La maldad y la verdad del bocazas Schuster con Fernando Hierro
  1. Deportes
  2. Tribuna
Ulises Sánchez-Flor

Tribuna

Por

La maldad y la verdad del bocazas Schuster con Fernando Hierro

"El problema es que Fernando Hierro no es entrenador", ha dicho Schuster en unas declaraciones que sorprenden por su dureza, falta de empatía y porque fueron compañeros

Foto: Fernando Hierro da instrucciones durante el partido de España contra Marruecos. (Efe)
Fernando Hierro da instrucciones durante el partido de España contra Marruecos. (Efe)

En esta epidemia de exjugadores, exentrenadores y exárbitros que copan las tertulias periodísticas deportivas para dar su opinión especializada hay más de uno que derrapa. Bernd Schuster es uno de ellos. Un tipo que ha jugado en los tres grandes equipos de España -Barcelona, Real Madrid y Atlético de Madrid- y en todos ellos ha triunfado se permite emitir juicios sin filtros ni censuras. Schuster, como futbolista, ha sido un rebelde para entrenadores y presidentes. En los vestuarios también tenía fama de mal compañero, pero era muy bueno. Ahora, con el micrófono en la mano, ha continuado en esa línea con una ataque feo hacia Fernando Hierro.

Schuster, colaborador de 'Onda Cero', ha hecho una radiografía de los males de la Selección y pone en la diana a Fernando Hierro, con el que fue compañero de equipo en el Real Madrid en la temporada 89-90. Con la frialdad y sin acordarse de esos años en los que compartían vestuario o que es un colega de profesión, Schuster se ha soltado la lengua: “El problema es que Fernando Hierro no es entrenador. No tiene experiencia en estas circunstancias. Tiene que tomar decisiones y tener un plan muy claro. Ha llegado muy tarde, aunque no haya sido culpa suya. Pero ahora tomar decisiones en los cambios para él es muy complicado. Es un equipo trabajado por otra persona. Una convocatoria hecha por Lopetegui y él no está asimilando esto. Los cambios, el plan…”.

Foto: Fernando Hierro, pensativo, durante un entrenamiento de la Selección en Krasnodar. (EFE)


Es duro y hasta cruel cuando dice que el problema de Hierro es que no es entrenador y duda de que pueda tener las ideas claras de lo que tiene que hacer o le falte un plan. Un golpe bajo y una falta de respeto que suena a mal viniendo de un compañero de profesión del que tampoco se puede destacar su legado en los banquillos. La carrera de Schuster como técnico fue gaseosa. Apuntaba alto y, de momento, se ha quedado en nada. Su desplome se produjo en la segunda temporada en el Real Madrid cuando le echó Ramón Calderón por decir, a seis días de jugar un Clásico, que “ahora es imposible ganar en el Camp Nou”. Desde ese 12 de diciembre de 2008 en el que se inmoló ya no hemos visto nada del Schuster entrenador. Venía de ganar una Liga con el Real Madrid y su ciclo fue efímero.

placeholder Fernando Hierro sonríe en un entrenamiento. (Efe)
Fernando Hierro sonríe en un entrenamiento. (Efe)


Sin empatía ni códigos

Schuster tampoco está para dar muchas lecciones de técnico, aunque fuera un gran jugador y ganara esa Liga con el Real Madrid. A Hierro le habrá llegado este análisis crítico y conociéndole estará con la rabia contenida porque Fernando tiene su genio y temperamento. El periodismo está para analizar y ser crítico, pero el exfutbolista metido a periodista tiene otros códigos y quizás su sensibilidad debería ser diferente. Schuster, que no es el único, es de los que ni empatiza ni respeta. No lo hizo como jugador y menos se va a callar ahora delante de un micrófono.

¿Ha sido un bocazas? Cuando menos, no ha sido un buen colega ni un amigo de Hierro con esa afirmación de que no es entrenador. Ha tenido maldad, pero sí ha dicho una verdad: esta Selección es un grupo trabajado por Lopetegui y los despistes o la falta de concentración del equipo pueden venir derivados de una España en la que ha cambiado el autor de la obra. Unos jugadores que han perdido la referencia en la banda cuando miran y no ven a Lopetegui y que se tienen que acostumbrar de forma express a Hierro. ¿Qué día veremos a Schuster en el banquillo de la Selección alemana?

Foto: Fernando Hierro, en el banquillo de España. (Reuters) Opinión
Bernd Schuster
El redactor recomienda