La Comunidad

En Titania Compañía Editorial, S.L., como editora de los medios y canales de comunicación que pone a su disposición, creemos en la libertad de expresión y en la aportación de los lectores para crear y enriquecer los temas de actualidad que tratamos. Por ello, ponemos a su disposición La Comunidad, plataforma adicional y supletoria, a la cual podrá acceder, previo registro, para comentar u opinar sobre temas de actualidad, así como el canal de comunicación directo con el la entidad editora a través del foro interno. La Comunidad quiere ser punto de encuentro donde poder compartir información y opinión.

Titania Compañía Editorial es la propietaria y titular de la plataforma denominada La Comunidad ostentando sobre ella todos los derechos de propiedad industrial e intelectual. A través del acceso a La Comunidad, la entidad le confiere una licencia de uso no exclusiva, intransferible, no sublicenciable durante el plazo en que se encuentre operativa la cuenta, sobre toda la información y contenidos disponibles. Por tanto, en ningún caso, se entenderá que el hecho de permitirle el acceso a La Comunidad implica una renuncia, transmisión, licencia o cesión, total ni parcial, de dichos derechos, por parte de la entidad editorial.

Por su parte, como usuario registrado, confiere respecto de la información y contenidos que publique en La Comunidad, una licencia no exclusiva, transferible y sublicenciable, durante el plazo en que se encuentre operativa su cuenta de usuario. En todo caso, la eliminación de su cuenta personal como usuario, no llevará aparejada la eliminación de los contenidos e información relacionada en el presente, en el caso de que la misma se encuentre reproducida, salvo los contenidos que, siendo perjudiciales, bien para los medios y canales de comunicación titularidad de la entidad, bien para terceros, hayan producido un daño como consecuencia de un abuso o un acto no permitido.

Las presentes condiciones regulan el acceso, navegación y uso de La Comunidad accesible a través de los distintos medios y canales de comunicación. Del mismo modo, se regulan las responsabilidades derivadas de la utilización de sus contenidos así como la política que rige en materia de privacidad y seguridad de la información personal.

La Comunidad va dirigida exclusivamente a lectores mayores de catorce años, por lo que para solicitar el alta como usuario de la misma, debe además de cumplir con el requisito precedente, tener plena capacidad y ser consciente que, en el momento de la aceptación, declara haber leído las presentes condiciones, estando plenamente de acuerdo con todas y cada una de las mismas.

La entidad editora, una vez que complete, de forma veraz, los campos al efecto -siendo todos ellos obligatorios- y acepte expresamente las presentes condiciones, efectuará un filtrado de dicha información, remitiéndole correo electrónico confirmando su alta. En todo caso, Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de admisión y concesión de acceso a la misma.

Se entenderá que se encuentra aceptada la solicitud de acceso y, por tanto, el otorgamiento como usuario registrado de La Comunidad, una vez efectuado el filtro de admisión, junto con la activación de la cuenta de usuario a través del enlace inserto en comunicación electrónica -correo electrónico- remitido a la dirección electrónica suministrada como persona solicitante. Dicho acceso será activado y gestionado desde la constancia efectiva de la aceptación.

Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de aceptar o rechazar cualquier solicitud de acceso a La Comunidad, en base a los siguientes extremos, a saber:

  • Compruebe que sus datos facilitados son contrarios a la verdad y/o inexactos.
  • Considere que la solicitud formulada, bien no se ajusta a los términos recogidos en las condiciones de registro, bien dañe o pueda dañar la imagen corporativa de la entidad o de los medios o canales de comunicación o fuese contraria a los propósitos perseguidos por la misma.
  • Aquellas circunstancias que sean contrarias a las presentes condiciones o la normativa legal aplicable en el momento en que se produce la solicitud y aceptación.
  • La comprobación de información de nuevas altas que pudieren tener relación o sospechas con usuarios cuyas cuentas han sido suspendidas al incumplir las normas de participación.
  • Cualesquiera otra circunstancia que, a criterio de la entidad editora, pueda suponer la no aceptación de la solicitud de registro y/o acceso.

Para promover y mantener ese ambiente de intercambio útil y libre de opiniones, hemos establecido un conjunto de normas sencillas que tienen como objetivo garantizar el desarrollo adecuado de esos debates. Su no cumplimiento supondrá la eliminación del comentario, o incluso la expulsión de La Comunidad en caso de actitudes reiteradas que desoigan avisos previos.

  1. No admitimos insultos, amenazas, menosprecios ni, en general, comportamientos que tiendan a menoscabar la dignidad de las personas, ya sean otros usuarios, periodistas del medio o canal de comunicación o protagonistas de los contenidos. Tampoco permitimos publicaciones que puedan contravenir la ley o falten gravemente a la verdad probada (o no) judicialmente, como calumnias, injurias o promuevan actitudes violentas, racistas o instiguen al odio contra alguna comunidad.
  2. No admitimos publicaciones reiteradas de enlaces a sitios concretos de forma interesada. Consideramos que no aportan nada al resto de los lectores y son prácticas que consideramos spam, ya que el espacio de los comentarios no puede servir como promoción de blogs personales u otros proyectos. Sí aceptamos cualquier clase de enlace que amplíe, puntualice o enriquezca la información sobre la que se debate, y que resulte por tanto útil para todos los lectores.
  3. No admitimos la publicación de datos personales (números de teléfono, direcciones postales, direcciones de correo u otros relacionados.) Entendemos que es información que puede provocar problemas a quien la publica o a terceros (no podemos saber a quién pertenecen esos datos).
  4. No admitimos que una misma persona tenga varias cuentas activas en esta comunidad. En caso de detectarlo, procederemos a deshabilitar todas.
  5. Nos reservamos el derecho de suspender la actividad de cualquier cuenta si consideramos que su actividad tiende a resultar molesta para el resto de usuarios y no permite el normal desarrollo de la conversación. Eso incluye el abuso de mayúsculas o comentarios ajenos al tema propuesto en cada contenido.

Por lo demás, pedimos a nuestros usuarios que se comporten con los demás con el mismo respeto con el que quieren ser tratados igualmente. De esa manera La Comunidad seguirá siendo un espacio interesante en el que debatir y aprender. Agradecemos de antemano a todos nuestros lectores su esfuerzo y su aportación.

En el caso que, como usuario y miembro La Comunidad, reproduzca a través de su perfil y de las secciones anexas al mismo, informaciones, personales o empresariales, opiniones y comentarios, propios o de terceros, es responsable de la veracidad de las mismas, siendo único responsable frente a terceros de las consecuencias que de aquellas puedan derivarse, en especial, en el ámbito personal -intimidad, honor, imagen, privacidad, confidencialidad, etc.- como en el ámbito empresarial -competencia, propiedad intelectual e industrial, etc.-

Como usuario registrado de La Comunidad, otorga a Titania Compañía Editorial la cesión de los derechos de explotación -reproducción, distribución, comunicación pública, transformación- sobre las informaciones u opiniones que suministre y autorización, en su caso, para la publicación y/o reproducción de sus datos personales vinculados a dicha información u opinión. Asimismo, la publicación de contenidos, información u opinión que sea visible a través de su cuenta, supone que otorga consentimiento para que aquella pueda ser reproducida por otros usuarios registrados de La Comunidad. Dicho consentimiento, no implica que terceros pudieren utilizar la información suministrada fuera de la propia comunidad y con fines comerciales o mercantiles, si bien la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida de la información, por parte de terceros. El usuario se compromete a ser respetuoso con la propiedad intelectual, intimidad, honor e imagen al publicar imágenes o documentos de terceros en La Comunidad.

La entidad editorial mantiene entre sus principios rectores la protección de la información personal de los usuarios, cumpliendo íntegramente la normativa española de protección de datos de carácter personal y disponiendo de las medidas de seguridad acordes con el tratamiento de la información -recopilación de información, acceso, conexiones, calidad, secreto, confidencialidad.- Puede obtener más información a través del enlace permanente Política de Privacidad, visible durante la navegación, tanto en la Web como en La Comunidad.

