El impulso del Madrid al fútbol femenino duró hasta el 9-1 del Barça... al Tacón

El madridismo aún puede evitarlo. Este domingo la Asamblea de Socios debe aprobar la absorción del CD Tacón, cuyo estreno en la Liga Iberdrola fue noticia... al ser el Real Madrid

Foto: La guardameta del CD Tacón, Yohana Gómez, tras encajar el cuarto gol del FC Barcelona en el estadio Johan Cruyff. (EFE)
La guardameta del CD Tacón, Yohana Gómez, tras encajar el cuarto gol del FC Barcelona en el estadio Johan Cruyff. (EFE)

Efectivamente, blanco y en botella no siempre es leche, aunque lo normal es que lo sea, de ahí tan popular expresión. Del mismo modo, un equipo que viste de blanco y con el escudo del Real Madrid, aunque sea en los dorsales, lo normal es que sea el Real Madrid, pero depende... Antes del partido del sábado pasado contra el FC Barcelona, era el Real Madrid, pero después del 9-1 que las catalanas endosaron a las madrileñas, volvió a ser el CD Tacón. Realmente, la conversión aún no se ha producido, por lo que la nomenclatura del equipo femenino madridista aún no está registrada. Sin embargo, son tales las ansias de algunos medios por usarla, que se genera confusión y hasta se roza el ridículo.

"El Madrid da el impulso decisivo al fútbol femenino", tituló un diario la previa del mencionado partido correspondiente a la primera jornada de la Liga Iberdrola, ahora llamada Primera Iberdrola porque así lo ha querido el ocurrente Rubiales solo para arrebatársela a LaLiga de su archienemigo Tebas. "Paliza del Barcelona al Tacón en su estreno en la Primera Iberdrola", tituló el mismo medio la crónica del mismo partido. Es decir, que "el impulso decisivo al fútbol femenino" del Real Madrid no duró ni tres horas, el tiempo que transcurrió entre un artículo y otro, al menos en lo que a compartirlo en las redes sociales se refiere y así se puede constatar.

[Las denuncias por fraude que pueden dejar al Madrid sin equipo femenino]

Y es que, como podía leerse en las crónicas de este primer Clásico -o igual no, visto lo visto- del fútbol femenino español, si un equipo va de azulgrana y el otro de blanco, si uno es de Barcelona y el otro de Madrid, si uno juega en el Johan Cruyff y el otro en el Alfredo di Stéfano, si el partido lo retransmiten Barça TV y Real Madrid TV, sí o sí se trata de un partido de máxima rivalidad. El problema, claro está, es que el duelo fue muy desigual, pues mientras el Barça no solo es el actual subcampeón de Europa, sino que cuenta con una larga trayectoria y experiencia en el fútbol femenino, el embrión del Real Madrid es un recién ascendido a la Liga Iberdrola, ahora Primera Ibedrola.

Tal y como informamos desde el primer momento en El Confidencial, la andadura del Real Madrid en el fútbol femenino empezó torcida. Y no solo porque la FIFA considera que la compra de una plaza va en contra de la integridad, sino porque se requieren una serie de trámites que, efectivamente, la Federación Española de Fútbol (RFEF) estaba dispuesta a saltarse, pero el Real Madrid afortunadamente no. Por no hablar de lo aquí también publicado sobre las denuncias al CD Tacón por impagos, amenazas y fraude a la Seguridad Social. Salvo que Florentino Pérez haya cambiado de opinión, y el 9-1 del Barça a buen seguro que no le hizo ninguna gracia, los socios madridistas refrendarán este domingo en la Asamblea del Real Madrid la anexión del CD Tacón y se consumará la farsa.

La delantera del FC Barcelona Mariona Caldentey conduce el balón ante la sueca del CD Tacón Kosovare Asllani. (EFE)
La delantera del FC Barcelona Mariona Caldentey conduce el balón ante la sueca del CD Tacón Kosovare Asllani. (EFE)

Como dice Marta Tejedor, actual entrenadora del Birmingham inglés y antes del propio Tacón, "es verdad que el nombre Real Madrid va a ayudar al aficionado y al mercado a poner el ojo en el fútbol femenino", aunque no tiene ningún reparo en añadir que "yo simpatizo más con otro tipo de proyectos, no de comprar la plaza a un club y poner tu sillón en Primera. Simpatizo con proyectos más elaborados, de desarrollo, de ganarte ese puesto". Y así debería ser. Si algo conserva, o al menos conservaba, el fútbol femenino era la pureza de esos deportes donde el dinero no lo ha corrompido todo y, hasta la irrupción de Rubiales, el fútbol profesional le estaba aportando lo más importante de todo: sostenibilidad.

Lo que da... y lo que quita el Madrid

Negar que la entrada del Real Madrid en el fútbol femenino va a dar una mayor repercusión mediática sería de necios. Sobre todo porque quedó demostrado cuando se conoció la noticia de que quería absorber al CD Tacón y quedarse con su plaza. Claro que, como indican voces autorizadas y no manipuladas, la llegada de un Madrid a lo Florentino, es decir, con el dinero siempre por delante, puede hacer un gran daño a fútbol femenino, pues no solo se corre el riesgo de abrir una gran diferencia salarial con el resto de clubes, sino que automáticamente va a provocar una inflación en el mercado de las futbolistas que la mayoría de equipos no va a poder (o querer) soportar.

De momento, y aunque el mercado se cierra el 20 de este mes, el CD Tacón ha hecho ya ocho fichajes: las delanteras suecas Kosovare Asllani y Sofia Jakobsson y la inglesa Chioma Ubogagu, que llegó procedente del Orlando Pride; Aurélie Kaci, ex centrocampista del Atlético de Madrid; Daiane Limeira, defensa brasileña cedida por el PSG; Thaisa Moreno, medio del Milan; la también centrocampista Ainoa Campo, ex del Madrid CFF; y Ana Vallés, ex portera del Rayo Vallecano. Eso sí, se desconoce el presupuesto porque el club no va a comunicar nada hasta después de este domingo, cuando los socios del Real Madrid deben refrendar la anexión. Sí, el madridismo aún está a tiempo de evitar el ridículo. Y no solo por el 9-1 contra el Barça. Blanco y en botella...

A mi bola
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios