La indignidad del Barcelona con Neymar y el papel (o papelón) del Real Madrid

Mientras el Barça negocia a cara descubierta el regreso de un futbolista que incluso le denunció ante la FIFA, el Real Madrid espera agazapado como 'cómplice' del PSG

Foto: Neymar, durante una reciente sesión de entrenamiento con el PSG. (EFE)
Neymar, durante una reciente sesión de entrenamiento con el PSG. (EFE)
Autor
Tags
Tiempo de lectura6 min

Pocas veces las negociaciones de un fichaje se están pudiendo seguir con tanto lujo de detalles y de manera prácticamente telegráfica. "La reunión celebrada este martes en París entre PSG y FC Barcelona para el traspaso de Neymar terminó sin avances significativos". STOP. "El primer encuentro oficial duró tres horas y en él estuvieron presentes el secretario técnico del Barça, Eric Abidal, junto al directivo Javier Bordas y el intermediario André Cury, y el director deportivo del club francés, Leonardo". STOP. "El equipo catalán planteó el canje de Neymar por Coutinho, al que da un valor de 120 millones de euros, y 80 más, una cifra considerada muy baja por el PSG". STOP. "El Barça podría añadir como moneda de cambio a Rakitic, aunque el PSG prefiere a Semedo, con una cláusula de rescisión de 100 millones". STOP.

Pues sí, aunque cueste entenderlo, ya lo dijo el mítico Vujadin Boskov: "fútbol es fútbol". Solo así puede explicarse que el equipo del que Neymar se marchó previo pago de su cláusula de rescisión de 222 millones -algo que, si la memoria no me falla, solo ha hecho Luis Figo- ahora esté intentando sacar dinero de donde y como sea para repescarle. Y, quizás lo peor de todo, solo porque el brasileño no quiere seguir en París y los propietarios del PSG saben que no tienen más remedio que venderle a uno de los dos clubes que hoy por hoy pueden afrontar su fichaje, Barça y Real Madrid, después de que la Premier haya echado el cierre a su mercado.

[Los detalles de la reunión del Barcelona y el PSG y la táctica con la que espera Florentino]

Por si lo habían olvidado, Neymar no solo se marchó de malas maneras de Barcelona, sino que incluso denunció al club catalán ante la FIFA y tuvo la poca vergüenza de exigirle 40 millones de euros de la prima de renovación. De hecho, el Barça aún reclama al brasileño 8,5 millones por incumplimiento de contrato, toda una paradoja llegado el caso de tener que negociar su vuelta, aunque para ello primero deberá alcanzar un acuerdo con el PSG. Y ya que estamos, también podíamos recordar cómo se presentó 'Ney' en el memorial del difunto Johan Cruyff: ropa informal, gafas de sol redondas y una gorra puesta del revés. Impresentable, sí, y una falta de respeto a quien, por cierto, tanto cuestionó su fichaje una vez y a buen seguro que no dudaría en hacerlo ahora también.

Los aficionados del PSG no quieren a Neymar en su equipo y así se lo dijeron en esta pancarta: 'Vete de aquí'. (EFE)
Los aficionados del PSG no quieren a Neymar en su equipo y así se lo dijeron en esta pancarta: 'Vete de aquí'. (EFE)

El Real Madrid, 'cómplice' del PSG

"Si hay oferta de Barça y Madrid, Neymar elegiría al Barça". Solo esta afirmación de una persona cercana al entorno del futbolista del Paris Saint-Germain debería bastar para que el Real Madrid ni se planteara su fichaje, algo que a buen seguro en el Bernabéu negarán estar haciendo, al menos mientras el FC Barcelona negocie la vuelta del brasileño a cara descubierta y, como suele decirse, con luz y taquígrafos para que todo el mundo se entere. Se trata de una cuestión de orgullo, honor o dignidad, justo lo contrario de lo que están demostrando tener los dirigentes del club catalán, con su presidente, Josep Maria Bartomeu, a la cabeza.

Sin embargo, sabido es que los valores de Florentino Pérez poco o nada tienen que ver con los que históricamente han significado al Real Madrid y en los que cuesta encajar la figura de un futbolista tan controvertido y mercenario como Neymar, por muy bueno que sea y muchas camisetas pueda vender. “Neymar quiere dos cosas: la primera es salir del PSG y la segunda, jugar en el Barcelona. Si la segunda no se cumple, iría al Real Madrid, porque no hay otra", asegura la misma voz cercana al brasileño por si aún queda alguna duda.

Pero ahí está el Real Madrid, agazapado en el papel (o papelón) de 'cómplice' del PSG, a quien en cualquier caso puede ayudar a que la salida de Neymar sea por más dinero, ya sea en millones o los jugadores que puedan acabar entrando en la operación. ¿Que el brasileño se pone finalmente a tiro? Pues se venderá como una ocasión que no se podía desaprovechar y que una vez más Florentino se ha adelantado al Barça. ¿Que Neymar acaba volviendo al Camp Nou? Pues la operación habrá sido lo suficientemente satisfactoria para el jeque Nasser Al-Khelaïfi, quien lo tendrá en cuenta a la hora de sentarse a negociar con Florentino por Mbappé, un futbolista llamado sí o sí, más tarde o más temprano, a vestir de blanco y no precisamente del que visten los cataríes.

Nasser Al-Khelaïfi y Florentino Pérez, máximos dirigentes de PSG y Real Madrid, respectivamente. (EFE)
Nasser Al-Khelaïfi y Florentino Pérez, máximos dirigentes de PSG y Real Madrid, respectivamente. (EFE)

¿Dónde encajaría mejor Neymar?

Si hablamos de lo que menos suele importar a los dirigentes, es decir, del aspecto puramente futbolístico, resulta que en el Real Madrid la marcha de Cristiano Ronaldo sigue sin estar cubierta, de ahí que para Zidane sería relativamente sencillo encajar a Neymar junto a Hazard y Benzema, toda vez que Bale no entra en los planes del técnico francés, Jovic ya le deja dudas y tanto Vinícius como Rodrygo están aún por hacer. Por contra, en el Barça no es tan fácil que Valverde pueda hacerle un sitio al brasileño junto a Messi, el gran valedor para el regreso del brasileño, Luis Suárez y Griezmann, además de Dembelé, a priori su sustituto, tal y como el propio Bartomeu vendió a su afición.

Es evidente que el tiempo le ha demostrado a Neymar el error que cometió cuando, forzado por el usurero de su padre, decidió marcharse al PSG, un club de plástico futbolísticamente hablando, por más que el dinero de Catar lo haya recubierto de oro y títulos, aunque todos ellos menores. Eso sí, al menos sus aficionados aún mantienen un poco de orgullo y prueba de ello es que en el partido contra el Nimes no dudaron en recibir al brasileño con gritos, insultos y pancartas en los que le invitaban a irse. La pregunta ahora es saber a dónde, si de vuelta al Barça o de rebote al Real Madrid. Vamos, que lo mismo da que les da lo mismo. Tanto dinero como tan poca dignidad. Asqueroso todo, sí.

A mi bola
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
13 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios