La Comunidad

En Titania Compañía Editorial, S.L., como editora de los medios y canales de comunicación que pone a su disposición, creemos en la libertad de expresión y en la aportación de los lectores para crear y enriquecer los temas de actualidad que tratamos. Por ello, ponemos a su disposición La Comunidad, plataforma adicional y supletoria, a la cual podrá acceder, previo registro, para comentar u opinar sobre temas de actualidad, así como el canal de comunicación directo con el la entidad editora a través del foro interno. La Comunidad quiere ser punto de encuentro donde poder compartir información y opinión.

Titania Compañía Editorial es la propietaria y titular de la plataforma denominada La Comunidad ostentando sobre ella todos los derechos de propiedad industrial e intelectual. A través del acceso a La Comunidad, la entidad le confiere una licencia de uso no exclusiva, intransferible, no sublicenciable durante el plazo en que se encuentre operativa la cuenta, sobre toda la información y contenidos disponibles. Por tanto, en ningún caso, se entenderá que el hecho de permitirle el acceso a La Comunidad implica una renuncia, transmisión, licencia o cesión, total ni parcial, de dichos derechos, por parte de la entidad editorial.

Por su parte, como usuario registrado, confiere respecto de la información y contenidos que publique en La Comunidad, una licencia no exclusiva, transferible y sublicenciable, durante el plazo en que se encuentre operativa su cuenta de usuario. En todo caso, la eliminación de su cuenta personal como usuario, no llevará aparejada la eliminación de los contenidos e información relacionada en el presente, en el caso de que la misma se encuentre reproducida, salvo los contenidos que, siendo perjudiciales, bien para los medios y canales de comunicación titularidad de la entidad, bien para terceros, hayan producido un daño como consecuencia de un abuso o un acto no permitido.

Las presentes condiciones regulan el acceso, navegación y uso de La Comunidad accesible a través de los distintos medios y canales de comunicación. Del mismo modo, se regulan las responsabilidades derivadas de la utilización de sus contenidos así como la política que rige en materia de privacidad y seguridad de la información personal.

La Comunidad va dirigida exclusivamente a lectores mayores de catorce años, por lo que para solicitar el alta como usuario de la misma, debe además de cumplir con el requisito precedente, tener plena capacidad y ser consciente que, en el momento de la aceptación, declara haber leído las presentes condiciones, estando plenamente de acuerdo con todas y cada una de las mismas.

La entidad editora, una vez que complete, de forma veraz, los campos al efecto -siendo todos ellos obligatorios- y acepte expresamente las presentes condiciones, efectuará un filtrado de dicha información, remitiéndole correo electrónico confirmando su alta. En todo caso, Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de admisión y concesión de acceso a la misma.

Se entenderá que se encuentra aceptada la solicitud de acceso y, por tanto, el otorgamiento como usuario registrado de La Comunidad, una vez efectuado el filtro de admisión, junto con la activación de la cuenta de usuario a través del enlace inserto en comunicación electrónica -correo electrónico- remitido a la dirección electrónica suministrada como persona solicitante. Dicho acceso será activado y gestionado desde la constancia efectiva de la aceptación.

Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de aceptar o rechazar cualquier solicitud de acceso a La Comunidad, en base a los siguientes extremos, a saber:

  • Compruebe que sus datos facilitados son contrarios a la verdad y/o inexactos.
  • Considere que la solicitud formulada, bien no se ajusta a los términos recogidos en las condiciones de registro, bien dañe o pueda dañar la imagen corporativa de la entidad o de los medios o canales de comunicación o fuese contraria a los propósitos perseguidos por la misma.
  • Aquellas circunstancias que sean contrarias a las presentes condiciones o la normativa legal aplicable en el momento en que se produce la solicitud y aceptación.
  • La comprobación de información de nuevas altas que pudieren tener relación o sospechas con usuarios cuyas cuentas han sido suspendidas al incumplir las normas de participación.
  • Cualesquiera otra circunstancia que, a criterio de la entidad editora, pueda suponer la no aceptación de la solicitud de registro y/o acceso.

Para promover y mantener ese ambiente de intercambio útil y libre de opiniones, hemos establecido un conjunto de normas sencillas que tienen como objetivo garantizar el desarrollo adecuado de esos debates. Su no cumplimiento supondrá la eliminación del comentario, o incluso la expulsión de La Comunidad en caso de actitudes reiteradas que desoigan avisos previos.

  1. No admitimos insultos, amenazas, menosprecios ni, en general, comportamientos que tiendan a menoscabar la dignidad de las personas, ya sean otros usuarios, periodistas del medio o canal de comunicación o protagonistas de los contenidos. Tampoco permitimos publicaciones que puedan contravenir la ley o falten gravemente a la verdad probada (o no) judicialmente, como calumnias, injurias o promuevan actitudes violentas, racistas o instiguen al odio contra alguna comunidad.
  2. No admitimos publicaciones reiteradas de enlaces a sitios concretos de forma interesada. Consideramos que no aportan nada al resto de los lectores y son prácticas que consideramos spam, ya que el espacio de los comentarios no puede servir como promoción de blogs personales u otros proyectos. Sí aceptamos cualquier clase de enlace que amplíe, puntualice o enriquezca la información sobre la que se debate, y que resulte por tanto útil para todos los lectores.
  3. No admitimos la publicación de datos personales (números de teléfono, direcciones postales, direcciones de correo u otros relacionados.) Entendemos que es información que puede provocar problemas a quien la publica o a terceros (no podemos saber a quién pertenecen esos datos).
  4. No admitimos que una misma persona tenga varias cuentas activas en esta comunidad. En caso de detectarlo, procederemos a deshabilitar todas.
  5. Nos reservamos el derecho de suspender la actividad de cualquier cuenta si consideramos que su actividad tiende a resultar molesta para el resto de usuarios y no permite el normal desarrollo de la conversación. Eso incluye el abuso de mayúsculas o comentarios ajenos al tema propuesto en cada contenido.

Por lo demás, pedimos a nuestros usuarios que se comporten con los demás con el mismo respeto con el que quieren ser tratados igualmente. De esa manera La Comunidad seguirá siendo un espacio interesante en el que debatir y aprender. Agradecemos de antemano a todos nuestros lectores su esfuerzo y su aportación.

En el caso que, como usuario y miembro La Comunidad, reproduzca a través de su perfil y de las secciones anexas al mismo, informaciones, personales o empresariales, opiniones y comentarios, propios o de terceros, es responsable de la veracidad de las mismas, siendo único responsable frente a terceros de las consecuencias que de aquellas puedan derivarse, en especial, en el ámbito personal -intimidad, honor, imagen, privacidad, confidencialidad, etc.- como en el ámbito empresarial -competencia, propiedad intelectual e industrial, etc.-

Como usuario registrado de La Comunidad, otorga a Titania Compañía Editorial la cesión de los derechos de explotación -reproducción, distribución, comunicación pública, transformación- sobre las informaciones u opiniones que suministre y autorización, en su caso, para la publicación y/o reproducción de sus datos personales vinculados a dicha información u opinión. Asimismo, la publicación de contenidos, información u opinión que sea visible a través de su cuenta, supone que otorga consentimiento para que aquella pueda ser reproducida por otros usuarios registrados de La Comunidad. Dicho consentimiento, no implica que terceros pudieren utilizar la información suministrada fuera de la propia comunidad y con fines comerciales o mercantiles, si bien la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida de la información, por parte de terceros. El usuario se compromete a ser respetuoso con la propiedad intelectual, intimidad, honor e imagen al publicar imágenes o documentos de terceros en La Comunidad.

La entidad editorial mantiene entre sus principios rectores la protección de la información personal de los usuarios, cumpliendo íntegramente la normativa española de protección de datos de carácter personal y disponiendo de las medidas de seguridad acordes con el tratamiento de la información -recopilación de información, acceso, conexiones, calidad, secreto, confidencialidad.- Puede obtener más información a través del enlace permanente Política de Privacidad, visible durante la navegación, tanto en la Web como en La Comunidad.

Con carácter general, Titania Compañía Editorial, S.L. es el responsable del fichero creado para gestionar las solicitudes de acceso y los contenidos que pudiere utilizar a través de la misma. Todos los servicios y contenidos que se encuentran disponibles en La Comunidad, para los cuales solicitamos sus datos de carácter personal, serán tratados única y exclusivamente para prestarles correctamente aquellos -información de interés para el usuario, actualización de perfil, comentarios, remisión de diferentes boletines y acceso/uso de La Comunidad.-

Se le informa que, en cualquier momento, puede ejercitar, tanto el derecho de revocación al consentimiento prestado para el acceso y utilización de La Comunidad, a través de petición al efecto. De igual forma, podrá ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, que les son reconocidos. A tal efecto, deberá remitirnos comunicación personal individualizada a la dirección de correo electrónico info [@] elconfidencial.com haciendo constar sus datos personales de nombre, apellidos y número del documento acreditativo de identidad; el derecho que desee ejercitar y el motivo de dicho ejercicio; aportando copia de documento acreditativo de identidad -DNI, pasaporte, y otros reconocidos legalmente.

Podrá utilizarse su dirección de correo electrónico para el envío de comunicaciones electrónicas, en base a la Directiva 2000/31/CE y, de conformidad con la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, referida a los distintos boletines electrónicos que se edita. Asimismo, se facilitan mecanismos, sencillos y gratuitos, para desistir del consentimiento otorgado para la finalidad del envío de comunicaciones electrónicas, cumpliendo íntegramente con la normativa europea y nacional sobre la materia referida. Dicho desistimiento podrá efectuarlo a través de su perfil.

La finalidad en el tratamiento de datos de carácter personal que se recogen a través de La Comunidad es gestionar el alta y acceso a la misma, así como la remisión de los diversos medios de edición digitales a los que pudiere tener acceso mediante su alta y consentimiento como usuario de La Comunidad. Así mismo, proporcionarle información sobre actividades de la entidad -eventos- o de aquellas entidades con las que se suscriba un acuerdo a tal fin a través de medios de comunicación a distancia, efectuando, de igual modo, actuaciones estadísticas y/o históricas.

De conformidad con el Real Decreto Ley 13/2012 y su afectación en el artículo 22.2 de la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, la presente Página Web recaba cookies de navegación -pequeños archivos que contienen una serie de caracteres que se envían a su explorador desde el servidor de un sitio web.- Acepta que se recaben cookies para el inicio de acceso de sesión en La Comunidad y para recordar la información relacionada al acceso. En caso que no consintiera el tratamiento de dicha información puede modificar la configuración de su explorador a tal efecto.

Los datos de carácter personal recabados y tratados forman parte del fichero denominado "USARIOS WEB DE TITANIA" dado de alta en la Agencia Española de Protección de Datos, bajo número de inscripción 2060040405. Dispone de más información acerca del tratamiento de datos personales e información en los enlaces Aviso Legal, Política de Privacidad y Política de Cookies.

Titania Compañía Editorial puede:

  • Eliminar sin previo aviso cualquier comentario que suponga una vulneración de las normas de La Comunidad.
  • Bloquear a cualquier usuario por considerar que ha incumplido de forma reiterada las normas de La Comunidad, sin haber atendido apercibimientos previos.
  • Conservar todos los comentarios realizados por cualquier usuario, aunque éste pida que se eliminen. En esos casos, podrá hacer invisibles dichos comentarios, de forma que se mantengan en su base de datos, pero no puedan ser vistos por otros usuarios.

El usuario puede

  • Reclamar a la entidad editora la revisión de la moderación de un comentario propio o ajeno, a través de un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com
  • Solicitar la reconsideración del bloqueo de su cuenta tras haber incumplido las normas de participación, mediante un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com. La entidad editora examinará el caso y dará una respuesta a la mayor brevedad.
  • Editar la información introducida en su perfil, salvo su nombre de usuario. Por motivos técnicos, esto resulta imposible.
  • Solicitar la suspensión de su cuenta. Sin embargo, eso no supondrá su borrado de base de datos, sino su ocultación al resto de usuarios.
  • Solicitar que sus comentarios queden invisibles al resto de usuarios. No serán borrados, pero de esa forma quedan inaccesibles a cualquier usuario.
  • Gestionar libremente sus suscripciones a los boletines enviados, incluida la dirección de correo en la que los recibe.

La entidad editorial excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización que de La Comunidad pudiere efectuar o que puedan deberse a la falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información que proporcione a otros usuarios acerca de sí mismo y, en particular, aunque no de forma exclusiva, por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudiere deberse a la suplantación de la personalidad de un tercero efectuada en su nombre en cualquier clase de comunicación realizada a través de La Comunidad.

Si se tuviere constancia, propia o de tercero, de la mala utilización de los contenidos puestos a su disposición, se reserva el derecho a cerrar su cuenta, previa comprobación de los hechos puestos en conocimiento, así como la posibilidad de informar a las autoridades competentes -administrativas y jurisdiccionales- en caso de que pudiere ser constitutivo de delito o ilícito en cualquier ámbito jurisdiccional.

Titania Compañía Editorial, a través de La Comunidad, no se hace responsable de las siguientes actuaciones:

  • El mal uso que pueda realizar.
  • La continuidad de los contenidos.
  • Los contenidos y servicios prestados por terceros a los que pudiere tener acceso desde las direcciones o contenidos insertos en La Comunidad.
  • Los daños o perjuicios que causare cualquier persona, bien a si misma o a terceras, que infringiera las condiciones, normas e instrucciones establecidas para el acceso y utilización de los contenidos insertos, principalmente, las derivadas de opiniones, comentarios y actuaciones tendentes a desacreditar y/o vulnerar derechos constitucionales.
  • Cualquier acción y/o actuación que pudiere realizar en relación con la vulneración de derechos de terceros, especialmente, en relación a la imagen, propiedad intelectual o industrial.
  • La custodia de las contraseñas que permitan el acceso a los diferentes contenidos que precisan de identificación y autenticación.

Se podrá acceder a contenidos suministrados por otros usuarios de La Comunidad, es decir, reproducidos en Páginas Web o webs externas. Por lo tanto, la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida y/o no permitida establecida por aquellos terceros en referencia a los contenidos sobre los que pueda tener acceso.

Titania Compañía Editorial pone a su disposición los siguientes medios de comunicación para inter-actuar con los medios o canales de comunicación o para realizar cualquier reclamación, sugerencia, duda o consulta: Foro interno o el mail moderador[ @ ]elconfidencial.com.

Titania Compañía Editorial puede suspender de forma temporal y/o definitiva en el caso de que incumpliere alguna de los términos y condiciones presentes y/o así se lo requiera la autoridad administrativa y/o judicial correspondiente. Así mismo, la entidad se reserva el derecho de suspender, sin necesidad de comunicación alguna, como titular de la cuenta de usuario, además de ponerlo en conocimiento de las autoridades administrativas y/o jurisdiccionales ante acontecimientos que pudieren ser constitutivos de delito o actuación ilícita.

Las presentes condiciones tienen la vigencia que dura su exposición. Se aconseja que, cada vez que acceda, lea con detenimiento las mismas. A tal efecto, dispondrá de un enlace con las mismas.

La entidad editora podrá optar por interrumpir, suspender o terminar unilateralmente el acceso, con independencia de lo dispuesto en las presentes condiciones. Dichas situaciones no alterarán la vigencia de las prohibiciones de uso de los contenidos expuestos a lo largo del presente clausulado.

En la medida que fuere posible, avisaremos de dichas circunstancias -suspensión, interrupción o término de acceso a los contenidos- mediante la inclusión de la información referida a través de los medios de comunicación que considere oportunos para su mayor difusión.

En el caso de que cualquier disposición o disposiciones contenidas en las presentes condiciones fueran consideradas nulas o inaplicables, en su totalidad o en parte, por cualquier Juzgado, Tribunal u órgano administrativo competente, dicha nulidad o inaplicación no afectará al resto de condiciones aplicables en virtud de los servicios y/o contenidos dispuestos en los canales o medios de comunicación a los que pudiere acceder.

Todas las condiciones insertadas se rigen por la normativa española. Todos los conflictos, controversias o situaciones derivadas de las presentes condiciones se someterán a los Juzgados y Tribunales de la Villa de Madrid, renunciando expresamente las partes a su fuero.

Regularice, sí, pero rentabilice

Sin ser yo fiscalista, me da la sensación de que la regularización fiscal es probablemente una oportunidad única para sacar a la luz esos “Bin Laden”

Sin ser yo fiscalista, me da la sensación de que la regularización fiscal es probablemente una oportunidad única para sacar a la luz esos “Bin Laden” (*) que tienen algunos afortunados que no viven de una nómina. O esas cuentas en paraísos fiscales que en no demasiado tiempo dejarán de serlo.

Y creo que, probablemente, es una oportunidad única porque los gobiernos no la “pifian” hasta la médula tan a menudo como para tener que mirar hacia otro lado y taparse la nariz en temas de impuestos con tal de salir del atolladero. Y aclaro que, con lo de “pifiarla” me refiero al Gobierno anterior, que es el que con su falta de previsión nos llevó a esta situación, no a éste. Pero lo importante es que oportunidades así no se dan a menudo. La última vez que hubo algo parecido a una amnistía fiscal yo todavía era un estudiante de Económicas que acababa la carrera y Carlos Solchaga era ministro de Economía. O sea que, imagínense lo que habrá que esperar para que surja otro hueco como éste.

Pero Dios me libre de entrar en un terreno como el fiscal, que no es el mío, y mucho menos en juzgar lo ético de esta medida, que, por otra parte, no creo que el Gobierno haya tomado a gusto. No, lo mío es el asesoramiento financiero y mi misión es ayudar a que los inversores que regularicen ahora su situación con el fisco no estropeen una buena operación fiscal con una mala operación financiera. Así que, ahí van una serie de consejos que a buen seguro aprovecharán.

Cuidadín con el “asesoramiento” bancario

Llevo años diciendo que un banco no es un asesor. Un banco es un vendedor que, como cualquier otro vendedor, vende aquello que le interesa -como es lógico-, pero que no siempre coincide con lo que le interesa al cliente. Un banco es una fábrica de productos financieros, no un asesor financiero, aunque digan lo contrario. El tiempo me ha dado desgraciadamente la razón, pues el libre albedrío que han concedido las autoridades a la banca ha llevado al sector a no cortarse un pelo y mostrar su más fea cara de puro colocador. Y ni el comentarista de blogs más defensor de la banca y de las cajas me podrá discutir que con las acciones preferentes, los bonos subordinados, los convertibles, los Lehman y los Madoff han demostrado ellos solitos -los bancos- que tengo razón. Un asesor, para serlo del cliente, tiene que ser independiente, es decir, no puede tener producto propio que le deje más comisión que el de un tercero. Así de simple. En consecuencia, y aunque reconozco que es barrer para casa, lo digo porque lo pienso y, además, porque ha quedado demostrado: si quiere consejo vaya a ver a un asesor financiero independiente o pregúntele a un amigo que conozca el mundo financiero, o simplemente no se complique la vida y deposite el dinero a plazo fijo en una entidad solvente -aunque eso ya les diré luego por qué no es tan buena idea-, pero nunca, repito, nunca, pida asesoramiento en el banco. Le van a colocar lo que tengan entre sus objetivos de colocación en ese momento. Puede salir bien, claro. El problema muchas veces no es lo que ofrecen, si no a quién se lo ofrecen y qué tipo de información le dan.

Nadie se ha hecho rico “invirtiendo” en depósitos

Aparte de que la frase que encabeza este epígrafe es absolutamente cierta, pongamos que usted ya se considera lo suficientemente rico y no quiere correr riesgos. Muy respetable, por supuesto. Pues me apuesto algo con usted a que ese depósito que ahora es tan atractivo no se lo parecerá tanto dentro de un año cuando tenga que renovarlo. El tiempo también me ha dado la razón en que ha habido inversiones conservadoras que han resultado mucho más rentables que los depósitos en los últimos años -sugiero lea un artículo reciente titulado “¡Qué error, qué inmenso error!”-, pero es que, además, ahora no sólo es que haya alternativas más rentables y de alta seguridad y liquidez. Es que hay dos novedades fundamentales. Primero, que la banca va a recibir dinero fresco de los contribuyentes europeos -nosotros incluidos, por supuesto-. Ya no van a tener que pagar tanto por conseguir liquidez. Segundo, porque aunque sea tarde, mal y a rastras, seguramente los gobiernos europeos acabarán arreglando el desaguisado que generaron sus respectivos gobiernos en las economías de la periferia europea. Y según bajen las rentabilidades de los bonos, bajará la remuneración de los depósitos, ¿o es que alguien pensaba que ese dinero que se captaba al 4% era para dar créditos? ¡Angelitos! Ese dinero se coloca en bonos a diez años para sacarle 150 puntos básicos -o más– y de paso quedar bien con el gobierno, que a ver si no cómo iba a colocar toda esa deuda. Y si baja la prima de riesgo veremos cómo baja la remuneración de los depósitos. Aunque, en mi opinión, el Gobierno ha cometido un grave error de cara al crecimiento futuro, dejando caer todo el peso del esfuerzo en los ciudadanos y no en el Estado, también es cierto que aunque sea a base de cargarse las clases medias del país -en lugar de cargarse el Senado, por poner un ejemplo–, tienen muchas probabilidades de presentar ante la UE unos deberes de aprobadillo y conseguir la ayuda de “papá” BCE, que es el que tiene de verdad la llave -y la pasta- para hacer que se abarate la financiación del Estado, es decir, que bajen los tipos de interés de la deuda. 

Resumiendo: invierta en productos que le aseguren una rentabilidad a medio plazo, no que tenga que renovarlos cada año y se encuentre con la sorpresa de que le ofrecen una rentabilidad menor. Y de la inflación ni se preocupe. Si está todavía relativamente alta es fruto de la subida del IVA y de los carburantes y del manejo -por no decir algo peor- que se permite en España a los intermediarios y distribuidores de productos básicos. Pero, a la larga, en España lo que tienen que hacer los precios es bajar, no subir. Es pura ley de oferta y demanda: no se pueden subir los precios cuando la demanda es tan débil porque todo el mundo está pasándolas canutas. Y si no, al tiempo.

Pero a lo mejor le interesa ganar dinero …

Hemos hablado del perfil del inversor conservador, el que valora la preservación del capital por encima de todo, y ya hemos dicho que hay alternativas mucho mejores que colocar el dinero en depósitos bancarios. Pero siendo este perfil muy respetable, también hay gente a la que le gusta ganar dinero, lo cual es igual de respetable.

Aquí, en España, cuando le dices a alguien que tu especialidad son los fondos de inversión -ojo, que no lo único que recomendamos- te ponen cara de pena, como si quisieran decirte: “Lo siento tío, vaya añito”. ¿Añito? ¡Firmo ahora mismo porque todos sean así! Si aquí lo único que ha ido verdaderamente mal es la renta variable española, nuestros bonos y los de algún otro “periférico”. ¡Pero si el Dax supera el 24% de rentabilidad en lo que va de año, el Eurostoxx está cerca del 10%, el S&P 500 sube un 12%, ... etc.! Y, por si esto fuera poco, los fondos de renta fija privada se mueven entre rentabilidades del 6%, los más tranquilos, al 12% -o más- los de menor calidad crediticia. Si va a regularizar, quiere ganar dinero y está dispuesto a asumir riesgos, el año que viene va a haber oportunidades para ganarlo. A lo mejor, incluso en la propia bolsa española. Ah, pero todo ello sin olvidar las dos reglas de Warren Buffett. Primera: lo más importante en los mercados es no perder dinero. Segunda: no olvidar nunca la primera. Yo, en el caso de un inversor agresivo, diría “no perder mucho dinero”, porque algún pelo tendrás que dejarte ocasionalmente en la gatera si quieres obtener grandes beneficios. Pero la filosofía que subyace es que su asesor -o usted mismo si no trabaja con un asesor- deben saber retirarse a tiempo si la situación se complica.

Al final, no hay peor ciego que el que no quiere ver. Es cierto que, entre la banca, y lo poco que se cuida a sí misma la industria de la inversión colectiva, que teniendo resultados excelentes en sus productos (fondos de inversión, etc.) han pasado desapercibidos. Si ha tenido la suerte de que el Estado esté hasta el cuello de deudas, acabo este “post” con el mismo consejo que le daba al principio: no estropee una gran oportunidad fiscal con una mala inversión. ¡Feliz puente!

(*) Billetes de 500 euros. Se les llamaba así porque eran como Bin Laden: todo el mundo sabía que existía, pero nadie lo había visto.

#13
Este articulo es lamentable, y solo puedo entenderlo desde la perspectiva de publicitar las EAFIs aprovechando la regularizacion fiscal.
Denosta los depositos a plazo, autentica oportunidad actual en España con los tipos actuales no vistos en otros paises, pero que no deja margen de actuacion ni de beneficio a una EAFI. Por tanto, no interesa que los clientes hagan depositos. Aqui ya se les ve el plumero.
Un EAFI siempre le &034;colocará&034; fondos y entre ellos la clase de un mismo fondo más cara, la retail, la peor para el cliente pero la que más retrocesión de comisión le abonará al &034;asesor independiente&034;. O lo que es lo mismo, de independiente nada de nada porque cobra comision.
Me sorprende la siguiente frase del articulo: &034;Si va a regularizar, quiere ganar y ESTA DISPUESTO A ASUMIR RIESGOS, el año que viene va a haber oportunidades para ganarlo&034;. ¿Pero que está diciendo? está diciendo sin tapujos que asumirá riesgos, riesgo de pérdida del patrimonio. Y esto lo dice despues de episodios como las participaciones preferentes en España.
Mi consejo: HUYAN como de la peste de las EAFIs pues en cuanto entren por la puerta ya le estarán analizando como chuparle la sangre....y el dinero!!
Ampliar comentario
#12
Señor Alvargonzalez, me parece curioso que un EAFI como el suyo hable de ser independiente...y hablé de que los depósitos no son interesantes cuando es el complemento de toda cartera bien gestionada.
Sería interesante saber que pasaría si los bancos retrocediesen comisiones a los EAFI como el suyo por productos como los bonos y los depósitos. Es sabido que los EAFI reciben parte de comision de los bancos por los productos que gestionen, evidentemente los fondos dan comisiones mucho más altas que los depósitos y los bonos corporativos!!
Por otro lado, tiene razón que muchos banqueros son meros colocadores de productos y no asesores, pero existen bancos y gestores que tienen ética y se dedican a gestionar el dinero de sus clientes.
Como buen gestor que le consideró, en toda cartera de un cliente tiene que existir una diversificación de producto...depósitos, bonos, fondos, acciones, estructuras, inmobiliario!!
Me gustaría que su ética este más enfocada a recomendar opciones y no a desprestigiar el sector, que también tiene gente que procura hacer las cosa con rigor.

Un saludo
Ampliar comentario
#11
el que se hayan regularizado un gran numero de patrimonios, no quiere decir que ingresen dichos fondos en territorio Nacional. En su mayor parte se quedaran donde están una vez declarados...solo los que se encuentran con dificultades de financiación recurrirán a repatriar los fondos para suplir la escasez de crédito producido por la voracidad de la Administración que sigue incurriendo en déficit de forma imparable aunque gracias a las restricciones que impone Bruxelas, empiezan a plantearse reducir sus gastos ante la evidencia de que no pueden esquilmar más a la población, ni al sector privado productivo.
Ampliar comentario
#10
EXCELENTE, HONESTO Y ATREVIDO
FELICIDADES
Ampliar comentario
#9
6 Apoyo su petición.
Ampliar comentario
#8
Excelente artículo.

La búsqueda de procesos repetitivos [ciclos] es el santo grial de los historiadores bursátiles. Basar un proceso de inversión en los gráficos históricos puede conducir a la frustración e incluso la histeria.

No computa D. Luis los dividendos. Cualquier análisis histórico revelará que la parte del león del retorno de un inversor a largo plazo son los dividendos.

Creo que us mucho más constructivo para un proceso inversor a 20 años utilizar el P/E de Shiller que mide el precio en relación al promedio de los beneficios [en términos reales] de los diez años anteriores. Es fácil ver la correlación entre el retorno a 20 años y el P/E Schiller [http://www.econ.yale.edu/~shiller/data.htm]. El mismo dice que estamos por encima de la media, pero no predice un retorno real negativo para 20 años.

En todo caso, caveat emptor, D. Luis nos enseña la bolsa americana. La bolsa con el sesgo del superviviente. El pais más exitoso de los últimos cien años.

Desds luego, si en 2012 se produce lo que predice D. Luis y aunque pueda faltar un achuchón [como también predice], a 20 años, con todo para dentro. Hasta casi hipotecar la casa.
Ampliar comentario
#7
Excelente artículo D. Luis, sobre todo para quienes estuvimos en bolsa hace unos años como simples particulares sin acabar de hincarle el diente a las ondas de Elliott ni la teoría de DOW, por considerar ese estudio largo y para profesionales.

Es la primera vez que leo una explicación práctica sobre esos ciclos apta para entender por cualquier gacela que quiera intentar la estrategia &034;bear&034;. Con eso y un buen estudio a fondo de cinco, o siete como mucho, empresas sólidas, poco endeudadas, actividad no cíclica y bien posicionadas en su campo, se puede intentar algo a largo plazo si se tiene la edad adecuada para esperar el tiempo necesario [si no se tiene mejor no entrar ni a corto salvo profesionales].
Ampliar comentario
#6
A la Dirección de EC: por favor cuiden a estos colaboradores que elevan considerablemente el nivel de su publicación. Gracias.
Ampliar comentario
#5
Excelente artículo,muy instructivo y claro.

Son de la clase que no abunda.

Gracias.
Ampliar comentario
#4
Enhorabuena por su artículo, Sr Riestra. Es lo mejor que se ha visto en este medio a lo largo de este mes de agosto. Independientemente de que se esté de acuerdo o no con sus análisis y de que éstos al final resulten correctos o no, lo cierto es que es muy de agradecer que haya usted creado un artículo con contenido, en el que se &034;moja&034;, ofrece datos y opiniones, y no un mero relleno como estamos acostumbrados a leer últimamente.

Quedamos impacientes a la espera de su continuación. Saludos y siga así.
Ampliar comentario
#3
Magnífico artículo.
Ampliar comentario
#2
Excelente artículo de información y opinión.
Yo apunto a que noto entre los supervisores y autoridades económicas una especie de principio de salvar al mercado que no sé si se daba en otras crisis bursátiles, cierta vez leí que la capitalización bursátil y por tanto la influencia en la crisis del 29 era mucho menor que la actual.
Sospecho que, las autoridades económicas harán todo lo posible para evitar que, por ejemplo el IBEX 35 baje de 6000 puntos, por la importancia que tendría este efecto en ciertos patrimonios y compañías y en el devenir económico general. Ya han prohibido las ventas a corto en el sector financiero, los tipos pueden bajarlos al 0,25% y así...
Roubini, un tipo muy influyente últimamente habló incluso de desconectar los mercados, de cerrarlos,...
Ampliar comentario
#1
Este hombre sabe mucho. Y lo que no sabe se lo estudia por las noches. Buen artículo.
Ampliar comentario