Con carácter general, Titania Compañía Editorial, S.L. es el responsable del fichero creado para gestionar las solicitudes de acceso y los contenidos que pudiere utilizar a través de la misma. Todos los servicios y contenidos que se encuentran disponibles en La Comunidad, para los cuales solicitamos sus datos de carácter personal, serán tratados única y exclusivamente para prestarles correctamente aquellos -información de interés para el usuario, actualización de perfil, comentarios, remisión de diferentes boletines y acceso/uso de La Comunidad.-

Se le informa que, en cualquier momento, puede ejercitar, tanto el derecho de revocación al consentimiento prestado para el acceso y utilización de La Comunidad, a través de petición al efecto. De igual forma, podrá ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, que les son reconocidos. A tal efecto, deberá remitirnos comunicación personal individualizada a la dirección de correo electrónico info [@] elconfidencial.com haciendo constar sus datos personales de nombre, apellidos y número del documento acreditativo de identidad; el derecho que desee ejercitar y el motivo de dicho ejercicio; aportando copia de documento acreditativo de identidad -DNI, pasaporte, y otros reconocidos legalmente.

Podrá utilizarse su dirección de correo electrónico para el envío de comunicaciones electrónicas, en base a la Directiva 2000/31/CE y, de conformidad con la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, referida a los distintos boletines electrónicos que se edita. Asimismo, se facilitan mecanismos, sencillos y gratuitos, para desistir del consentimiento otorgado para la finalidad del envío de comunicaciones electrónicas, cumpliendo íntegramente con la normativa europea y nacional sobre la materia referida. Dicho desistimiento podrá efectuarlo a través de su perfil.

La finalidad en el tratamiento de datos de carácter personal que se recogen a través de La Comunidad es gestionar el alta y acceso a la misma, así como la remisión de los diversos medios de edición digitales a los que pudiere tener acceso mediante su alta y consentimiento como usuario de La Comunidad. Así mismo, proporcionarle información sobre actividades de la entidad -eventos- o de aquellas entidades con las que se suscriba un acuerdo a tal fin a través de medios de comunicación a distancia, efectuando, de igual modo, actuaciones estadísticas y/o históricas.

De conformidad con el Real Decreto Ley 13/2012 y su afectación en el artículo 22.2 de la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, la presente Página Web recaba cookies de navegación -pequeños archivos que contienen una serie de caracteres que se envían a su explorador desde el servidor de un sitio web.- Acepta que se recaben cookies para el inicio de acceso de sesión en La Comunidad y para recordar la información relacionada al acceso. En caso que no consintiera el tratamiento de dicha información puede modificar la configuración de su explorador a tal efecto.

Los datos de carácter personal recabados y tratados forman parte del fichero denominado "USARIOS WEB DE TITANIA" dado de alta en la Agencia Española de Protección de Datos, bajo número de inscripción 2060040405. Dispone de más información acerca del tratamiento de datos personales e información en los enlaces Aviso Legal, Política de Privacidad y Política de Cookies.

Titania Compañía Editorial puede:

  • Eliminar sin previo aviso cualquier comentario que suponga una vulneración de las normas de La Comunidad.
  • Bloquear a cualquier usuario por considerar que ha incumplido de forma reiterada las normas de La Comunidad, sin haber atendido apercibimientos previos.
  • Conservar todos los comentarios realizados por cualquier usuario, aunque éste pida que se eliminen. En esos casos, podrá hacer invisibles dichos comentarios, de forma que se mantengan en su base de datos, pero no puedan ser vistos por otros usuarios.

El usuario puede

  • Reclamar a la entidad editora la revisión de la moderación de un comentario propio o ajeno, a través de un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com
  • Solicitar la reconsideración del bloqueo de su cuenta tras haber incumplido las normas de participación, mediante un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com. La entidad editora examinará el caso y dará una respuesta a la mayor brevedad.
  • Editar la información introducida en su perfil, salvo su nombre de usuario. Por motivos técnicos, esto resulta imposible.
  • Solicitar la suspensión de su cuenta. Sin embargo, eso no supondrá su borrado de base de datos, sino su ocultación al resto de usuarios.
  • Solicitar que sus comentarios queden invisibles al resto de usuarios. No serán borrados, pero de esa forma quedan inaccesibles a cualquier usuario.
  • Gestionar libremente sus suscripciones a los boletines enviados, incluida la dirección de correo en la que los recibe.

La entidad editorial excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización que de La Comunidad pudiere efectuar o que puedan deberse a la falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información que proporcione a otros usuarios acerca de sí mismo y, en particular, aunque no de forma exclusiva, por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudiere deberse a la suplantación de la personalidad de un tercero efectuada en su nombre en cualquier clase de comunicación realizada a través de La Comunidad.

