Solari pasa el 'marrón' de Isco a Florentino (con otro técnico, otro gallo cantaría)

Si Solari fuera el presidente no tengan dudas de que estaría en la calle antes de que acabe enero. Pero como él dice sólo es el entrenador y sus silencios y hechos los dicen todo

Foto: Isco, en el banquillo del Bernabéu, durante el Real Madrid-Real Sociedad. (EFE)
Isco, en el banquillo del Bernabéu, durante el Real Madrid-Real Sociedad. (EFE)

Solari no dice nada y dice mucho cuando le preguntan por Isco. A veces es peor ser parco en palabras, que es lo que está haciendo el entrenador con el malagueño en sus comparecencias públicas, porque la escasez lleva consigo el rechazo. El que se profesan mutuamente. A Solari no le gusta a Isco y viceversa. La indiferencia ha llegado a tal punto que Solari decide pasarle el ‘marrón’ a Florentino Pérez. Más temprano que tarde tendrá que intervenir el club en un escenario que no es normal y monopoliza la actualidad del equipo madridista. A Solari, en la última batería de preguntas sobre el caso Isco y antes de jugar en Leganés, los colegas de profesión le han puesto entre la espada y la pared con la siguiente pregunta: ¿Vendería a Isco? “Yo solo soy entrenador”, ha sido la respuesta en la que Solari marca la línea que no puede traspasar.

Porque si fuera el presidente no tengan dudas de que Isco estaría fuera en este mercado de invierno. Lo ha dejado bien claro Solari con las decisiones. No le hace faltar explicar públicamente los motivos de por qué no juega Isco y sí lo hacen antes Vinicius, Fede Valverde, Brahím Díaz y hasta el delantero del filial Cristo. Si Solari fuera el que mandara en el club o tuviera más control y poder de decisión en la política de traspasos e incorporaciones forzaría en la sala de prensa el despido de Isco. Pero no lo hace porque es consciente de su papel de provisionalidad y ha llegado para apagar incendios y no encenderlos.

Lo de Solari e Isco es como dos vecinos que se juntan en el ascensor y sólo se les ocurre hablar del tiempo. Su conversación –si la tienen– debe ser irrelevante porque la distancia les separa y los gestos les delatan. El argentino ha sido capaz hasta de tirar de ironía con este asunto cuando empató en Villarreal y contraatacó en la sala de prensa para decirle a un periodista: “¿Hoy no me preguntas por Isco?”. Que no participara un solo minuto en el Mundial de clubes, fuera suplente contra la Real Sociedad y Leganés con la plaga de lesiones y se quedara sin jugar nada ante el Betis lo dice todo. 'No hay más preguntas señoría’, le falta decir a Solari la próxima vez que un periodista le pregunte por Isco.

Solari mira de reojo a la prensa en la conferencia de prensa en Valdebebas. (Efe)
Solari mira de reojo a la prensa en la conferencia de prensa en Valdebebas. (Efe)

El caso de Mourinho y Pedro León

Si en lugar de Solari en el banquillo estuviera otro entrenador más potente y con más poderes –tipo Mourinho– el caso Isco ya habría estallado en la sala de prensa. ¿Se acuerdan del día que le tocaron las narices a Mourinho con Pedro León? Saltó el portugués y reventó al futbolista. “Hablas de Pedro León como si fuera Zidane o Maradona”, soltó el volcánico portugués. Había tenido sus diferencias con el jugador. No le gustaba su actitud y dejó claro que no contaría con él. Florentino Pérez se tuvo que deshacer de Pedro León.

Solari da la sensación de que por ser un técnico recién llegado, de perfil bajo, simpático y con poco bagaje en los banquillos se muerde la lengua con Isco. Dice poco y hace mucho. Esta es su táctica. En realidad, lo que parece es que le está perdonando la vida cuando no profundiza en los motivos de la suplencia y su rechazo a poner un futbolista que por mucho que nos quieran decir que es uno más de la plantilla, no es así. Fijo para el anterior entrenador y para Luis Enrique en la Selección. Como lo llegó a ser en los éxitos de Zidane. Así que le toca a Florentino saber qué hacer con Isco porque el silencio prolongado y los hechos dicen mucho en Solari. A no ser que –muy probable– entre el presidente y el entrenador ya esté todo hablado con el asunto Isco. Tampoco veo un día a Solari estallando y gritando: "Nooooooo quiero a Isco".

Tribuna
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios