Es noticia
Menú
La regeneración es esto
  1. Economía
  2. Tribuna
Tribuna EC14

Tribuna

Por

La regeneración es esto

La nueva formación para el empleo en Andalucía se basa en un sistema de licitación pública, eficaz y transparente

Foto: Rocío Blanco, tomando posesión de su cargo de consejera de Empleo ante el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno. (EFE)
Rocío Blanco, tomando posesión de su cargo de consejera de Empleo ante el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno. (EFE)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

Hubo una triste broma en las dictaduras burocratizadas del socialismo real que se repite ahora en los paraísos del capitalismo de amiguetes: “Tú haces como que trabajas y yo hago como que te pago”. La funesta variante en Andalucía fue: “Nosotros hacemos como si os formáramos y vosotros hacéis como si aprendierais”.

La formación para el empleo que se impartía en Andalucía (y, desgraciadamente, en otras autonomías) era la que convenía a los formadores, no la que necesitaba la demanda. Y estudiantes y desempleados, que sabían que estaban recibiendo una formación inútil, veían los cursos como un trámite para cobrar el paro o el subsidio asistencial.

Foto: El presidente andaluz, Juanma Moreno (d), junto al vicepresidente Juan Marín. (EFE)

La paralización del sistema (que había funcionado entre 2007 y 2013) evitó que el fraude continuara. Pero, durante esta década sin cursos, Andalucía no solo ha carecido de la formación crucial para que sus desempleados se adaptaran a las necesidades del mercado laboral; además, se ha visto privada de 1.030 millones de euros para formación que no solicitó a la Conferencia Sectorial del Estado entre 2012 y 2019, más el dinero que hubiera llegado entre 2014 y 2020 de los fondos europeos y que no se recibió porque la Comisión Europea determinó que mientras no estuviera limpia la formación, no se podía pagar con dinero europeo.

Cuando los abajo firmantes nos conocimos, Ciudadanos estaba a punto de entrar en el Gobierno de la Junta y buscaba profesionales públicos comprometidos para gestionar Andalucía. Las personas que estuvieron más atentas para descubrir y denunciar la carcoma y la desidia que corroía el sistema están ahora en la puesta en marcha del nuevo plan. Es toda una garantía. Son los esfuerzos que permiten levantar las banderas de la regeneración.

Foto: El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno (i), junto al secretario general de CCOO, Unai Sordo. (EFE)

El lunes pasado, inauguramos en Córdoba un nuevo sistema de formación para el empleo. La fórmula de subvenciones por adelantado a los cursos de formación en Andalucía, paralizada por los gobiernos autonómicos tras haber sido fuente de innumerables fraudes, pasa a ser, por primera vez en España, un sistema de licitación pública con pago por servicio realizado que permite un control exhaustivo e impide que el dinero público se lo lleven los corruptos.

La inacción del anterior Gobierno autonómico y el saneamiento del tejido gangrenado —la consejería no era un solar vacío, era una escombrera que había que limpiar antes de construir algo— han consumido muchos esfuerzos. Así, antes de poner en marcha los nuevos cursos de formación, hemos tenido que revisar los expedientes de ayudas de años anteriores por valor de 380 millones.

El nuevo sistema supone un giro copernicano, tras años de despilfarro y mala gestión, para dar transparencia y rapidez al proceso y ajustarlo a la demanda, a las necesidades de los trabajadores y del mercado. La formación vuelve a ser una realidad con cambios en el fondo y en la forma. En el fondo, porque se van a impartir las materias necesarias; es decir, el contenido no está definido por quien imparte la formación, sino por el tejido social y productivo andaluz. En la forma, porque, como decíamos, el sistema de subvenciones que tanto daño nos ha hecho ha sido sustituido por la licitación pública. Un procedimiento aplicado por primera vez en España, hay que subrayarlo, más transparente y seguro jurídicamente, que centra su objetivo en el control y la calidad de los cursos.

Foto: Rocío Blanco tomando posesión de su cargo de consejera de Empleo ante el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno. (EFE)

Tenemos que recuperar el tiempo perdido para luchar contra una muy elevada tasa de desempleo. Ya están en marcha licitaciones por valor de 41 millones de euros en cada una de las provincias andaluzas. Hay una licitación para el sector de la hostelería y el turismo, para idioma en inglés y, también en todas las provincias, para desarrollar acciones formativas de 18 especialidades que desemboquen en los correspondientes certificados de profesionalidad; otra licitación para la construcción, y otra para nuevas tecnologías, digitalización y teleformación. Todo ello, para casi 24.000 alumnos.

En 2021, se licitarán nuevas líneas en economía verde y aeronáutica, telecomunicaciones y sector agrario, además de desarrollar programas específicos para mayores de 45 años y personas con capacidades diferentes, proyectos de escuelas taller y talleres de empleo, y acciones de formación específica en empresas con compromiso de contratación.

También hemos puesto en marcha los centros propios de la consejería, que funcionaban a un nivel muy inferior a sus posibilidades; y eso, los que no estaban totalmente parados.

Foto: Juanma Moreno, flanqueado por los directivos de Cesur.

No hay tiempo que perder. Para salir de la crisis y transformar la economíalos objetivos del dinero del fondo europeo Next Generation— hay que formar la sociedad, en especial a los jóvenes y desempleados, en nuevas tecnologías, hay que digitalizar el turismo y la hostelería, hay que volver a poder canalizar las ayudas de la UE. En definitiva, hay que recuperar el derecho a la formación, muy maltratado en el pasado, y poner los nuevos cursos al servicio del enorme potencial en los sectores de actividad con más posibilidades de generar empleo y riqueza. Es la mejor palanca para impulsar una economía productiva en Andalucía y en España.

Sí, la regeneración es esto.

*Rocío Blanco es consejera de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo de la Junta de Andalucía.

*Luis Garicano, jefe de la delegación de Ciudadanos en el Parlamento Europeo, es vicepresidente y portavoz económico de Renew Europe.

Hubo una triste broma en las dictaduras burocratizadas del socialismo real que se repite ahora en los paraísos del capitalismo de amiguetes: “Tú haces como que trabajas y yo hago como que te pago”. La funesta variante en Andalucía fue: “Nosotros hacemos como si os formáramos y vosotros hacéis como si aprendierais”.

Noticias de Andalucía
El redactor recomienda