Si se tuviere constancia, propia o de tercero, de la mala utilización de los contenidos puestos a su disposición, se reserva el derecho a cerrar su cuenta, previa comprobación de los hechos puestos en conocimiento, así como la posibilidad de informar a las autoridades competentes -administrativas y jurisdiccionales- en caso de que pudiere ser constitutivo de delito o ilícito en cualquier ámbito jurisdiccional.

Titania Compañía Editorial, a través de La Comunidad, no se hace responsable de las siguientes actuaciones:

  • El mal uso que pueda realizar.
  • La continuidad de los contenidos.
  • Los contenidos y servicios prestados por terceros a los que pudiere tener acceso desde las direcciones o contenidos insertos en La Comunidad.
  • Los daños o perjuicios que causare cualquier persona, bien a si misma o a terceras, que infringiera las condiciones, normas e instrucciones establecidas para el acceso y utilización de los contenidos insertos, principalmente, las derivadas de opiniones, comentarios y actuaciones tendentes a desacreditar y/o vulnerar derechos constitucionales.
  • Cualquier acción y/o actuación que pudiere realizar en relación con la vulneración de derechos de terceros, especialmente, en relación a la imagen, propiedad intelectual o industrial.
  • La custodia de las contraseñas que permitan el acceso a los diferentes contenidos que precisan de identificación y autenticación.

Se podrá acceder a contenidos suministrados por otros usuarios de La Comunidad, es decir, reproducidos en Páginas Web o webs externas. Por lo tanto, la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida y/o no permitida establecida por aquellos terceros en referencia a los contenidos sobre los que pueda tener acceso.

Titania Compañía Editorial pone a su disposición los siguientes medios de comunicación para inter-actuar con los medios o canales de comunicación o para realizar cualquier reclamación, sugerencia, duda o consulta: Foro interno o el mail moderador[ @ ]elconfidencial.com.

Titania Compañía Editorial puede suspender de forma temporal y/o definitiva en el caso de que incumpliere alguna de los términos y condiciones presentes y/o así se lo requiera la autoridad administrativa y/o judicial correspondiente. Así mismo, la entidad se reserva el derecho de suspender, sin necesidad de comunicación alguna, como titular de la cuenta de usuario, además de ponerlo en conocimiento de las autoridades administrativas y/o jurisdiccionales ante acontecimientos que pudieren ser constitutivos de delito o actuación ilícita.

Las presentes condiciones tienen la vigencia que dura su exposición. Se aconseja que, cada vez que acceda, lea con detenimiento las mismas. A tal efecto, dispondrá de un enlace con las mismas.

La entidad editora podrá optar por interrumpir, suspender o terminar unilateralmente el acceso, con independencia de lo dispuesto en las presentes condiciones. Dichas situaciones no alterarán la vigencia de las prohibiciones de uso de los contenidos expuestos a lo largo del presente clausulado.

En la medida que fuere posible, avisaremos de dichas circunstancias -suspensión, interrupción o término de acceso a los contenidos- mediante la inclusión de la información referida a través de los medios de comunicación que considere oportunos para su mayor difusión.

En el caso de que cualquier disposición o disposiciones contenidas en las presentes condiciones fueran consideradas nulas o inaplicables, en su totalidad o en parte, por cualquier Juzgado, Tribunal u órgano administrativo competente, dicha nulidad o inaplicación no afectará al resto de condiciones aplicables en virtud de los servicios y/o contenidos dispuestos en los canales o medios de comunicación a los que pudiere acceder.

Todas las condiciones insertadas se rigen por la normativa española. Todos los conflictos, controversias o situaciones derivadas de las presentes condiciones se someterán a los Juzgados y Tribunales de la Villa de Madrid, renunciando expresamente las partes a su fuero.

El mercado espera un rescate inminente, entregarnos al desastre

“Defeat? I Don’t Know the Word” Margaret Thatcher. Here come the shorts. Siento ser reiterativo en este post pero se veía venir. Tanto “que viene,
Tags
    Tiempo de lectura9 min

    “Defeat? I Don’t Know the Word” Margaret Thatcher.

    Here come the shorts. Siento ser reiterativo en este post pero se veía venir. Tanto “que viene, que viene” -la Fed, el BCE-, el viernes el 75% de las ordenes eran de venta.

    España ya se mueve en zona de rescate. Lo hemos conseguido. Tanta sandez de “no tenemos un problema de deuda pública” y “menos deuda sobre PIB que Japón” mientras hundíamos nuestra capacidad de repago en aeropuertos, estatuas, AVES y filfas. El Ibex se desploma, no se invierte en nuestros bonos y la prima de riesgo se sitúa en 610 puntos básicos. Pero no piensen que todo está descontado y que un rescate es bueno.

    “No hay dinero”

    El Estado español en 2011 recaudó 377.000 millones de euros, alrededor de 7.000 millones más que en 2009. Es decir, en plena crisis, con decenas de miles de empresas cerrando y un paro desbocado, la recaudación no solo se mantuvo en un monstruoso 37% del PIB, sino que ha aumentado. Yo calculo ingresos de 385.000 millones en 2012. O sea, que dinero, hay. Y liquidez, cientos de miles de millones prestados por el BCE. Lo que no hay es dinero para la burbuja de gasto público (político), que se ha disparado a 470.000 millones.

    Todas las protestas, perfectamente legitimas, deben tener en cuenta ese problema. Los recortes de hoy vienen del exceso de ayer, porque es curioso que en toda la UE se le presuma “buena intención” al que quebró un país gastando y se le acuse de “mala fe” al que lidia con la factura. Sea del partido que sea. La percepción generalizada de que el dinero es gratis, que el gasto es bueno y el ahorro es malo.

    Recorte del gasto político real ya

    A lo mejor es cuestión de perspectiva. Decía Arthur Laffer que él reduciría el déficit en una hora. Yo soy más conservador. Que me dejen los presupuestos -el lápiz rojo lo pongo yo- y reducimos el déficit a cero en una semana. Cobro en bonos del Estado.

    Lo que me aterra es que todo el mundo parece haber tirado la toalla. Es irresponsable llamar alarmista a quien alerta sobre nuestros problemas. De hecho, flaco servicio se le hace al país si seguimos con “estamos en el buen camino”, “necesitamos tiempo” y pensando que esto es coyuntural. Las subidas de IVA e impuestos no las van a “absorber las empresas sin afectar al consumo”. Porque no hay márgenes de donde rascar. Ya lo vimos en 2010 con la otra subida.

    ¿Nos resignamos a la intervención?

    El mercado no “presiona a España”. No compra porque el riesgo de impago es altísimo. Fíjense el número de contratos negociados en deuda española. Menos de un 40% respecto al nivel histórico.

    Desde el punto de vista del mercado, hay tres aspectos que preocupan enormemente, que nos diferencian de Italia y sitúan en el mismo riesgo que Grecia o Portugal, pero con una deuda corporativa –gran parte por enormes deudas de la Administración- varias veces superior:

                    . Que los gobiernos españoles siempre centren su esfuerzo en los ingresos (impuestos). El 61% de las medidas aprobadas suponen un incremento de los ingresos.

                    . Que los recortes no sean tales, sino desaceleración del aumento del gasto. Leo que las modificaciones en las prestaciones y retraso en la aplicación de la Ley de Dependencia “permitirán una ralentización en el aumento de los gastos cifrado en unos 3.024 millones de euros, dado que el coste de implantación de la misma había excedido el contemplado en la memoria de impacto económico de la ley”. Ralentización en el aumento de los gastos. Flipo.

                    . Que a pesar de ello el déficit se situará cerca del 6,5%, y se siga haciendo caso a asesores que dicen que el año que viene todo mejora, que las exportaciones nos sacan del hoyo y que hace falta tiempo para llevar a cabo los ajustes, porque ni va a mejorar, ni vamos a exportar para cubrir el déficit primario estructural -diferencia clave con Italia-, ni tienen tiempo.

    La percepción de que ésta es una crisis coyuntural puede volver a ser un enorme error similar al de 2009 de “lo peor de la crisis ya ha pasado”.

    ¿Rescate? No, gracias. El ejemplo griego, portugués e irlandés

    Hemos visto esta semana una desastrosa subasta de deuda que, a cierre de este artículo, ha puesto el bono a 10 años rozando el 7,2% y la prima de riesgo a 610 puntos básicos. ¿Rescate? ¿Que el BCE monetice nuestra deuda? ¡Qué buena idea!

