El Real Madrid se adelanta al Barça en el plano económico

El Madrid, que vuelve a explotar sus tiendas físicas y online y los derechos de sus licencias, reanuda la Liga en mejor posición económica que su eterno rival

Foto: Florentino Pérez junto a Josep María Bartomeu. (EFE)
Florentino Pérez junto a Josep María Bartomeu. (EFE)

En 1998 Adidas se convirtió en sponsor oficial del Real Madrid. En el año 2012, Adidas adquirió además la explotación del retail (tiendas físicas), la tienda online y los derechos de licencias del Real Madrid para poder explotar la marca y aumentar la línea de negocio. A partir del próximo 30 de junio, el Madrid recupera estos derechos y, en principio, los explotará directamente. Adidas sigue siendo el sponsor oficial, pero se limita a hacer lo que hacía antes de 2012: ocuparse de hacer las camisetas, que es lo suyo.

La relación entre la firma más potente en el mundo del fútbol y el mejor y más valioso club de fútbol del mundo sigue siendo buena. Entonces, ¿por qué recupera el Madrid la explotación de las tiendas físicas y online y de los derechos de sus licencias? El Barcelona también hizo lo propio después de que Nike explotara los derechos de sus licencias un tiempo. Lo que buscan los clubes cuando ceden sus derechos a una empresa para que se los explote es garantizarse un mínimo garantizado y se quitan costes como un departamento dedicado a ello y los empleados de las tiendas donde se venden los productos oficiales, que también la explota esa empresa.

El crecimiento de la marca

¿Qué busca un club al recuperar esa explotación? Pues básicamente aumentar ese ingreso mínimo garantizado y buscar de nuevo empresas que consigan mayores ingresos, buscar al mejor postor que si te consigue más dinero por tus productos es porque es el que mejor los vende. Desde 2012 hasta hoy el Madrid ha pasado de una tienda física (la que tenía en la calle el Carmen) a 12 y su volumen de ventas online no dejan de crecer. El Real Madrid cuenta con un total de 150 empresas licenciatarias por todo el mundo que están a la espera de saber cómo será la nueva gestión de las licencias. Algunos de estos licenciatarios no tienen claro si el club internalizará la gestión o la cederá de nuevo a un tercero.

Adidas había llegado un acuerdo con la empresa Fanatics para explotar las tiendas físicas y la tienda online. Esa empresa es especialista y lleva toda la explotación de las grandes ligas de Estados Unidos (NBA, NHL, NFL y MLB) y así el Madrid al recuperar el control puede buscar una nueva empresa. La empresa Legends está muy bien posicionada porque gestionaría también el Nuevo Bernabéu, ya que cuenta con una gran experiencia en sacar rendimiento a grandes complejos deportivos en el mundo como el Yankee Stadium y el AT&T Stadium de la NFL, así como el Etihad Stadium de la Premier. En España, Legends ha colaborado con el Barça y con el Atlético.

El plan del Real Madrid es facturar más de 300 millones de euros al año con su nuevo estadio, por lo que prácticamente se doblaría el negocio actual. Para financiar la contrucción del nuevo estadio llegó a un acuerdo con el fondo Providence, que en principio no participará en la explotación del nuevo estadio, y solo ha participado en conseguir el dinero para la reforma del coliseo de La Castellana.

Messi saluda a Benzema en el clásico de esta temporada. (EFE)
Messi saluda a Benzema en el clásico de esta temporada. (EFE)

El Barcelona sale más tocado

El Barça recompró a Nike el control de la explotación de sus derechos de licencias y de venta en tiendas y online y ahora con la crisis del coronavirus no ha contado con ese mínimo garantizado que te asegura la explotación de un tercero y esta merma de ingresos se ha sumado a todas las pérdidas provocadas por el parón económomico provocado por la pandemia global.

Después de la crisis global del covid-19 que ha afectado la economía mundial, en el sector fútbol en España el Barcelona sale más tocado que el Real Madrid. Ya era una tendencia que se venía vislumbrando, pero ahora es una evidencia. Todos los clubes deberán pegar un tijeretazo de una media del 30 por ciento de sus presupuestos y el Madrid lo va a llevar mejor que el Barça por su política de contención en gasto de salario de jugadores.

Según el informe The European Elite 2020, elaborado por la consultora KPMG, y hecho público el pasado 28 de mayo, el Real Madrid es el club más valioso de Europa. El Madrid está valorado en 3.478 millones de euros y le siguen el Manchester United con una valoración de 3.342 millones y el Barcelona (3.193 millones). Ese informe destaca que el liderazgo del Real Madrid es fruto de los altos ingresos logrados durante los cinco años que comprende el estudio (2016-2020), tras ganar tres Champions League durante este periodo, además de su mejora en la rentabilidad y de un crecimiento acumulado del 41% en ingresos comerciales. El Atlético de Madrid está el 13º en esta clasificación con un valor de 1.197 millones y resulta que esta crisis le puede llevar a la quiebra si no se clasifica para la próxima Champions porque tampoco ha tenido contención en los salarios, empezando por el de su entrenador.

Líder sin discusión

Parece que esta posición de liderazgo del Madrid no se verá discutida ni por los recortes de una media del 30 por ciento que tendrán que hacer todos los clubes de cara a la próxima temporada por la merma de los ingresos de ticketing, área VIP y todo lo que se deja de ingresar por jugar los partidos a puerta cerrada. La posición del club de Concha Espina ha salido reforzada respecto a las sensaciones que emite su eterno rival el Barça. Mientras desde Can Barça se filtra que van a fichar a Pjanic, Lautaro Martínez y hasta repescar a Neymar, a la vez se informa de que la situación financiera es muy delicada y que los jugadores deben bajarse el sueldo de nuevo, noticias contradictorias que crean confusión. El Madrid, por su parte, asegura que no va a fichar a nadie y hace las reducciones de salarios de manera discreta (ha habido ejecutivos del club que se han bajado hasta el 40 por ciento).

Las del Madrid y el Barça son políticas deportivas distintas. En el Madrid apuestan por invertir en jóvenes antes de que cuesten cien millones de euros (Odegaard, Valverde, Rodrygo o Vinicius Jr.), mientras en el Barça, donde se han olvidado de La Masía, se gastan esos 100 millones, o más, en los Coutinho, Dembele o Griezmann y ahora no los pueden colocar en ningún sitio, ni a los de más de 100 ni al resto porque sus salarios no están al alcance de ningún club del mundo. También son distintas las maneras de comunicar (una por defecto, la merengue, y otra por exceso, la culé) y distintas maneras de gestionar las de los dos clubes más importantes del mundo, que son españoles, por cierto. Cada uno a su manera, veremos cual de los dos gana esta Liga que se retoma esta semana.

Mata-dor
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios