El Chelsea pone en venta a Kepa por su rebeldía

La negativa del portero español de abandonar el terreno de juego ha molestado mucho al multimillonario ruso, quien desde su 'exilio' en Tel Aviv ha ordenado poner en venta a Kepa

Foto: Kepa, con Sarri detrás, camino del banquillo en el partido contra el Tottenham. (EFE)
Kepa, con Sarri detrás, camino del banquillo en el partido contra el Tottenham. (EFE)

Lo escribí hace un par de años a propósito de la cara de pocos amigos que Cristiano Ronaldo le puso a Zidane cuando éste le sustituyó en el Estadio Gran Canaria: "Aunque es posible que la mayoría de los aficionados lo desconozcan y puede que hasta muchos futbolistas también, si en un partido hay un cambio y el jugador sustituido no quiere salir del campo, el árbitro tiene que ordenar que se reanude el juego y no se realice la sustitución". La verdad es que, quitando el caso de Messi con Luis Enrique al que hice referencia en el citado artículo, hasta el de Kepa con Sarri en el Chelsea no recuerdo una ocasión en la que pudiera corroborarse lo que publiqué.

El Reglamento del fútbol deja claro que "si un jugador que debe de ser reemplazado rehusara salir del terreno de juego, el partido continuará”. Es decir, que el portero español estaba en su derecho de negarse a salir del campo en la final de la Carabao Cup contra el Manchester City y la actuación del árbitro fue la correcta. Ahora bien, además de ser un incidente que ha dañado la imagen del equipo y del club londinense, a la poca profesionalidad de Kepa al desobedecer las órdenes de su entrenador se une la falta de autoridad de éste, quien además se encuentra en la cuerda floja. De hecho, si aún sigue en el puesto es por lo mucho que deberían pagarle.

Es cierto que Kepa pidió disculpas por lo que él mismo calificó de “gran error". Mas, sabida es la mentalidad del fútbol británico, donde perdonan, pero no olvidan comportamientos como este tan alejados del 'fair play'. Y es que más que la desobediencia a Maurizio Sarri, en el club molestó la falta de respeto a sus compañeros y, sobre todo, a la afición del Chelsea. Esto último ha sido lo que ha llevado a su todavía propietario, Roman Abramovich, a ordenar que el ex guardameta del Athletic sea puesto en el mercado. El magnate ruso no tolera su rebeldía. Tal es así, que los blues ya han empezado a buscarle sustituto por si llegara una buena oferta por él.

Kepa, durante un calentamiento con el Chelsea. (EFE)
Kepa, durante un calentamiento con el Chelsea. (EFE)

Claro que el hecho de que el Chelsea pagara al Athletic de Bilbao los 80 millones de su cláusula de rescisión no facilita su salida. ¿Quién podría acercarse a esa cantidad? En la Premier la mayoría de las porterías están bien cubiertas, al menos en el puesto de titular, lo único que podría mover a Arrizabalaga de Stamford Bridge, aunque al Real Madrid se marchaba de suplente... ¿Y en LaLiga? ¿Quizás el Athletic? Una vuelta complicada después de cómo se marchó.

Abramovich y la venta del Chelsea

Lo más curioso de todo es que Abramovich también tiene puesto en venta al propio Chelsea, por una cantidad que supera los 2.500 millones de libras y una condición: que el club londinense no caiga en ningún caso en manos de un comprador inglés. Como es sabido, el magnate ruso perdió la residencia británica al no renovarle el permiso especial de residencia en calidad de inversor destacado en el Reino Unido y ha fijado su residencia en Tel Aviv. Como todos los judíos, y Roman lo es, tiene derecho a la nacionalidad israelí por la denominada Ley del Retorno. La prensa hebrea fue la primera que informó que el dueño del Chelsea presentó la solicitud en la Embajada de Israel en Moscú y unos días después aterriazaba allí.

Pero, volviendo a Kepa, además de una sanción de una semana de sueldo, el portero fue suplente en el 2-0 de su equipo al Tottenham. "Merecía banquillo por el gravísimo error que cometió", explicó Sarri. “Ahora dejamos el asunto y Kepa estará en el futuro con nosotros”, añadió el italiano. Este domingo el ex guardameta del Athletic recuperó su sitio en Craven Cottage, donde completó una buena actuación y equipo ganó 1-2 al Fulham. Sin embargo, no se engañen, salvo giro inesperado o una venta inminente del Chelsea, ni Sarri ni Kepa parecen tener futuro en el club inglés. Esta vez es Abramovich quieren les quiere dar... pasaporte.

A mi bola
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
13 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios