación contractual de Isco. Aunque el propio centrocampista malagueño se ha encargado de descartar su posible fichaje por el FC Barcelona, lo cierto es que sus características encajan mejor en el equipo catalán que en las de este Real Madrid. "Por características y capacidad, pero, sobre todo, por la ausencia de otros jugadores de los que quedan muy pocos, Isco sí tiene cabida en el Barça", me comentó en cierta ocasión Juanma Lillo sobre el malagueño y un modelo de juego que entiende como nadie.

[Leer más noticias del Real Madrid]

A diferencia de jugadores como André Gomes, Denis Suárez, Arda Turan o el mismísimo Rakitic, Isco se ajusta perfectamente a las características que requieren los centrocampistas del Barça, algo que se hace extensible a la Selección que dirige Lopetegui. La próxima salida de Luis Enrique también jugaría a favor del madridista, pues basta con ver cómo el técnico asturiano mantiene a Iniesta en un segundo plano cuando hoy por hoy sigue siendo imprescindible junto a Sergio Busquets y sin que nadie haya cubierto con garantías la ausencia de Xavi. Pudieron hacerlo Thiago o Cesc Fàbregas, pero uno fue incomprensiblemente traspasado al Bayern de Guardiola y el otro prefiirió irse al Chelsea con Mourinho. Sí, el Barça también tiene en el tridente Messi, Luis Suárez y Neymar a tres jugadores intocables, pero por detrás sigue necesitando -y echando en falta- a generadores de juego como Isco.

Isco, junto a Zidane en la banda durante el derbi contra el Atlético de Madrid en el Bernabéu. (EFE)
Isco, junto a Zidane en la banda durante el derbi contra el Atlético de Madrid en el Bernabéu. (EFE)

Sólo Mariano y Yáñez juegan menos en Champions

Con los datos en la mano y aunque en términos futbolísticos la afirmación parezca lo que no es, puede decirse que a Isco le viene grande este Real Madrid. Prueba de ello es que esta temporada, el malagueño sólo lleva 77 minutos jugados en la Champions, la competición donde Zidane no puede permitirse rotaciones como hizo en la Copa del Rey y hace en LaLiga. El '22' ha jugado menos incluso que Coentrao (96) y muy por detrás de otros habituales del banquillo como Asensio (155), Morata (164), Danilo y Nacho (180), Kovacic (213), Lucas Vázquez (291) y James (318). De hecho, solo Mariano (5) y el tercer portero, Rubén Yáñez (0), han jugado menos que en la Liga de Campeones, pues hasta Kiko Casilla ha jugado un partido completo en esta competición.

Por más que con sus exhibiciones en LaLiga. y especialmente la de este sábado en El Molinón, lo cierto es que Zidane sólo ha contado con Isco en dos de los 9 partidos que los blancos llevan disputados en la Champions. La lesión de Bale podría abrirle las puertas de la titularidad este martes ante el Bayern en el Bernabéu, aunque después de sus buenos minutos en Múnich la alternativa al galés podría volver a ser Marco Asensio. Tampoco se le espera a Isco en el once titular para el Clásico ante el Barça, pues todo hace indicar que Bale ya estará para entonces.

“Soy injusto con Isco y con muchos jugadores que en otro club serían titulares", reconoció Zidane en Gijón. "Es el dilema de ser entrenador del Real Madrid, tener que elegir”, añadió el técnico francés. "Siempre he dejado claro que quiero estar aquí muchos años y no sé por qué a la gente le sorprende que quiera jugar más. Si creyera que no lo merezco, no lo diría”, aseguró el '22'. La situación de Isco no es sencilla, sobre todo por la extraña paradoja de que en el Barça tendría el sitio que le falta en el Real Madrid.

Por cierto, Isco fue galardonado con el premio Golden Boy 2012, con el que 'Tuttosport' reconoce al mejor jugador de Europa Sub 21. Sin embargo, este premio ha quedado esta temporada en evidencia al incluir entre sus candidatos a Luca Zidane, portero del Castilla e hijo del técnico del Real Madrid, valga la 'redundancia', y no a André Onana, guardameta del Ajax al que pretenden otros clubes aún más grandes de Europa. Pero los hijos de Zidane merecen un artículo a parte, sí.

A mi bola

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
18 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios