Lorena Torres: el órdago de Scariolo para que no se escape la medalla en Tokio
  1. Deportes
  2. Cartas Deportivas
Pablo Martínez-Arroyo

Cartas Deportivas

Por

Lorena Torres: el órdago de Scariolo para que no se escape la medalla en Tokio

Esta científica especializada en alto rendimiento es el nuevo fichaje del seleccionador español de cara a mejorar el aspecto físico del equipo en los Juegos Olímpicos

placeholder Foto: Lorena Torres durante su etapa NBA. (Philadelphia 73ers)
Lorena Torres durante su etapa NBA. (Philadelphia 73ers)

Nos hemos encontrado con una inesperada noticia en la prensa, que nos ha llamado mucho la atención. Lorena Torres, toda una PHd en Physical Education, que está trabajando con equipos de la NBA (estuvo en San Antonio Spurs 4 años, y ahora está con Philadelphia 76ers), acaba de fichar por la Federación Española para ayudar a Sergio Scariolo y al Equipo Nacional masculino en su persecución de otra medalla olímpica este verano, una misión como siempre complicada, pero jamás imposible para nuestros competitivos baloncestistas (hombres o mujeres) de estas últimas décadas.

Foto: Santi Aldama, la promesa española que triunfa en la NCAA. (Loyola)

He estado leyendo y escuchando a Lorena un buen rato, en diferentes medios e idiomas, y os dejo aquí algunos apuntes de su metodología.

“Con la élite, trato de hacer la mayor parte en la cancha”.

¿Y cómo se llega a los mejores para que cumplan los objetivos marcados? “Explain, explain, explain! -responde la doctora en su inglés con acento NBA-. Cuando eres capaz de explicarte bien, y de llegar con esa explicación, inmediatamente el jugador responde". “Hay algo que funciona siempre -continúa-, o al menos en la gran mayoría de las ocasiones; que el deportista entienda el motivo por el cual debe hacer las cosas. Ese ‘why’ detrás de cada propuesta”.

placeholder Scariolo, durante la última ventana FIBA dirigiendo a España. (Efe)
Scariolo, durante la última ventana FIBA dirigiendo a España. (Efe)

Parece muy fácil, Lorena. “Hazlo simple. Hazlo visual. Comunica bien. Establece una buena relación con los jugadores. Ten claro dónde quieres llegar con cada uno de ellos… No tengas miedo a los cambios, personaliza lo más que puedas, no trates a todos por igual… escucha por supuesto a tus clientes, ten en cuenta lo primero a los entrenadores… Conecta desde el primer momento con ellos… Entiende que la salud y el rendimiento no se pueden jamás separar…”.

En realidad, estos entrecomillados anteriores no tenían demasiado que ver con la necesidad del entrevistador, que había convocado a Lorena para preguntarle sobre todo por asuntos de ‘warables’, ‘gadgets’, ‘technological improvements’, y todo lo que al parecer distingue en la actualidad la preparación física en el deporte profesional. Estamos convencidos de que Sergio Scariolo, este español con acento italiano al que solo el premio Princesa de Asturias le haría justicia ya hoy por los servicios prestados, no estaba pensando tampoco en ellos al fichar a Lorena.

En ese momento, entre algunos términos incomprensibles, nos vino una historia que me contaron en la adolescencia. Corría el año sesenta y pico del siglo pasado cuando Ignacio Pinedo, un español con acento francés (incluso mejor jugador de mus que entrenador de baloncesto), había decidido incorporar al equipo a Bernardino Lombao (preparador físico pionero, fallecido hace un año). El equipo jugaba un día lejos de casa, las condiciones eran complejas… y un jugador veterano entró al vestuario con la pinta que tienen los buenos al caminar...

placeholder Lorena Torres, especialista en la mejora de rendimiento de alto nivel. (Philadelphia 73ers)
Lorena Torres, especialista en la mejora de rendimiento de alto nivel. (Philadelphia 73ers)

- “Ignacio; ¿Por qué tenemos que salir a calentar delante de todos cuando nadie lo hace así? ¿No podemos hacer la rueda de entradas a canasta igual que siempre?

Lombao no tenía entonces un solo ‘warable’ ni un 'gadget' de esos, pero sí mucha autoestima y, por encima de todo, la confianza del Ignacio para hacer lo que le viniera en gana. Tiempo después, en sus círculos de influencia, el jugador reconocía que “la preparación física de entonces nos dio un plus; teníamos a un entrenador visionario, imaginando escenarios por delante de nuestros rivales”.

- Sergio ¿de verdad es necesario llevar estos artilugios que nos pone Lorena para entrenar? ¿No podíamos hacerlo como el verano pasado?"

El escenario del cuento, 50 años después, ha cambiado. Pero me atrevo a adelantarles lo que Pau Gasol transmitirá a sus hijos adolescentes cuando les hable de Scariolo en unas décadas. Les garantizo que no será sobre warables o gadgets, y sí sobre la capacidad de su entrenador para manejarse por delante de la competencia.

Órdago a chica de Sergio. A ver qué cartas le presentan los rivales en Tokio.

Baloncesto Sergio Scariolo Philadelphia 76ers Pau Gasol
El redactor recomienda