La Comunidad

En Titania Compañía Editorial, S.L., como editora de los medios y canales de comunicación que pone a su disposición, creemos en la libertad de expresión y en la aportación de los lectores para crear y enriquecer los temas de actualidad que tratamos. Por ello, ponemos a su disposición La Comunidad, plataforma adicional y supletoria, a la cual podrá acceder, previo registro, para comentar u opinar sobre temas de actualidad, así como el canal de comunicación directo con el la entidad editora a través del foro interno. La Comunidad quiere ser punto de encuentro donde poder compartir información y opinión.

Titania Compañía Editorial es la propietaria y titular de la plataforma denominada La Comunidad ostentando sobre ella todos los derechos de propiedad industrial e intelectual. A través del acceso a La Comunidad, la entidad le confiere una licencia de uso no exclusiva, intransferible, no sublicenciable durante el plazo en que se encuentre operativa la cuenta, sobre toda la información y contenidos disponibles. Por tanto, en ningún caso, se entenderá que el hecho de permitirle el acceso a La Comunidad implica una renuncia, transmisión, licencia o cesión, total ni parcial, de dichos derechos, por parte de la entidad editorial.

Por su parte, como usuario registrado, confiere respecto de la información y contenidos que publique en La Comunidad, una licencia no exclusiva, transferible y sublicenciable, durante el plazo en que se encuentre operativa su cuenta de usuario. En todo caso, la eliminación de su cuenta personal como usuario, no llevará aparejada la eliminación de los contenidos e información relacionada en el presente, en el caso de que la misma se encuentre reproducida, salvo los contenidos que, siendo perjudiciales, bien para los medios y canales de comunicación titularidad de la entidad, bien para terceros, hayan producido un daño como consecuencia de un abuso o un acto no permitido.

Las presentes condiciones regulan el acceso, navegación y uso de La Comunidad accesible a través de los distintos medios y canales de comunicación. Del mismo modo, se regulan las responsabilidades derivadas de la utilización de sus contenidos así como la política que rige en materia de privacidad y seguridad de la información personal.

La Comunidad va dirigida exclusivamente a lectores mayores de catorce años, por lo que para solicitar el alta como usuario de la misma, debe además de cumplir con el requisito precedente, tener plena capacidad y ser consciente que, en el momento de la aceptación, declara haber leído las presentes condiciones, estando plenamente de acuerdo con todas y cada una de las mismas.

La entidad editora, una vez que complete, de forma veraz, los campos al efecto -siendo todos ellos obligatorios- y acepte expresamente las presentes condiciones, efectuará un filtrado de dicha información, remitiéndole correo electrónico confirmando su alta. En todo caso, Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de admisión y concesión de acceso a la misma.

Se entenderá que se encuentra aceptada la solicitud de acceso y, por tanto, el otorgamiento como usuario registrado de La Comunidad, una vez efectuado el filtro de admisión, junto con la activación de la cuenta de usuario a través del enlace inserto en comunicación electrónica -correo electrónico- remitido a la dirección electrónica suministrada como persona solicitante. Dicho acceso será activado y gestionado desde la constancia efectiva de la aceptación.

Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de aceptar o rechazar cualquier solicitud de acceso a La Comunidad, en base a los siguientes extremos, a saber:

  • Compruebe que sus datos facilitados son contrarios a la verdad y/o inexactos.
  • Considere que la solicitud formulada, bien no se ajusta a los términos recogidos en las condiciones de registro, bien dañe o pueda dañar la imagen corporativa de la entidad o de los medios o canales de comunicación o fuese contraria a los propósitos perseguidos por la misma.
  • Aquellas circunstancias que sean contrarias a las presentes condiciones o la normativa legal aplicable en el momento en que se produce la solicitud y aceptación.
  • La comprobación de información de nuevas altas que pudieren tener relación o sospechas con usuarios cuyas cuentas han sido suspendidas al incumplir las normas de participación.
  • Cualesquiera otra circunstancia que, a criterio de la entidad editora, pueda suponer la no aceptación de la solicitud de registro y/o acceso.

Para promover y mantener ese ambiente de intercambio útil y libre de opiniones, hemos establecido un conjunto de normas sencillas que tienen como objetivo garantizar el desarrollo adecuado de esos debates. Su no cumplimiento supondrá la eliminación del comentario, o incluso la expulsión de La Comunidad en caso de actitudes reiteradas que desoigan avisos previos.

  1. No admitimos insultos, amenazas, menosprecios ni, en general, comportamientos que tiendan a menoscabar la dignidad de las personas, ya sean otros usuarios, periodistas del medio o canal de comunicación o protagonistas de los contenidos. Tampoco permitimos publicaciones que puedan contravenir la ley o falten gravemente a la verdad probada (o no) judicialmente, como calumnias, injurias o promuevan actitudes violentas, racistas o instiguen al odio contra alguna comunidad.
  2. No admitimos publicaciones reiteradas de enlaces a sitios concretos de forma interesada. Consideramos que no aportan nada al resto de los lectores y son prácticas que consideramos spam, ya que el espacio de los comentarios no puede servir como promoción de blogs personales u otros proyectos. Sí aceptamos cualquier clase de enlace que amplíe, puntualice o enriquezca la información sobre la que se debate, y que resulte por tanto útil para todos los lectores.
  3. No admitimos la publicación de datos personales (números de teléfono, direcciones postales, direcciones de correo u otros relacionados.) Entendemos que es información que puede provocar problemas a quien la publica o a terceros (no podemos saber a quién pertenecen esos datos).
  4. No admitimos que una misma persona tenga varias cuentas activas en esta comunidad. En caso de detectarlo, procederemos a deshabilitar todas.
  5. Nos reservamos el derecho de suspender la actividad de cualquier cuenta si consideramos que su actividad tiende a resultar molesta para el resto de usuarios y no permite el normal desarrollo de la conversación. Eso incluye el abuso de mayúsculas o comentarios ajenos al tema propuesto en cada contenido.

Por lo demás, pedimos a nuestros usuarios que se comporten con los demás con el mismo respeto con el que quieren ser tratados igualmente. De esa manera La Comunidad seguirá siendo un espacio interesante en el que debatir y aprender. Agradecemos de antemano a todos nuestros lectores su esfuerzo y su aportación.

En el caso que, como usuario y miembro La Comunidad, reproduzca a través de su perfil y de las secciones anexas al mismo, informaciones, personales o empresariales, opiniones y comentarios, propios o de terceros, es responsable de la veracidad de las mismas, siendo único responsable frente a terceros de las consecuencias que de aquellas puedan derivarse, en especial, en el ámbito personal -intimidad, honor, imagen, privacidad, confidencialidad, etc.- como en el ámbito empresarial -competencia, propiedad intelectual e industrial, etc.-

Como usuario registrado de La Comunidad, otorga a Titania Compañía Editorial la cesión de los derechos de explotación -reproducción, distribución, comunicación pública, transformación- sobre las informaciones u opiniones que suministre y autorización, en su caso, para la publicación y/o reproducción de sus datos personales vinculados a dicha información u opinión. Asimismo, la publicación de contenidos, información u opinión que sea visible a través de su cuenta, supone que otorga consentimiento para que aquella pueda ser reproducida por otros usuarios registrados de La Comunidad. Dicho consentimiento, no implica que terceros pudieren utilizar la información suministrada fuera de la propia comunidad y con fines comerciales o mercantiles, si bien la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida de la información, por parte de terceros. El usuario se compromete a ser respetuoso con la propiedad intelectual, intimidad, honor e imagen al publicar imágenes o documentos de terceros en La Comunidad.

La entidad editorial mantiene entre sus principios rectores la protección de la información personal de los usuarios, cumpliendo íntegramente la normativa española de protección de datos de carácter personal y disponiendo de las medidas de seguridad acordes con el tratamiento de la información -recopilación de información, acceso, conexiones, calidad, secreto, confidencialidad.- Puede obtener más información a través del enlace permanente Política de Privacidad, visible durante la navegación, tanto en la Web como en La Comunidad.

Con carácter general, Titania Compañía Editorial, S.L. es el responsable del fichero creado para gestionar las solicitudes de acceso y los contenidos que pudiere utilizar a través de la misma. Todos los servicios y contenidos que se encuentran disponibles en La Comunidad, para los cuales solicitamos sus datos de carácter personal, serán tratados única y exclusivamente para prestarles correctamente aquellos -información de interés para el usuario, actualización de perfil, comentarios, remisión de diferentes boletines y acceso/uso de La Comunidad.-

Se le informa que, en cualquier momento, puede ejercitar, tanto el derecho de revocación al consentimiento prestado para el acceso y utilización de La Comunidad, a través de petición al efecto. De igual forma, podrá ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, que les son reconocidos. A tal efecto, deberá remitirnos comunicación personal individualizada a la dirección de correo electrónico info [@] elconfidencial.com haciendo constar sus datos personales de nombre, apellidos y número del documento acreditativo de identidad; el derecho que desee ejercitar y el motivo de dicho ejercicio; aportando copia de documento acreditativo de identidad -DNI, pasaporte, y otros reconocidos legalmente.

Podrá utilizarse su dirección de correo electrónico para el envío de comunicaciones electrónicas, en base a la Directiva 2000/31/CE y, de conformidad con la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, referida a los distintos boletines electrónicos que se edita. Asimismo, se facilitan mecanismos, sencillos y gratuitos, para desistir del consentimiento otorgado para la finalidad del envío de comunicaciones electrónicas, cumpliendo íntegramente con la normativa europea y nacional sobre la materia referida. Dicho desistimiento podrá efectuarlo a través de su perfil.

La finalidad en el tratamiento de datos de carácter personal que se recogen a través de La Comunidad es gestionar el alta y acceso a la misma, así como la remisión de los diversos medios de edición digitales a los que pudiere tener acceso mediante su alta y consentimiento como usuario de La Comunidad. Así mismo, proporcionarle información sobre actividades de la entidad -eventos- o de aquellas entidades con las que se suscriba un acuerdo a tal fin a través de medios de comunicación a distancia, efectuando, de igual modo, actuaciones estadísticas y/o históricas.

De conformidad con el Real Decreto Ley 13/2012 y su afectación en el artículo 22.2 de la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, la presente Página Web recaba cookies de navegación -pequeños archivos que contienen una serie de caracteres que se envían a su explorador desde el servidor de un sitio web.- Acepta que se recaben cookies para el inicio de acceso de sesión en La Comunidad y para recordar la información relacionada al acceso. En caso que no consintiera el tratamiento de dicha información puede modificar la configuración de su explorador a tal efecto.

Los datos de carácter personal recabados y tratados forman parte del fichero denominado "USARIOS WEB DE TITANIA" dado de alta en la Agencia Española de Protección de Datos, bajo número de inscripción 2060040405. Dispone de más información acerca del tratamiento de datos personales e información en los enlaces Aviso Legal, Política de Privacidad y Política de Cookies.

Titania Compañía Editorial puede:

  • Eliminar sin previo aviso cualquier comentario que suponga una vulneración de las normas de La Comunidad.
  • Bloquear a cualquier usuario por considerar que ha incumplido de forma reiterada las normas de La Comunidad, sin haber atendido apercibimientos previos.
  • Conservar todos los comentarios realizados por cualquier usuario, aunque éste pida que se eliminen. En esos casos, podrá hacer invisibles dichos comentarios, de forma que se mantengan en su base de datos, pero no puedan ser vistos por otros usuarios.

El usuario puede

  • Reclamar a la entidad editora la revisión de la moderación de un comentario propio o ajeno, a través de un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com
  • Solicitar la reconsideración del bloqueo de su cuenta tras haber incumplido las normas de participación, mediante un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com. La entidad editora examinará el caso y dará una respuesta a la mayor brevedad.
  • Editar la información introducida en su perfil, salvo su nombre de usuario. Por motivos técnicos, esto resulta imposible.
  • Solicitar la suspensión de su cuenta. Sin embargo, eso no supondrá su borrado de base de datos, sino su ocultación al resto de usuarios.
  • Solicitar que sus comentarios queden invisibles al resto de usuarios. No serán borrados, pero de esa forma quedan inaccesibles a cualquier usuario.
  • Gestionar libremente sus suscripciones a los boletines enviados, incluida la dirección de correo en la que los recibe.

La entidad editorial excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización que de La Comunidad pudiere efectuar o que puedan deberse a la falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información que proporcione a otros usuarios acerca de sí mismo y, en particular, aunque no de forma exclusiva, por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudiere deberse a la suplantación de la personalidad de un tercero efectuada en su nombre en cualquier clase de comunicación realizada a través de La Comunidad.

Si se tuviere constancia, propia o de tercero, de la mala utilización de los contenidos puestos a su disposición, se reserva el derecho a cerrar su cuenta, previa comprobación de los hechos puestos en conocimiento, así como la posibilidad de informar a las autoridades competentes -administrativas y jurisdiccionales- en caso de que pudiere ser constitutivo de delito o ilícito en cualquier ámbito jurisdiccional.

Titania Compañía Editorial, a través de La Comunidad, no se hace responsable de las siguientes actuaciones:

  • El mal uso que pueda realizar.
  • La continuidad de los contenidos.
  • Los contenidos y servicios prestados por terceros a los que pudiere tener acceso desde las direcciones o contenidos insertos en La Comunidad.
  • Los daños o perjuicios que causare cualquier persona, bien a si misma o a terceras, que infringiera las condiciones, normas e instrucciones establecidas para el acceso y utilización de los contenidos insertos, principalmente, las derivadas de opiniones, comentarios y actuaciones tendentes a desacreditar y/o vulnerar derechos constitucionales.
  • Cualquier acción y/o actuación que pudiere realizar en relación con la vulneración de derechos de terceros, especialmente, en relación a la imagen, propiedad intelectual o industrial.
  • La custodia de las contraseñas que permitan el acceso a los diferentes contenidos que precisan de identificación y autenticación.

Se podrá acceder a contenidos suministrados por otros usuarios de La Comunidad, es decir, reproducidos en Páginas Web o webs externas. Por lo tanto, la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida y/o no permitida establecida por aquellos terceros en referencia a los contenidos sobre los que pueda tener acceso.

Titania Compañía Editorial pone a su disposición los siguientes medios de comunicación para inter-actuar con los medios o canales de comunicación o para realizar cualquier reclamación, sugerencia, duda o consulta: Foro interno o el mail moderador[ @ ]elconfidencial.com.

Titania Compañía Editorial puede suspender de forma temporal y/o definitiva en el caso de que incumpliere alguna de los términos y condiciones presentes y/o así se lo requiera la autoridad administrativa y/o judicial correspondiente. Así mismo, la entidad se reserva el derecho de suspender, sin necesidad de comunicación alguna, como titular de la cuenta de usuario, además de ponerlo en conocimiento de las autoridades administrativas y/o jurisdiccionales ante acontecimientos que pudieren ser constitutivos de delito o actuación ilícita.

Las presentes condiciones tienen la vigencia que dura su exposición. Se aconseja que, cada vez que acceda, lea con detenimiento las mismas. A tal efecto, dispondrá de un enlace con las mismas.

La entidad editora podrá optar por interrumpir, suspender o terminar unilateralmente el acceso, con independencia de lo dispuesto en las presentes condiciones. Dichas situaciones no alterarán la vigencia de las prohibiciones de uso de los contenidos expuestos a lo largo del presente clausulado.

En la medida que fuere posible, avisaremos de dichas circunstancias -suspensión, interrupción o término de acceso a los contenidos- mediante la inclusión de la información referida a través de los medios de comunicación que considere oportunos para su mayor difusión.

En el caso de que cualquier disposición o disposiciones contenidas en las presentes condiciones fueran consideradas nulas o inaplicables, en su totalidad o en parte, por cualquier Juzgado, Tribunal u órgano administrativo competente, dicha nulidad o inaplicación no afectará al resto de condiciones aplicables en virtud de los servicios y/o contenidos dispuestos en los canales o medios de comunicación a los que pudiere acceder.

Todas las condiciones insertadas se rigen por la normativa española. Todos los conflictos, controversias o situaciones derivadas de las presentes condiciones se someterán a los Juzgados y Tribunales de la Villa de Madrid, renunciando expresamente las partes a su fuero.

Adiós, Griñán, adiós

En la última frase de su última entrevista como presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán deja dicho para los anales que "la política

En la última frase de su última entrevista como presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán deja dicho para los anales que "la política es como un matrimonio". La sentencia no surge del azar porque la periodista que le hace esa última entrevista como presidente, Lalia González-Santiago, del Grupo Vocento, le evoca directamente ese momento final, para que se crezca, como si alguien pudiera escribir su propio epílogo en política. "Si tiene que elegir un último mensaje, ¿cuál sería?". Y Griñán, sin que se precise en el texto algún momento de indecisión o duda, dice del tirón dos cosas. La primera, que hay que confiar en la política "porque si no la hubiera el poder lo tendrían siempre los mismos". En fin, vale, la reflexión es poco objetable si por "política" se entiende exclusivamente "democracia" y frente a ella sólo se pueden contraponer las dictaduras. Vale, aunque lo diga quien se va a jubilar en un cargo público, después de que su partido, el PSOE, haya gobernado ininterrumpidamente en Andalucía durante 31 años. Pero bueno, pase.

Lo segundo que dice, el mensaje para la posterioridad, es más controvertido: "La política es convivencia, como un matrimonio". La relación inconsciente de ideas es, en muchas ocasiones, la peor traición de nosotros mismos. Porque claro que un matrimonio, o cualquier pareja, es convivencia y tolerancia y respeto por el otro, pero es sobre todo otras muchas cosas anteriores a esa. Y cuando se destaca sólo la convivencia, es que algo ya no funciona. La esencia del matrimonio es el amor, y la sinceridad, con lo que cuando se ofrece el matrimonio como símbolo de convivencia es que, en el fondo, se han perdido los valores primeros, la esencia de una pareja. Convivencia y conveniencia, como valores que se sobreponen, en una interpretación maquiavélica de la política y del matrimonio, a la verdadera naturaleza de las cosas.

Lo dice, además, una persona, un dirigente político, que en los dos últimos meses, en los de su despedida, ha protagonizado un extraordinario, y hasta inaudito, ejercicio de simulación. Sencillamente, en nada de lo que ha dicho ha sido sincero José Antonio Griñán desde que, en junio pasado, anunció por sorpresa que dejaba la presidencia andaluza. Primero dijo, con distancia, que su único objetivo era imponer en la Junta de Andalucía la limitación de mandatos y que, por esa razón, anunciaba su renuncia a presentarse para una nueva legislatura. Como lo dijo en el Parlamento andaluz, y aún faltaban, y faltan, tres años para que se agote su mandato, todo el mundo interpretó claramente que, en el fondo, se escondía mucho más.

En el fondo, lo único que ha buscado Griñán con toda esta convulsión ha sido alejarse del escándalo de los EREPero Griñán insistía en la misma idea, que ofrecía como un paso decidido de "regeneración política", hasta que poco después anunció también que pondría en marcha un proceso de elecciones primarias para elegir a su sucesor. Y una vez más, insistía en que no había nada más, que no ocultaba nada, que su decisión era la de agotar la legislatura. A principios de julio, cuando todavía decía todas esas cosas, aquí nos aventuramos con una teoría, la 'Tesis para una espantada', que hoy, con la distancia de tan sólo dos meses, desvelan cuánto ha habido de impostura y cálculo preciso de una jugada política que se ha ocultado.

Decíamos: "Si todo va como está previsto y las primarias del PSOE de Andalucía se solventan como está programado, esto es, con la elección de Susana Díaz, su consejera de Presidencia, en unos meses, quizá en otoño, Griñán dimitirá de presidente de Andalucía y, de forma más o menos inmediata, se hará elegir senador por la Comunidad Autónoma". Es todo lo que sucederá, lo que ha sucedido ya, porque, en el fondo, lo único que ha buscado Griñán con toda esta convulsión ha sido alejarse del escándalo de los ERE.

Su posible imputación en ese fraude mayúsculo, que le habrá sido advertida por uno de sus fieles, el consejero de Justicia, Emilio de Llera, antiguo fiscal de Sevilla que conoce bien el sumario y a la jueza Alaya, es lo que le ha llevado a precipitarlo todo para no pasar a la historia como un presidente que tuvo que dimitir por el acoso judicial. También eso, que siempre lo ha negado, lo admite ahora Griñán, pero con su habitual pátina de entrega a los demás: "Entre el daño que le puedan hacer a Pepe Griñán y el daño a Andalucía, elijo el daño que me puedan hace a mí, y por tanto, yo no quiero bajo ningún concepto que ningún escándalo salpique a la Junta y a Andalucía. Y renuncio".

Renuncia, pero se queda, porque se marchará al Senado, por la cuota de la Comunidad Autónoma, para seguir disfrutando del aforamiento en el Tribunal Supremo, el mismo privilegio que le garantizaba la Presidencia de la Junta de Andalucía. Renuncia, pero sólo a la "política cotidiana", porque dice que ahora su interés está en "los temas de largo alcance: pensiones, modelo social, Unión Europea... pero no la política cotidiana".

Griñán ha sometido al PSOE de Andalucía a enormes tensiones internas que lo han colocado al borde del desastre, con tres derrotas electorales consecutivasEn fin. Que se va como llegó. El 21 de abril de 2009 asumió la presidencia de la Junta de Andalucía con un mensaje: "Quiero representar un cambio en la Presidencia de la Junta de Andalucía", y cuatro años después se marcha diciendo lo mismo, pero al revés: "Hace falta un cambio y ese cambio no lo puedo protagonizar yo. (...) Me puse a disposición del partido, y el partido ha elegido un cambio de generación y de género". En medio de esos deseos de cambio, que se quedan en eso, deseos, Griñán, como le reprochan los suyos, ha sometido al PSOE de Andalucía a enormes tensiones internas que lo han colocado al borde del desastre, con tres derrotas electorales consecutivas, y que sólo se ha salvado gracias a que en su última derrota encontró el apoyo gentil de Izquierda Unida, ávida de gobernar en Andalucía.

Griñán dimite hoy como presidente de la Junta de Andalucía. Y todo lo que ha dicho en estos meses, en estos años, se resume bien en la frase de otro, mejor que en la suya final del matrimonio. Por sus actos, Griñán se refleja mejor en Talleyrand cuando dijo que "la palabra se ha dado al hombre para que pueda encubrir su pensamiento". Pues eso. Para Griñán, al final, esa es la política.


#104
En respuesta a boswell

 

Estimado Boswell:
Hombre, pues me gusta dialogar con gente sensata y Ud. lo parece.
Le confieso que, como Ud., detesto los comportaminetos habituales de los niños : hombres y mujeres pequeñitos y ruidosos que se preparan para ser viejecitos variopintos: unos siguen siendo progresivamente ignorantes y egoístas y otros siguen siendo las dos cosas, tras haber aprendido a mentir mejor y a depredar (que es lo nuestro). También es cierto para mí que me produce mayor ternura un anciano o anciana que un niño o niña de los habituales. La cabra tira al monte y yo tengo casi 80 años. Ya sabe: "Post jucundam juventutem, post molestam senectutem, nos babemos humus…"
Es también cierto que el viejo que se ha consagrado durante su vida a un oficio o tema a fondo, lo conoce mejor que el diablo, entidad mitológica pluriempleada desde hace milenios .
Como masón, tengo muy presente que el perfeccionamiento de las costumbres (Ética) es indispensable para el avance de la humanidad (como colectivo) y que pasa por la aspiración al perfeccionamiento individual (al menos  "aspiración"). Y eso tiene muchos caminos. Lo malo son las barreras que solemos levantar para que el empeño sea lento e irregular para las vías que no son las nuestras.

Muchas gracias por atender mi comentario.
Cordial saludo
TUBAL

Ampliar comentario
#103
En respuesta a pepaperez

Buenas noches Sra. Pepa.

 

Ya sabe que una escribe y la interpretación última queda en manos del lector...

No tiene que pedirme disculpas:es usted muy libre de opinar ...y de contestar me...

Aunque , la verdad , en su contestación se ha definido...

¿Reir o llorar?

Pues como profesora (siempre sé es si se tiene vocación) ,tal vez llorar ...

Si prefiere reir ...pues me alegro que mi comentario le haya hecho reir.

Parece que lo necesita...al menos hoy...

 

 

Un saludo

 

María

 

 

 

 

 

Ampliar comentario
#102
En respuesta a casnogal

!!Eiinn!! lo que me he perdido!!, aquí una madurita, la única que estoy molida de trabajar mientras os lo pasais así de bien filosofando sobre las relaciónes de nuestra especie; y me quedan todavía 12 horas!!!! Muaaa!! nadie me quiereee!!! voy a tirarle los tejos al Griñan.

 

Estupendos chicos, todos vosotros, y las chicas tambien. Buenas noches a todos.

Ampliar comentario
#101

Para terminar. ¿Que tiene que ver todo esto con que se vaya o no el Griñan ese? pues eso, que le den

Ampliar comentario
#100

B OSWELL

 

Lo de sabe a GLORIA, no va ahi, es el final

 

Ampliar comentario
#99
En respuesta a boswell

 

Que bonitoooooooooooo

 

Ya es imposible competir contigo. Esto es lo que faltaba para que las Damas del foro, solo quieran bailar contigo.

 

Tienes toda la razon. La mujer, exquisita fruta del paraiso, debe de tomarse..

 

 .madura.. La fruta que esta madurando en el arbol , puede parecer atrayente por su tersura, pero no tiene el sabor de la fruta madura..

 

Yo cuando veo madre e hija, los ojos se me van a la madre

 

Tu y yo nunca seremos eso que llaman "viejos verdes".. Tu aun no eres viejo y yo aun no soy verde, y sabe a GLORIA...

 

Eres el Galan del foro y no se puede competir contra eso. No es envidia, te lo juro, por que afortunadamente tengo la mujer madura mas hermosa que puedo tener

 

Ampliar comentario
#98
En respuesta a pepaperez

.- Me ha gustado esa reflexión.

 

Un aténtico streptease del alma. Refleja sinceridad extrema a la vez que dolor por llegar al convencimiento de lo pequeños que somos y lo poco que importamos para lo que nos gustaría ser.

 

Mi reconocimiento por ello.

 

¡Esa maldita edad!

 

 

Ampliar comentario
#97
En respuesta a baranda

 

 

¡Ja, ja, ja!... ¡que tino!. A siete minutos de Lavapiés y a diez de la Puerta del sol, está mi cueva.

 

Pero nada de nada de acento. No me importaría pero son muchos años en Madrid.

Ampliar comentario
#96
En respuesta a pepaperez

Pepa,  plas, plas,...............

 

Antes nos podiamos manifestar nuestro agrado votando con nuestro alias pero en esta nefasta nueva release solo nos dejan ser niños de colegio riéndonos del gafotas.

 

Felicidades sigue manifestando tus vivencias a los receptivos lectores como un servidor , porque sobre todo mismamente pareces afincada en Lavapies aunque cecees un poco en el acento.

 

 

Ampliar comentario
#95
En respuesta a boswell

 

 

¡Déjate de coñas marineras!... Sabes perfectamente que no me caes mal. Sabes perfectamente que podrías ser mi amigo. Sabes, o quizás no, que casi podrías ser mi hijo. Mi hijo, el que parí con un dolor bastante soportable (las mujeres se montan mucho rollo con eso del parto), también me irrita.

 

Gracias por tus "quesos" que, aunque no lo creas, paladeo....

Ampliar comentario
#92

Todos tenemos nuestro punto de vanidad, mismamente servidor, acabo de lucirme en la columna esa de tan tendencioso título de la bofetada de la UE a Rajoy, que les habrá encantado a los analistas británicos, !es que no tenemos arreglo!, ¿adonde iba yo?, !ah sí!, sólo quería dejar una nota de humor.

 

Ampliar comentario
#91
En respuesta a pepaperez

 

 

Es la leche, PEPA:

 

Todo un carácter (yo quiero ser tu amigo, no tu enemigo).

 

Ja, ja.

Ampliar comentario
#90
En respuesta a pepaperez

 

 

Querida PEPA.

 

Ya sabía que yo te irritaba (o desconcertaba). A veces, y aunque te regale de forma virtual el mejor queso, que te encanta, creo.

 

Ya lo he dicho aquí. Mi misoginia es impostada, y mi cinismo es de cartón piedra, para ahuyentar mi propios demonios interiores, que son muchos y tengo que luchar a diario contra ellos, te lo aseguro, como un titán.

 

Mi elogio a la mujer madura no es de exposición. Fíjate, en el 2009.

 

En mujeres de mi edad (51) observo que están demasido pendientes de su celutitis o de sus arrugas o de su formas no tan rotundas.

 

Las mujeres no saben que los hombres, al menos los hombres que merezcan la pena, la celulitis o las formas caídas nos importan bien un carajo.

 

Como si lo hombres no envejeciéramos también.

 

La invisibilidad de las mujeres a ciertos hombres nos importa un carajo (me repito).

 

Preferimos su conversación, su cultura, su cariño, a unas rotundos culos y tetas, de los que te aburres a los tres días, y te lo aseguro que yo me he aburrido de los mejores culos y tetas a los tres días, porque me ha pasado. No sabía cómo escapar.

 

En fin, querida. Depuis hoy, espero caerte mejor.

 

Te seguiré regalando queso virtualmente, digas lo que digas.

 

Besos.

 

P.D. En esto foro hay pocas pero estupendas mujeres. Tú, reciente, nueva, acaso unos meses, los has mejorado de forma rotunda. 

 

Y no te enfades con los andaluces y lo que votan. Todo ya hay que tomárselo con distancia, con humor.

 

 

Ampliar comentario