Carta a la Reina Maga: crítica constructiva a nuestra sociedad
  1. Deportes
  2. Rugby
Patricia García Rodríguez

Rugby Passion

Por

Carta a la Reina Maga: crítica constructiva a nuestra sociedad

Entre los valores que me aporta el rugby hay uno, trabajar con pasión, que en estos días de deseos para el próximo año quiero destacar: vive tu 2017 con un propósito

placeholder Foto:

Querida Reina Maga,

Hace unos días he acabado un libro muy especial, El libro de Iarnal, de una amiga escritora, una artista como la llamo yo. Una novela que te cuenta la vida de las personas, de la sociedad de una isla con forma de pez en medio de Atlántico. Me ha hecho reflexionar, hacer una comparativa de la vida en Iarnal y la vida que el rugby, con todos los viajes, me ha permitido conocer tanto aquí, en España, como en otras sociedades del mundo.

[Manual práctico de cómo cambiar el mundo de la empresa a través del rugby]

¿Cuáles son tus objetivos para el 2016? Es momento de soñar, de plantearse metas y objetivos para este 2017, pero en unos cuantos días, la magia de la Navidad se acaba y much@s retornan al estado anímico de su día a día habitual. La dualidad entre conseguir nuestros objetivos y hacer frente a nuestras necesidades es la fórmula de difícil equilibrio que define la vida de muchas personas. El balance entre lo que quiero hacer y lo que “tengo” que hacer. Ser feliz y generar los recursos para poder ser feliz.

Ser feliz y generar los recursos para poder ser feliz

¿Emprendimiento o esclav@s del sistema? José Luis Sampedro nos hace reflexionar cuando se refiere a que la sociedad en general es esclava del sistema trabajando una media de ocho horas al día en algo que básicamente da para poco más que comer, es decir, recibir remuneración económica por hacerlo, pero no es que te apasione realmente. Además, le dedicas cerca de una hora del día sólo para desplazarte, y si tienes la 'suerte' de entrar y salir de tu jornada laboral en hora punta probablemente tengas la oportunidad de estar un buen rato de más en los atascos.

Teniendo en cuenta las horas de sueño y necesidades básicas -comidas, aseo, etc- apenas queda tiempo en una jornada normal para hacer algo de deporte o aquello que te apasiona… Quizás un rato sí, pero bastante poco en comparativa con todas las horas que tiene el día y con un pequeño lastre del desgaste de energía que llevas a lo largo del día.

[Por qué enmarcar una camiseta de España con la que cometimos un error]

Llega el fin de semana, “¡por fin, el fin de semana!” o esos día/s en que libras y es el momento perfecto para gastar el dinero ganado (más allá del que necesitas para pagar el alquiler o la hipoteca y las facturas) en darte algún capricho, en desconectar de la vida que llevas día a día, de su estrés y tensión tomando algo con amig@s. El lunes, vuelta a empezar.

No es mi vida, pero da para reflexionar de la vida que llevan muchas personas en el mundo. ¿Qué estamos haciendo? Lo peor de todo es que estamos tan bien educados, concienciados e impregnados de ello que quien trabaja o vive de su pasión es muy muy afortunado/a, de las excepciones que hacen romper las reglas, ¿pero, que estamos haciendo con nuestras vidas? Sampedro: “Educados para no pensar”. ¿Sabes…? “Vas a morir...”, así que reflexionar a qué y cómo dedicas tu vida puede ser una buena inversión de tiempo.

¿Cuál es tu propósito de vida?

Ser feliz y generar los recursos para poder ser feliz. ¿Y si esa fórmula estableciera el camino que queremos seguir? Cada vez hay más personas emprendedor@s que apuestan por eso: trazan su vida en torno a su pasión. Por ejemplo, me apasiona viajar y quiero facilitar los viajes de otras personas poniéndolas en contacto: airbnb, coachsurfing o blablacar.

[España se la juega con el rugby, ¿moda o crearemos cultura?]

He escuchado esta frase numerosas veces: “Quiero ser feliz y quiero ganarme la vida. Quiero ganarme la vida haciendo algo que me haga feliz”. ¿Y si el factor humano fuera capaz de conectar el propósito de las personas con un objetivo de sostenibilidad económica? Al respecto, recomiendo disfrutar de artículos de Ángel Sanz como “Economía del Propósito”. Dejo la pregunta en el aire, se abre el debate.

[Lea más noticias de rugby]

Reina Maga, no tengo clara la clave del sistema social que más felices puede hacer a las personas, pero probablemente mejoremos un poquito acercándonos a nuestras pasiones. Lo que sí tengo claro es que mis objetivos para este 2017 están completamente alineados a mi propósito de vida. Quiero seguir dedicándome a mi pasión, crecer jugando y compartiendo momentos espectaculares en los campos de rugby con personas que tenemos esta misma pasión. Compartir la fuerza de unos valores que impregnados en el alma de las personas son capaces de mejorar nuestra sociedad, un mundo acomodado y asustado.

Reeducarnos y atrevernos a hacer de nuestras pasiones, nuestra vida, la vida… todo esto Reina Maga, me lo ha enseñado sobre todo el rugby, mi pasión, mi vida.

Rugby Patricia García Vida Filosofía