Arbeloa, quien siembra 'likes' recoge 'haters' (que le ponen en su sitio)

Un artículo a propósito de la retirada de Villa convirtió en protagonista a Arbeloa y rescató un viejo debate en el fútbol: el palmarés es relativo y lo más importante es lo que se deja... en el campo

Foto: David Villa y Álvaro Arbeloa durante su etapa en la Selección. (EFE)
David Villa y Álvaro Arbeloa durante su etapa en la Selección. (EFE)

"Hoy resulta que es lo mismo ser derecho que traidor, ignorante, sabio, chorro, generoso, estafador. ¡Todo es igual, nada es mejor, lo mismo un burro que un gran profesor! No hay aplazaos ni escalafón, los inmorales nos han igualao... Si uno vive en la impostura y otro roba en su ambición, da lo mismo que si es cura, colchonero, rey de bastos, caradura o polizón. ¡Pero que falta de respeto, qué atropello a la razón! ¡Cualquiera es un señor, cualquiera es un ladrón!".

Aunque su contenido siga vigente, el tango 'Cambalache' al que corresponde esta letra fue compuesto en 1934 por Enrique Santos Discépolo. Lógicamente, tuvo un origen y un contexto, pero los males de la sociedad que se denuncian son aplicables a cualquier época y también a cualquier nación del mundo, especialmente la España actual. Lo peor es que ahora, para más inri, tenemos las redes sociales, por lo que el "¡todo es igual, nada es mejor, lo mismo un burro que un gran profesor!" se hace aún más evidente.

Sirva pues el tango 'Cambalache' para introducir lo sucedido con motivo del reciente anuncio de David Villa de que abandonaba el fútbol, "antes de que el fútbol me abandoné a mí", según declaró el propio delantero asturiano. Entre las numerosos artículos dedicados a esta despedida que a muchos, todo sea dicho de paso, les pilló con el pie cambiado pues pensaban que El Guaje ya se había retirado, en el diario 'Marca' hubo una crónica que hacía referencia a que, y cito textualmente, "la Generación de Oro que conquistó Eurocopa, Mundial y Eurocopa para el fútbol español está dando sus últimos días de luz".

Torres, Villa, Xabi Alonso, Xavi, Puyol y Arbeloa, en la imagen del artículo de Marca
Torres, Villa, Xabi Alonso, Xavi, Puyol y Arbeloa, en la imagen del artículo de Marca

Y añadía: "El último eslabón en colgar las botas ha sido David Villa. Antes de El Guaje ya dijeron adiós al futbol otros miembros de la época gloriosa del 2008 al 2012, en ella incluimos al propio Villa y a Puyol, que aunque no estuvieron en la última por lesión, les consideramos de dicha generación. Fernando Torres, Xabi Alonso, Xavi Hernández, Carles Puyol y Álvaro Arbeloa ya son historia del fútbol (...) A ellos podemos unir también a Víctor Valdés, Carlos Marchena y Joan Capdevila, que solo estuvieron en dos de esos tres éxitos y que también decidieron retirarse del fútbol hace unos años".

Pues bien, si por Generación de Oro se entiende a los futbolistas españoles que ganaron la Eurocopa de 2008, el Mundial de 2010 y la Eurocopa de 2012, evidentemente Arbeloa forma parte de ella. Pero otra cosa bien distinta es ponerle al mismo nivel de dos centrocampistas estelares como fueron Xavi Hernández y Xabi Alonso, dos delanteros como Villa y Torres cuyos goles fueron decisivos en algunos de esos títulos e, incluso, de un defensa mayúsculo como Puyol. Además de ser un futbolista de clase media, cabe recordar que, a diferencia de la Eurocopa 2012, en la que jugó los seis partidos, en la de 2008 Arbeloa solo disputó 90 minutos y en el Mundial de Sudáfrica, apenas 13.

Arbeloa, con la Eurocopa ganada en 2012, en la que sí participó y jugó todo los partidos. (EFE)
Arbeloa, con la Eurocopa ganada en 2012, en la que sí participó y jugó todo los partidos. (EFE)

'Trending Topic' en lugar de Villa...

De ahí las numerosas críticas que recibió el citado artículo. "Se nos retira el mejor goleador en la historia de España. El señor Don David Villa. Con perdón de Arbeloa, no sé en qué coñ... piensa Marca poniéndole a la altura de Torres, el propio Guaje, Xabi Alonso, Xavi o Puyol". Este fue uno de los comentarios más suaves que pudo leerse en Twitter, mientras otro más ingenioso se preguntaba: "¿Quién coño son los que están con Arbeloa?". Claro que el tuit que quizás mejor resumió todo fue este: "El día que se retira el Guaje Villa, Arbeloa es TT en Twitter. Sin comentarios".

No nos engañemos: Arbeloa se ha ganado a pulso tener una legión de 'haters', del mismo modo que tiene una legión de incondicionales que le han reído las gracias o dado 'me gusta' a comentarios que no hacían sino buscar el enfrentamiento, especialmente con el FC Barcelona, pero también con el madridismo que, a diferencia de él, no militó e incluso rechazó el 'mourinhismo' ni abraza el 'florentinismo'. Como era de esperar, sus más fieles seguidores salieron en su defensa apelando a lo único que podían: el palmarés, algo que en un deporte colectivo como es —o al menos debería ser— el fútbol es muy relativo.

Por cierto, desde Portugal nos llegan noticias de que Iker Casillas, retirado temporalmente tras el infarto que sufrió el 1 de mayo, apura sus opciones para regresar a los terrenos de juego con entrenamientos específicos en el gimnasio. El portero del Oporto, club al que llegó en 2015 tras 19 años en el Real Madrid, se resiste a abandonar el fútbol. Eso sí, el día que lo haga, en su caso no habrá dudas en asegurar que formó para de la Generación de Oro, aunque ya verán cómo sus 'haters', muchos de ellos casualmente seguidores de Arbeloa, sacarán lo peor de ellos mismos. Ya lo decía el tango 'Cambalache', "¡todo es igual, nada es mejor, lo mismo un burro que un gran profesor!".

A mi bola
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
22 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios