La grabación y edición en video es una de las estrellas de los diferentes markets de apps. Las aplicaciones de vídeo han convertido nuestros teléfonos en potentes cámaras y estudios de edición, muy sencillos pero con resultados que nos pueden hacer pasar por alguien que sí sabe algo de eso llamado rodar. Repasamos algunas de las apps de vídeo que más nos gustan.

Vine (gratis): Empezamos por una app que ha logrado convertirse en un clásico en pocos meses. Seguro que todos los que leéis habitualmente esta sección conocéis Vine de sobra. Para los que no, se trata de una especie de Twitter del vídeo que te permite producir vídeos de seis segundos y reproducirlos en loop. Es muy sencilla den usar y está da rienda suelta a la creatividad de muchos. 

Vyclone ( gratis): Es una app para que hagamos vídeos entre todos, para que cuando nos juntamos en un concierto o en una fiesta podamos unir lo que cada uno ve y rodemos de forma colaborativa. La idea le vino a la cabeza al hijo del cantante Sting cuando en un concierto vio a miles de móviles apuntándole con sus cámaras. Después del concierto creó esta app de vídeo colaborativo.

Vidstitch Pro for Intagram (0,89 euros): Es, resumiendo, la app que más nos ha gustado últimamente. Nos permite realizar composiciones o collages con varios vídeos. Sólo tenemos que elegir la plantilla para el collage, grabar los vídeos o elegirlos del carrete, y listo. El resultado es realmente divertido y creativo. Es una buena manera de agrupar varios vídeos y fotografías, y mostrarlos a la vez.

Viddy (gratis): Esta app es un todo en uno a la hora de grabar vídeos. Podemos grabar y posteriormente editar nuestros vídeos; o “embellecerlos”, como dicen sus creadores, en pocos pasos. El resultado son pequeñas películas que puedes compartir en redes sociales como Facebook o Twitter, en Youtube o Tumblr, pero también en la propia red de usuarios de Viddy.

Magisto (gratis): Es una popular app de vídeo con el que crear peliculitas sencillas y divertidas. Digamos que es una especie de Thermomix del vídeo. La clave la lleva en el nombre: lo hace la propia app por arte de magia. Basta con elegir el vídeo, la música y el theme y la app lo mezclará solo, sin necesidad de tener ningún conocimiento de edición.