Y lo próximo, ¿un álbum de cromos con las futbolistas "en paños menores"?

Desde Panini justifican la ausencia de una colección de cromos de fútbol femenino a que en el Mundial no se vendieron, pero una vez más la guerra entre la RFEF y LaLiga pasa factura

Foto: Cromos hechos por María Vázquez para que el fútbol femenino también tenga su propia colección
Cromos hechos por María Vázquez para que el fútbol femenino también tenga su propia colección

"Por desgracia está lejos de producirse", confesó Lluís Torrent, director general de Panini España, tras anunciar que la editorial encargada de las colecciones oficiales de LaLiga no sacará un álbum de cromos de la competición de fútbol femenino, tal y como se esperaba. Su explicación, al menos desde el punto de vista empresarial, sonó irrefutable: "Lo sacamos en el Mundial de Francia y no funcionó nada. Todos los que defienden el fútbol femenino se olvidaron de ir a comprar los cromos que sacamos en el Mundial. Y yo tengo una empresa...".

El álbum de la temporada 2019-2020 se presentó en un acto en el que, junto al mencionado Torrent, estuvieron Javier Tebas, presidente de LaLiga; Fernando Sanz, director de Relaciones Institucionales y del proyecto Embajadores y Leyendas de LaLiga; Fernando Morientes, embajador de LaLiga, y Joaquín, capitán del Betis y jugador con más presencia en la colección de Panini, presente en 19 de las 48 colecciones con 22.000 cromos. Es decir, sin ninguna presencia femenina, pero también completamente al margen de la Primera Iberdrola, la 'nueva' competición que se ha sacado de la manga la Federación Española de Fútbol (RFEF) solo para quitarle a LaLiga el control del fútbol femenino, a cuyo amparo tanto ha crecido estos últimos años.

Fueron numerosas las críticas a Panini al considerar una falta de respeto culpar a los consumidores. Sobre todo porque la mayoría iban acompañadas de quejas de lo complicado y en algunos casos incluso imposible que había sido encontrar, y por tanto poder comprar, los cromos del citado Mundial. "Queridos chicos y chicas de Panini: Soy Nuria Cebrián Bernabé, tengo 8 años y me gusta coleccionar vuestros cromos de fútbol". Así empezaba la carta que esta niña envió a la editorial en la que les pedía que editaran un álbum de la liga de fútbol femenino. "He pensado que si vosotros sacáis un álbum de fútbol femenino habrá más niñas como yo que se animarán a coleccionarse los cromos y así las chicas futbolistas se harán tan famosas como los chicos (...) ¡Las chicas al poder!", acababa la baldía petición.

En esta misma línea, June Benedicto Ezkerra lidera una campaña que consiste en recolectar firmas para que saquen un álbum del campeonato de fútbol femenino. "Desde los 5 años mi hija ha tenido que escuchar varias veces que las niñas no pueden jugar al fútbol o sutilmente no le pasaban la pelota. Ella sigue jugando y hace medio año me dijo que le parecía mal que no hubiese mujeres en los cromos de LaLiga. Le dije que estaba de acuerdo pero que no podía hacer nada. Ella me soltó que quería llamar a quien hiciese esos cromos para decírselo. Al final escribió un mail, pero no le han hecho ni caso. Y por eso he querido ayudarle. ¿Le ayudas tú también?”, explicó June.

Más allá de las palabras ha ido María Vázquez, quien decidió crear su propia colección de cromos, que ella imprime y plastifica. El resultado puede verse en su cuenta de Twitter, @MariquillaVC, donde también hace un llamamiento pidiendo ayuda, aunque lo tiene complicado y todo quedará en una reivindicación más. Mientras los clubes, los únicos propietarios de los derechos, no se impliquen y una editorial vea rentable la inversión, cuesta creer que las futbolistas vayan a tener su propia colección, aunque visto el postureo que hay con el deporte femenino en general, y por parte de Luis Rubiales con el fútbol en particular, a saber.

Acto de presentación del álbum de LaLiga de Panini.
Acto de presentación del álbum de LaLiga de Panini.

Cabe recordar que la relación de Rubiales con el fútbol femenino no pudo empezar peor. Así, en el sorteo del calendario de la temporada pasada, el recién llegado a la presidencia de la RFEF se convirtió en protagonista al decir sobre las futbolistas presentes "sé que han venido un poco medio en paños menores, pero venid aquí". Un comentario muy desafortunado, pero que refleja el machismo que aún impera en el fútbol y en otros deportes, donde las mujeres no quieren un trato preferencial de cara a la galería, sino tener las mismas oportunidades y a partir de ahí generar lo que puedan generar, a la sombra del fútbol masculino, que es donde se mueve el dinero, más allá de las subvenciones.

"¿Qué es exactamente "ir en paños menores"?", preguntó un usuario o usuaria de la Fundéu BBVA. "Ayer escuché esta expresión en una rueda de prensa para referirse a unas chicas que iban vestidas de modo informal (pantalones cortos, camisetas...) y tengo dudas sobre cuál es realmente su significado". Según la citada fundación creada a partir del Departamento de Español Urgente de la Agencia EFE, "en paños menores es una locución adverbial que se utiliza para referirse a la persona que va vestida únicamente con ropa interior, tal y como indica el Diccionario académico, de modo que no es adecuada en el contexto que cita (a menos que fuera intención del que hablaba, como ironía, equiparar esas prendas con la ropa interior)".

Primera Iberdrola, solo por borrar Liga

Quizás la solución para que el fútbol femenino español tenga su colección de cromos sería hacerla conjuntamente con la de LaLiga, aunque dudo mucho que Javier Tebas lo aceptara después de haber pedido el control de la Liga Iberdrola, a la que tanto y tan bien ha contribuido durante los últimos años el trabajo de la Asociación de Clubes de Fútbol Femenino (ACFF) que preside Rubén Alcaine. Y es que, claro, volvemos a problema de siempre. Como LaLiga y la RFEF están enfrentadas, y la segunda lo único que ha hecho, además de cambiarle el nombre a la competición, ha sido intentar subyugar a los clubes, las que vuelven a pagar el pato y se han quedado sin colección ha sido las futbolistas.

"Una de las cuestiones que me planteé a mi llegada a la federación es dar un nuevo impulso al fútbol femenino", aseguró Rubiales en la presentación de la nueva Primera Iberdrola, es decir, lo mismo pero sin la palabra Liga. "La locomotora que tiene que tirar del fútbol femenino en este país es la Federación", añadió el expresidente del sindicato AFE, con todo lo siniestro que ello conlleva. De momento, en la primera jornada ya hubo lío en el partido entre el Madrid CFF y el Betis, pues el club local no dejó entrar las cámaras de Mediapro. Quién sabe, igual su siguiente ocurrencia es que la RFEF edite un álbum de cromos en el que las futbolistas salgan "en paños menores". Visto lo visto, yo no lo descartaría e igual hasta Panini consideraría que puede hacer negocio. Triste, pero real. ¿De verdad alguien piensa que a Tebas y no digamos ya Rubiales les importa algo el fútbol femenino? Ingenuas...

A mi bola
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios