Nueva proclama de TV3 por la causa independentista: hoy emite en ‘prime time’ 'Adéu, Espanya'

“La televisión autonómica catalana se ha convertido en un coto de poder para lanzar a la sociedad los mensajes independentistas impuestos por los dirigentes de Esquerra

“La televisión autonómica catalana se ha convertido en un coto de poder para lanzar a la sociedad los mensajes independentistas impuestos por los dirigentes de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC). El problema es que mucha de la programación se decide en los despachos de estos dirigentes políticos en lugar de atenerse a criterios de información de carácter público”. Esta frase proviene de un cargo de los servicios informativos de la cadena pública de Cataluña y no se produce de forma espontánea.

 

Este directivo asegura que en los últimos cuatro años se ha impuesto una “determinada forma de organizar la parrilla de la programación, donde imperan los mensajes que promueven el independentismo”. No sólo es en la forma de redactar los informativos de la cadena pública, o en la narración y el tratamiento informativo de las crónicas relativas al Fútbol Club Barcelona como “modelo de catalanidad”, por ejemplo, sino que estos mensajes también se producen en determinados programas. “Es el caso del documental que hoy se emite a las 21:30”. El programa en cuestión lleva el sugerente título de Adéu, Espanya (Adiós, España, en castellano).

 

El documental, realizado por Maria Dolores Genovès, se emitirá en horario de máxima audiencia y versará sobre el papel internacional que podría desempeñar Cataluña como país independiente y se compara con regiones de estados federales que también aspiran a ganar más autonomía (incluso la separación política y territorial) como es el caso de Quebec. “El mensaje de este documental parece claro: ¿Tiene sentido que Cataluña mantenga sus aspiraciones “legítimas” de convertirse en un Estado independiente separado de España tal y como lo propugnan regiones como el Québec?”, afirma el directivo.

 

El tema trae cola. Adéu, Espanya tendría que haberse emitido hace semanas. Coincidía con el debate más intenso del Estatuto en el seno del Tribunal Constitucional. Pero eso no era problema. Sólo un efecto colateral. PSC y ERC se enzarzaron en una disputa interna que ahora se ha saldado con la emisión del documental cuando la polémica del Estatuto ha remitido su intensidad. En palabras del ex líder socialista de Barcelona y portavoz adjunto del grupo parlamentario, Joan Ferran, se trataría de la “costra independentista” que controla los medios públicos de Cataluña. Desde la otra trinchera, se afirma que lo que hay es una “desanaturalización” de los medios, una “españolización”. Todo depende, pues, del cristal con que se mire.

 

Es evidente que programas con estos contenidos no sólo avivan la polémica aprovechando la situación política actual, pero no es coincidencia. ERC pidió el voto negativo para el Estatuto catalán, pero su negativa se torna ahora en una defensa acérrima del texto que no apoyó en su momento. Hay otro factor a tener en cuenta: el eterno debate sobre la independencia de Cataluña en una precampaña electoral autonómica es una baza que ningún partido catalanista, sea independentista o autonomista, desdeña. Y ninguno está dispuesto a desechar un programa con un fuerte contenido político para colgarse méritos.

 

Algo que el directivo de TV3 aludido critica porque, en su opinión, la televisión pública debe ser objetiva, de calidad, imparcial y formar a los ciudadanos, sin adoctrinarles de forma política. Y se pregunta: “¿Por qué no emiten un documental sobre los beneficios de una Cataluña integrada en una España plural?”. Nadie lo había pensado. Ni, mucho menos, propuesto como documental.

El Confidente
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
249 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios