Lo dijo Cruyff y lo pensaba (sin decirlo) Guardiola: Neymar, de gallo a gallina

El holandés, que siempre decía lo que pensaba, no fue partidario de meter al brasileño en el mismo vestuario que Messi. Pep pensaba lo mismo, pero no lo dijo. El tiempo les ha dado la razón

Foto: Pep Guardiola saluda a Neymar durante las semifinales de la Liga de Campeones entre el FC Barcelona y el Bayern. (EFE)
Pep Guardiola saluda a Neymar durante las semifinales de la Liga de Campeones entre el FC Barcelona y el Bayern. (EFE)

Si hay una diferencia entre Johan Cruyff y Pep Guardiola es que mientras el holandés siempre decía públicamente lo que pensaba, su discípulo más aventajado siempre se piensa mucho lo que dice, salvo cuando se mete en política, claro, que entonces lee lo que le ponen delante. Cuando el FC Barcelona estaba a punto de cerrar el fichaje de Neymar, el añorado Johan no tuvo ningún problema en mostrarse contrario a una operación que, por cierto, a día de hoy seguimos sin saber cuánto costó exactamente. Por supuesto, El Flaco no cuestionaba la calidad futbolística del brasileño, sino lo que podría ocurrir -y finalmente ha ocurrido- al meterle en el vestuario donde el líder indiscutible era y es Messi. "Yo no pondría dos gallos en un mismo corral", aconsejó Cruyff, para añadir que "siempre hay que aprender del pasado. Si lo estudias, ya sabes lo que está bien o mal hecho. ¿Qué necesidad hay de fichar a Neymar teniendo a Leo?", preguntó.

Alonso CastillaAlonso Castilla

Por su parte, Guardiola fue mucho más cauto en sus declaraciones, eso sí, cuando el fichaje del brasileño ya estaba cerrado. Y lo fue a pesar de que cuando él aún estaba en el banquillo del Camp Nou y Joan Laporta le planteó la posibilidad de traerlo, Pep se mostró contrario, precisamente por el mismo argumento que esgrimió el sabio Johan. Quién mejor que el ahora técnico del Manchester City para ser consciente de ello después de haber tenido que prescindir de Etoo y, sobre todo, de Ibrahimovic por incompatibilidades con Messi. "Seguro que Leo y Neymar funcionarán juntos, porque uno es el mejor jugador de la historia y el otro es un jugador buenísimo", declaró sin embargo el entonces primerizo entrenador del Bayern de Múnich.

Claro que Cruyff fue más lejos y, con el brasileño ya vestido de azulgrana, dijo: "Yo me habría planteado la posibilidad de vender a Messi y es algo que algunos estarían de acuerdo y otros no. Porque estás hablando de un equipo, de sus jugadores, de todos sus entornos, de sus intereses... Hay demasiadas cosas que entran en juego. Por eso es tan difícil dirigir una plantilla con tanta calidad, hay muy poca gente que sirve para hacer esto. Yo no me habría arriesgado a traer a Neymar".

[Lea más noticias sobre el FC Barcelona]

Cabe recordar que, tal y como informamos en El Confidencial, al inicio de este mismo verano el Paris Saint Germain hizo una oferta al argentino de 60 millones netos por temporada. Cierto es que su cláusula era de 400 millones, por los 222 de Neymar, pero Leo aún no había renovado y acababa contrato en 2018, por lo que de no haber querido ampliarlo, el Barça se hubiera visto obligado a negociar. Por fortuna para los culés esto no sucedió, pero la venganza de Qatar con la directiva que preside Josep Maria Bartomeu se ha 'cobrado' llevándose, no al 10, pero sí al 11."El adiós de Neymar es una prueba más de la incompetencia de esta Junta y, por problemas económicos, necesitan venderlo sin que se note", escribió Laporta en su cuenta oficial de Twitter.

Messi y Neymar, en uno de los recientes actos publicitarios del FC Barcelona. (Reuters)
Messi y Neymar, en uno de los recientes actos publicitarios del FC Barcelona. (Reuters)

Sobre si con Neymar podrían repetirse los mencionados problemas que Messi tuvo con Etoo o Ibrahimovic, Cruyff también fue claro y premonitorio: "Según lo planteas, parece que Messi es un dictador: Cuando tú tienes la posibilidad de ser el mejor en cada partido, tienes que ser un poco dictador porque no sólo se la juega el equipo, sino también el número uno y su prestigio. En ese sentido, la presión sobre Messi es enorme porque todo el que va al campo quiere ver maravillas. Y para que salgan esas maravillas las cosas tienen que funcionar. Es lógico porque tú estés por encima del resto y si las cosas no salen bien al primero que le van a pegar es a ti. Es el problema de ser el número uno, por eso tienes que ser muy exigente con todo tu equipo. Dentro y fuera del campo". Palabra del '14'.

Cuando Villa recaló en el Barça, Messi le marcó territorio al decirle que "aquí los goles son cosa mía". Es cierto que con el paso de los años el argentino ha ido cediendo terreno en el apartado goleador y que con Luis Suárez y Neymar formaba un tridente, conocido como la MNS, que se llevaba y se entendía muy bien tanto dentro como fuera del campo. Pero, claro, además del pesetero de su padre, gran comisionista y peor agente, parece claro que Neynar se ha cansado de estar a la sombra de Leo y quiere tener un equipo solo para él. La duda es si el PSG es el adecuado, aunque esto lo veremos en unos meses.

Kike MarínKike Marín

Curiosamente, los 222 millones de la cláusula de rescisión que tendrá que abonar el PSG por el brasileño es la cantidad que Joan Laporta dijo que el FC Barcelona acabaría pagando por el brasileño. "Primero aseguraron que habían pagado 57 millones, después subieron a 86 y más tarde le dieron otros 13,5 a Hacienda como pago preventivo por si el club era culpable en el supuesto fraude fiscal. En total, 100 millones, a los que hay que añadir 122 derivados de los procesos judiciales". Viendo el dineral que Qatar, vía Paris Saint Germain, va a pagar por Neymar "se me pone la gallina de piel", que diría Cruyff. Y, sí, así es como el gallo se marcha del Barça, como una gallina y un padre al que el fútbol le importa un huevo.

A mi bola

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
17 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios