Iker Casillas y el Real Madrid ya negocian en secreto la salida del guardameta
  1. Deportes
  2. No hay Estrellas
José Manuel García

No hay Estrellas

Por

Iker Casillas y el Real Madrid ya negocian en secreto la salida del guardameta

Nadie quiere patinar, ni jugador ni presidente, pero ambos saben perfectamente, sobre todo Florentino, que el ciclo Iker Casillas huele a viejo y el tiempo pasa inexorablemente para todos

placeholder Foto: En la imagen, Iker Casillas junto a Florentino Pérez (EFE)
En la imagen, Iker Casillas junto a Florentino Pérez (EFE)

En las oficinas del Santiago Bernabéulos principales gestores del Real Madrid miran con angustia el reloj. Andan pendientes de una llamada casi imposible desde el móvil de Jorge Mendes, el afamado agente de futbolistas que, además deCristiano Ronaldo, maneja los asuntos profesionales de David de Gea, meta del Manchester United y codiciado sin tapujos por el Real Madrid. Pero antes, el equipo blanco trata de desprenderse de Iker Casillas, su emblemático capitán. Pero el asunto no está siendo nada fácil.

Es un tema tabú. Lo desmienten las partes. Es un pacto. Es Iker Casillas, el jugador que ha roto todas las barreras de la casa, el que más internacionalidades atesora, el que más partidos lleva en sus botas, de los que más títulos lleva alzados…Casillas es un territorio que Florentino Pérez y su gente deambulacon la sutileza de los pies de una bailarina, porque nadie quiere patinar, ni jugador ni presidente, pero ambos saben, sobre todo Florentino, que el ciclo de Casillas huele a viejo y el tiempo pasa inexorablemente para todos.

El pasado año, por estas fechas, Carlo Cutropía, a la sazón el profesional que lleva los asuntos profesionales de Casillas, previo consentimiento de éste, llegó a un acuerdo no escrito con el Real Madrid en el que abandonaba la entidad en junio previo pago de todos los emolumentos estipulados en el contrato del cancerbero hasta junio de 2017. Es decir: 31 millones de euros netos. Pero tras el Mundial, Iker Casillas viró el rumbo y decidió seguir en su “club de siempre”. Esta decisión soliviantó a los dirigentes del Real Madrid, que ya habían fichado a un emergente Keylor Navas, que sobre el papel le tenía que pelear el puesto a Diego López. Finalmente, el portero gallegotuvo que salir apresuradamentedel club de Chamartín en una operación relámpago con el Milan, que en abril ya se había interesado por el gallego, aunque su oferta había sidorechazada por el Real Madrid.

22,5 millones de euros netos

Un año después, el club ha vuelto a la carga y como entonces, Cutropía, en nombre de su poderdante, se mantiene receptivo y dispuesto al diálogo. La oferta madridista sigue en pie: abonar todos los emolumentos en neto para favorecer la carta de libertad del capitán blanco. Ahora la cifra sería de 22,5 millones de euros(8 esta temporada, 7,5 la 2016 y otros 7 en 2017) tras su último contrato. El representante de Casillas ha añadido otra petición: 3,5 millones netos más “por conceptos personales”que ha pillado un tanto desprevenida a la entidad y que, al parecer, Florentino Pérez asumiría para dejar zanjado el asunto.

Urge al Real Madrid, porque tiene a David de Gea alargando su respuesta a la oferta de renovación al alza del Manchester United, que ya no quiere esperar más. Pero Casillas no tiene mucha prisa. No es asunto suyo. La directiva blanca no tiene mecanismos de presión en este asunto. Iker sabe de nuevo cuáles son las intenciones del club y que cuando decida marcharse no se irá de vacío. Busca nuevas aventuras, pero no es un tema fácil. Al internacional le place Europa, pero ahí tendría que seleccionar prioridades porque no es fácil fichar por un equipo de Champions y mantener sus altos emolumentos. Casillas hace números y evalúa posibilidades. Tiene buenas cartas en la mano. Las prisas las tienen otros. De Gea y el Manchester no pueden esperar.

El Real Madrid quiere hacer tabla rasa en la portería. No solo es la plaza de Casillas la que bailará a final del presente curso. Tampoco lo tiene sencillo Keylor Navas, cuyo papel ha bajado tras la actuación copera del equipo. En las próximas semanas se decidirá el futuro del costarricense. Por el aire anda un nombre afín a la casa: el espanyolista Casilla.

Iker Casillas Florentino Pérez David De Gea Keylor Navas
El redactor recomienda