¿Y si Iniesta se queda en Europa? Por el vino, ya vendido en China, no se irá
  1. Deportes
  2. Mata-dor
Javier Gómez Matallanas

Mata-dor

Por

¿Y si Iniesta se queda en Europa? Por el vino, ya vendido en China, no se irá

Este sábado por la noche fue ovacionado por el Metropolitano, un estadio más que se rinde ante Iniesta, el jugador que abandonará esta temporada el Barcelona para seguir jugando al fútbol

Foto: Iniesta celebrando su tanto este sábado en el Metropolitano. (Reuters)
Iniesta celebrando su tanto este sábado en el Metropolitano. (Reuters)

Andrés Iniesta nos va a dejar huérfanos de su fútbol de Fred Astaire. Si las negociaciones iniciadas concluyen con éxito, en unos días se sabrá cuál será su equipo en la Superliga China, si es que finalmente se va a esa liga. Ciertamente, Iniesta es el jugador que le falta a China para dar el salto definitivo. Su fútbol y su perfil es ideal para que el balompié de una vez por todas se extienda en el gigante asiático. Aún nadie ha conseguido desentrañar el misterio de por qué los chinos no son capaces de jugar bien al fútbol. Ni la teoría del hijo único, que apuntaba a que por el control de la natalidad de Mao Tse Tung los niños chinos crecían sin hermanos y eso les hacía no ser capaces de competir en un juego de equipo como el fútbol, lo explicaba con rotundidad.

En los últimos años los millonarios chinos que tienen equipos de fútbol se han gastado fortunas en fichar a grandes jugadores pero esas inversiones no se han traducido en una mejora de la forma de jugar al fútbol de los chinos. Después de los Camacho, Lippi, Cannavaro, Manzano como entrenadores y los Oscar, Tévez, Jackson Martínez, Hulk, Carrasco y tantos otros, quizás se Andrés Iniesta que el dé el empujón definitivo y su fichaje sea el punto de inflexión hacia la mejora de la Superliga China y, por tanto, de la selección de China, que para ello el Gobierno China puso como obligatoria la asignatura de fútbol en los colegios.

No quiere ser otro Xavi Hernández

Andrés Iniesta lleva varias semanas apuntando que anunciará su futuro a finales de este mes de abril. Ya se ha informado en todos los medios que cubren la información del FC Barcelona que la decisión está tomada y que su destino será China. Pero ojo, porque Iniesta maneja otras opciones y aunque la opción china parece la única, hay también posibilidades de que pudiera irse a un equipo europeo. Vaya donde vaya, después de la exhibición que pegó el manchego en la final de Copa del Rey ante el Sevilla se ha reabierto el debate de si podría seguir en el Barça dado que fue el mejor de su equipo y de la final. Pero Iniesta prefiere marcharse antes de pasar una temporada como la última de Xavi Hernández en la que iba saliendo del equipo, algo que se hace duro para un fijo en el once durante más de una década.

Foto: El palco real, presidido por Felipe VI. (EFE)

En las diversas informaciones que explican las claves de la marcha de Iniesta a China se ha apuntado que dentro de su fichaje por un equipo chino entra su bodega de vinos. No es exactamente así porque el salto del vino de Iniesta a China está negociado antes de su fichaje por un club chino. El acuerdo por el vino es anterior y no está vinculado a su futuro futbolístico. Es evidente que su presencia en China aumentaría las ventas de su producto en el gigante asiático, pero no se va porque vaya a vender vino. El de Fuentealbilla se va a China para seguir jugando al fútbol y ejercer de apóstol del tiqui taca. También influye la oferta económica, por supuesto, que se está concretando estos días, pero que también podría ser igual de potente viniendo de Europa.

Andrés Iniesta vive sus últimos días en el fútbol español (faltan ultimarse los clásicos flecos, pero no se esperan problemas ni paracaidistas ni cosas raras que lo impidan, aunque quizás en vez de a China a última hora podría salir a una potente liga europea u otro equipo), pero en el mes de junio y, esperemos que hasta mediados de julio, todos los españoles le podrán disfrutar en el Mundial de Rusia defendiendo a la Selección española. Iniesta es el gran ídolo de La Roja y todos los aficionados esperan verle rendir al nivel que lo hizo el sábado ante el Sevilla en la final de Copa disputada en el Metropolitano, al que ya le empiezan a llamar Wembley Metropolitano, por cierto. En lo que decide su futuro, hay que pensar que Iniesta es español. Y que juega con La Roja de Lopetegui el Mundial 2018.

Andrés Iniesta