Tezanos reclama un "cuerpo nacional de sociólogos" que le defienda de las críticas

El presidente del CIS se defiende de las acusaciones de partidismo en una fundación vinculada al PSOE. Acusa a sus críticos de falta de formación y de intrusismo

Foto: José Félix Tezanos. (Borja Puig | PSOE)
José Félix Tezanos. (Borja Puig | PSOE)

El presidente del CIS, José Félix Tezanos, ha salido al paso de las críticas que le acusan de partidista. Y lo ha hecho en un artículo en la web de la Fundación Sistema , vinculada al PSOE y que preside el socialista Rafael Simancas. Tezanos defiende que las críticas a su método -que dispara al PSOE y difiere de las demás casas de encuestas en la estimación- obedecen al "poco sentido científico".

Tezanos no se corta a la hora de defenderse de los críticos -que van desde la oposición a la mayorái de expertos en demoscopia-. Considera que la mayoría de ellos son amateurs y apela al principio de autoridad, ya que él es catedrático de Sociología. "La mayor parte de los que están participando en esta hosca discusión no son científicos, ni académicos. E, incluso, algunos ni siquiera tienen una formación específica como sociólogos, ni como estadísticos".

Sin dar nombres, acusa de practicar el intrusismo a algunos destacadas personalidades del mundo de las encuestas, a los que atribuye "un afán desmesurado por intentar mostrar autoridad en estas cuestiones por parte de empresarios y opinadores cuya formación es la de militares, químicos o ingenieros". Narciso Michavila, presidente de GAD3, asesor de Pablo Casado y uno de los primeros en rebelarse contra el nuevo CIS, es comandante de artillería en a reserva. En una entrevista en este diario señalaba cómo Tezanos lleva tiempo en sus encuestas dando ocho puntos de más al CIS.

El presidente del CIS carga sin nombrarlos contra sociólgoos críticos y periodistas

En su artículo, Tezanos lamenta que no exista un gremio que, como en el de los médicos, defienda a los sociólogos del intrusismo -obviando que el intrusismo en la medicina cuesta vidas y es un delito-. Y se pregunta "por qué en la sociedad española no se está apoyando más la defensa profesional del papel de los sociólogos, incluso con la creación de un Cuerpo Nacional de Sociólogos –o un subcuerpo–, que permita contar con profesionales cualificados en esta materia en la Administración Pública y en otros organismos, al igual que ocurre con el cuerpo de Abogados del Estado, Economistas del Estado, Estadísticos, Ingenieros...". Ese cuerpo nacional, prosigue, no solo daría trabajo a mucos sociólgoos, sino que "permitiría ayudar a clarificar y dotar de rigor a algunos debates un tanto salidos de tono".

El presidente del CIS también critica, sin citarlos por su nombre, a los periodistas de 'El País' que le entrevistaron y a los que acusa de someterlo a un tercer grado -"que en algunos momentos me recordó mis años de estudiante en la Dirección General de Seguridad"– que acabó siendo "una delirante" entrevista.

"Nos atenemos a lo que los españoles dicen, y no a lo que algunos sostienen a través de cálculos opacos, sobre lo que piensan, aunque no lo digan"

Solo después de haber aclarado el marco -que todo el mundo le ataca y no hay corportavismo para defenderle-, Tezanos pasa a justificar la nueva regla de tres con el que el CIS hace la estimación de voto, ahora llamada de voto+simpatía. Justifica que no se puede usar el recuerdo de voto para ponderar la muestra porque la realidad política ha cambiado mucho y ahora "la mayoría de la población no solo reparte sus votos entre un mayor número de partidos relevantes, sino que también lo hace de manera más incierta y coyuntural" y además, "lo hacen de manera más abierta e impredecible, retrasando el momento de tomar la decisión". Considera que debido a eso son "poco válidos muchos de los modelos que anteriormente se utilizaban para intentar predecir el comportamiento de los indecisos".

El CIS ha eliminado la cocina pero, según su presidente, no es porque esto beneficie tradicionalmente al PSOE, sino porque prefiere renunciar a "hacer proyecciones no contrastadas de datos, que podrían inducir a errores, o causar sensaciones de manipulación entre la opinión pública". "Sencillamente nos limitamos a recoger exactamente lo que los españoles dicen que piensan votar, y el partido por el que sienten más simpatías. Con esta manera de proceder nos atenemos finalmente a lo que los españoles dicen, y no a lo que algunos sostienen, a veces a través de cálculos opacos, sobre lo que en el fondo realmente piensan, aunque no lo digan", concluye el polémico Tezanos.

No es la primera vez que Tezanos escribe en la fundación Sistema, donde también lo hace su número dos, Antonio Alaminos. Curiosamente, el artículo de Tezanos se publicó el 24 agosto, con escaso eco por el medio elegido, un día antes de que se publicara su polémico último CIS. La venda antes de la herida.

El Confidente

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
15 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios