Es noticia
Menú
El 'efecto Xavi' se abre paso entre favores arbitrales y fútbol directo
  1. Deportes
  2. Mata-dor
Javier Gómez Matallanas

Mata-dor

Por

El 'efecto Xavi' se abre paso entre favores arbitrales y fútbol directo

Las dos victorias ligueras del Barça con su nuevo entrenador han coincidido con favores arbitrales y enfados de sus rivales por el trato recibido

Foto: Xavi Hernández celebra un gol de su equipo. (Reuters/Albert Gea)
Xavi Hernández celebra un gol de su equipo. (Reuters/Albert Gea)

Xavi ha conseguido ganar sus dos primeros partidos ligueros. Ha logrado dos victorias necesarias de manera agónica y con polémica. El Barça de Xavi ha contado con minutos de mejoría en su juego, pero también ha sufrido y ha contado con la cuota de fortuna necesaria tanto para salir de las crisis como para ser campeones. El Espanyol y el Villarreal, los dos primeros rivales del Barça de Xavi, se quejaron de las decisiones arbitrales porque se consideraron perjudicados.

placeholder Sergio Busquets habla con Soto Grado, árbitro principal del Villarreal-Barça. (Reuters/Pablo Morano)
Sergio Busquets habla con Soto Grado, árbitro principal del Villarreal-Barça. (Reuters/Pablo Morano)

En el derbi le pitaron a favor un 'penaltito', en una decisión muy casera, que fue el que supuso el gol de la victoria y ante el Villarreal no le pitaron en contra un claro penalti por mano de Piqué. Seguro que es mera coincidencia la llegada de Xavi al banquillo con que en sus dos partidos ligueros haya habido dos decisiones arbitrales polémicas que han favorecido al Barça facilitándole dos victorias necesarias.

El penalti de Piqué fue clarísimo. Fue una mano de las que mostraban cómo ejemplo de que eran penalti Velasco Carballo y Clos Gómez en sus encuentros con los periodistas para mostrar los criterios de interpretación para el inicio de cada temporada. No se entiende por qué Munuera Montero, el árbitro de VAR, no indicó al colegiado Soto Grado que había tenido un error claro y manifiesto al no señalar penalti.

Como recordó el internacional Pau Torres al concluir el partido, al Villarreal no le habían pitado ningún penalti a favor en toda Liga y al Barça ninguno en contra y Soto Grado mantuvo la estadística. También hubo un agarrón de Eric García a Albiol que pareció penalti. Las protestas del Villarreal estaban justificadas. Cómo las del Espanyol.

Xavi está intentando imponer sus ideas y su modelo de juego. Ha comprobado que la tarea es complicada porque no cuenta con los mimbres necesarios y porque el fútbol actual no puede ser tan dogmática con el fútbol de posición y de posesión, ya que las transiciones rápidas se imponen. De hecho, el 1-2 de Memphis ante el Villarreal llegó de fútbol directo tras un lanzamiento en largo de Ter Stegen que dejó solo al delantero holandés por un error de Estupiñán en el duelo.

Muchos arbitrajes amables

Además, Xavi sorprendió con marcajes individuales como el que hizo Eric a Moi Gómez. Hubo un famoso marcaje al hombre que le hizo Chico a él cuando era futbolista. Ahora de entrenador, el de Terrassa utiliza esa forma de marcar poco habitual. Precisamente, tras el periodo del Estadio de La Cerámica, Xavi alabó el trabajo defensivo de su equipo y explicó que tenían que crecer a partir de la fase defensiva.

placeholder Xavi Hernández protesta una decisión arbitral. (EFE/Domenech Castelló)
Xavi Hernández protesta una decisión arbitral. (EFE/Domenech Castelló)

En LaLiga sí ha funcionado el efecto Xavi. El equipo ha mejorado en momentos del juego, pero en sus victorias, según sus dos adversarios y todos los cronistas, ha sido ayudado por decisiones arbitrales que recordaron al periodo del Villarato, etapa que bautizó Alfredo Relaño con ese nombre y que coincidió con arbitrajes favorables al Barça desde que llegó Laporta a la presidencia del club en su primera etapa en 2003. Seguro que es casualidad que en el regreso de Laporta, el Barça vuelva a tener arbitrajes amables. Habrá que observar cómo es la dinámica con la sustitución del presidente en el Comité Técnico de Árbitros (sale Velasco Carballo y entra Medina Cantalejo)

El efecto Xavi no funcionó tanto en la Champions. El Barça no pasó del empate ante el Benfica y tendrá que ganar al Bayern de Munich para evitar caer eliminado y tener que jugar la Europa League. El pesimismo en Can Barça es creciente y pocos culés ven capaz al equipo azulgrana de ganar al todopoderoso Bayern que les metió 8-2 hace un año y medio y también le sometió en el partido de ida de esta fase de grupos. Pero Xavi es optimista por naturaleza y cree que puede ganar al Bayern. Y buscará ganar, con su estilo de toque o con futbol directo o al contraataque. Y si es con otra ayuda arbitral pues no se quejará. Porque, como decía Luis Aragonés, necesita ganar por la civil o lo criminal.

Xavi ha conseguido ganar sus dos primeros partidos ligueros. Ha logrado dos victorias necesarias de manera agónica y con polémica. El Barça de Xavi ha contado con minutos de mejoría en su juego, pero también ha sufrido y ha contado con la cuota de fortuna necesaria tanto para salir de las crisis como para ser campeones. El Espanyol y el Villarreal, los dos primeros rivales del Barça de Xavi, se quejaron de las decisiones arbitrales porque se consideraron perjudicados.

Xavi Hernández Joan Laporta Bayern Múnich