    Sin embargo, el rescate no conlleva nada positivo. No cuenten con que se desmantele el estado de las autonomías o que se cercene el gasto político. La propia Moody’s dudaba el jueves de que España tuviera ninguna posibilidad real de intervenir a las autonomías. De hecho, la propia Ley de Estabilidad Presupuestaria establece como correctivo “duro” un informe y apercibimiento al Presidente de la Comunidad. Cachete y al pupitre.

    ¿Rescate? Una vez que el bono a 10 años alcanza el 7%...

    Desafortunadamente, el proceso de rescate -incluyendo ese “placebo” inútil que son las compras masivas de bonos por parte del BCE- ni solventa la crisis, ni calma, ni baja la prima de riesgo si no se reduce el gasto político, que es lo que no se tocó ni en Portugal ni en Grecia, y se retorna a la competitividad.

    Grecia e Irlanda actuaron inmediatamente y pidieron un rescate. Portugal tardó más de cinco meses. En los tres casos, el bono a diez años se disparó al 8-8,5% cuando pidieron el rescate.

    Pero una vez que el rescate se solicitó el bono a diez años solo siguió subiendo y las agencias de rating los rebajaron a bono basura. Ninguno de los países tuvo acceso al mercado de crédito.

    Las pocas emisiones de deuda de Portugal y Grecia eran de tristes letras a 3-6 meses, e Irlanda volvió al mercado casi dos años después con papel de corto plazo y eso tras limpiar su sistema bancario de manera agresiva y cercenar el gasto. El bono a 10 años irlandés sigue al 6,3%.

    El proceso de solicitud de pre-rescate a bono basura en el caso de los tres países duró entre cuatro y diez meses. A día de hoy, en ninguno de los países en los que se han llevado a cabo rescates se ha recuperado el crédito a la economía real. Ni siquiera en Reino Unido se ha recuperado el crédito tras su rescate a la banca.

    La bolsa no descuenta un rescate

    No hay valores “defensivos” con mucha o poca exposición a mercados emergentes y “bajo PER” cuando hay rescate. Las bolsas en Portugal y Grecia se desplomaron un 44% y un 65%, respectivamente, a pesar de las caídas previas. Y hay que tener en cuenta que, a pesar de lo que ha caído ya la bolsa, las empresas españolas siguen muy apalancadas, un 200% del PIB en deuda privada, que es en muchos casos por facturas impagadas del Estado.

    El efecto de un rescate sobre las empresas españolas sería mucho mayor debido a las enormes necesidades de refinanciación de 2014, que suponen casi el 35% de todas las emisiones de bonos corporativos de Europa en ese año. Sin acceso al mercado de crédito se forzarían mayores ventas de activos, cortes de dividendos y despidos.

    Y cuidado con el “ejemplo Irlanda”. La bolsa irlandesa es la única que se ha “recuperado” porque su índice es casi todo exportadores netos, poco endeudados, no tiene eléctricas y casi ningún banco cotizado (menos del 3% del índice), es decir, sin casi empresas sujetas al intervencionismo recaudatorio estatal. Y a pesar de ello, se desplomó.

    “Rescate” significa recortar a lo bestia

    ¿Quieren que entre el BCE a comprar deuda? Empaquetar y esconder. No aprendemos del pasado y de la crisis ‘subprime’. ¿Qué ha conseguido la compra masiva de deuda portuguesa y griega para el BCE más que pérdidas latentes de 56.000 millones?, endeudar al BCE más que a ningún otro banco central… y ningún efecto positivo para la prima de riesgo y la economía de los países. “Aguar el vino” para que parezca que hay mas cantidad en el barril, como me decía un lector.

    ¿Que nos rescaten? No si miramos el ejemplo de nuestros comparables. Si les parece que lo que hay ahora es “austeridad”, cuando lo que hay es un modestísimo ajuste, un rescate en toda regla implica hachazos a todos los gastos sociales de verdad, a las pensiones, al número de funcionarios -no a sus pagas de Navidad-, subir la edad de jubilación, subidas de impuestos corporativos y personales mucho mayores y un desplome del PIB de entre un 3% y un 3,5%. No olvidemos que Irlanda, el “ejemplo bueno”, sufrió una caída del PIB del 7% de una tajada.

    Rescate interno

    Lo que necesita España es un rescate interno. Si “no hay dinero” y hay emergencia nacional lo que hay que hacer es, en consecuencia, aplicar esa emergencia y cancelar las ayudas a la banca, capitalizar su deuda contra sus accionistas, cancelar todas las subvenciones que entrega el Estado (empiecen por aquí y sigan con Fomento, Industria y otros), cerrar todas las diputaciones y gastos externos, que los políticos cobren un 50% de su sueldo en bonos del Estado, y cercenar el gasto ya. Inmediato.

    No quiero un rescate porque no lo necesitamos si cortamos el gasto. No quiero que el BCE se infecte con bonos españoles a cambio de regalar soberanía porque podemos demostrar que invertir en deuda española es una buena decisión si adecuamos gastos a ingresos y dejamos de reclamar el impago y la “deuda odiosa”.

    España puede salir de su problema, que era y es el gasto excesivo. Y entonces aflorarán las enormes cualidades positivas que tiene la economía española, con excelentes empresas, que puede seguir exportando y puede crear empleo si bajamos impuestos y atraemos capital, no si lo echamos.

    No nos entreguemos a los prestamistas. Lo repito. El BCE y la troika no regalan, no rescatan, no apoyan. Prestan a cambio de muchos mayores recortes. Y no funciona. Solo empobrece. Está comprobado, como todas las intervenciones del FMI desde 1978.

    El lápiz rojo ya. Siento haberme repetido en ideas de otros posts, pero la ocasión lo requiere. Que pasen buen verano, que el otoño va a ser complejo.

    #109
    Compartir
    49 los ataques son a instituciones y organismos que no sabe para que sirve ni el que los ha inventado; antes de ayer sali
    Ampliar comentario
    #108
    Compartir
    Yo creo que el com
    Ampliar comentario
    #107
    Compartir
    http://teatrevesadespertar.wordpress.com/2012/04/13/islandia-persona-la-deuda-hipotecaria-a-su-poblacion-asi-se-sale-de-la-crisis/
    DIFUNDELO EN TODO EL MUNDO HAY QUE HACER UNA REVUELTA SOCIAL EN TODA REGLA Y EN TODOS LOS PAISES, VEREMOS COMO SE PAGARAN SUS BOCHORNOSSO SALARIOS DE BANQUEROS Y CORRUPTOS. ENVIALO ATODO EL QUE CONOZCAS Y SUBELO EN TODAS LAS REDES A NIVEL MUNDIAL. EL SISTEMA ESTA CADUCO SOLO NECESITA UN EMPUJON PARA QUE SE DERRUMBE EMPUJALO.
    Ampliar comentario
    #106
    Compartir
    98 No puedo estar m
    Ampliar comentario
    #105
    Compartir
    Buen art
    Ampliar comentario
    #104
    Compartir
    99 * En
    Ampliar comentario
    #103
    Compartir
    31 Parece razonable. De hecho, esa posibilidad se ha tenido que contemplar.


    La mayor dificultad estriba en la jerarqu
    Ampliar comentario
    #102
    Compartir
    1 Pues no me extra
    Ampliar comentario
    #101
    Compartir
    El agujero que estiman los mercados y como financiarlo, esa es la clave. Os recomiendo &034;por que los mercados no creen en Espa
    #100
    Compartir
    89 Creo que se equivocan los que piensan que alguien de fuera va a venir a poner el orden que nosotros mismos no somos capaces de poner. La razon es que los de fuera vienen a tratar de recuperar su inversion. Es como cuando una empresa se va a la quiebra y vienen los liquidadores. No van a salvar a los trabajadores sino en ver de que manera pueden trocear y vender los bienes para recuperar lo que puedan.
    Ampliar comentario
    #99
    Compartir
    56 Muy sencillo: a ojo de buen cubero, si por cada pol
    Ampliar comentario
    #98
    Compartir
    Creo que el rescate total es casi inevitable. Ser
    Ampliar comentario
    #97
    Compartir
    79 jaja, que cachondo :]
    Ampliar comentario
    #96
    Compartir
    80 y si?
    - que sean 1,000,000 en lugar de 500,000
    - haz los calculos para dos a
    Ampliar comentario
    #95
    Compartir
    67 Esperemos que sea como en el 59, pero desde luego no ser
    Ampliar comentario