La conexión de la oficina de Puigdemont con la planta noble del conde de Godó

El pasado 7 de mayo, el Diario Oficial de la Generalitat de Cataluña (DOGC) publicaba el nombramiento de una nueva secretaria del ‘expresident’

Foto: El expresidente catalán Carles Puigdemont. (EFE)
El expresidente catalán Carles Puigdemont. (EFE)

El pasado 7 de mayo, el Diario Oficial de la Generalitat de Cataluña (DOGC) publicaba el nombramiento de una nueva secretaria en la Oficina del ‘expresident’ Carles Puigdemont. Su trabajo será “dar apoyo a la Oficina del ‘expresident’ en el desarrollo de sus funciones; ejecutar las tareas que se deriven del funcionamiento de la Oficina del ‘expresident’; colaborar y dar apoyo en la organización de la agenda, los actos y/o las visitas del ‘expresident’ de la Generalitat y del responsable de la Oficina; y cualquier otra función análoga que le puede encargar su superior”.

La retribución del puesto de trabajo es la prevista para un funcionario de nivel 22 del grupo C, unos 26.800 euros anuales brutos más un complemento específico de 9.998,48 euros, con jornada y horario de dedicación especial, lo que totaliza casi 37.000 euros brutos al año. La resolución del nombramiento plasmado en el DOGC, que lleva la firma de la secretaria general de Presidencia, Meritxell Masó, tiene fecha de 3 de mayo.

La retribución del puesto de trabajo es la prevista para un funcionario de nivel 22 del grupo C, unos 26.800 euros anuales más 9.998,48 euros

Ese mismo día, cesaba como asesora de la consejería Montserrat Morante, que inmediatamente era nombrada responsable de relaciones institucionales de Presidencia, con un salario de funcionario del grupo A, nivel 27.1 y un complemento específico de 31.939,44 euros, lo que totaliza algo más de 70.000 euros brutos anuales. Se da la circunstancia de que Morante es miembro de la ejecutiva del PDeCAT y responsable del área de los Ámbitos Temáticos del partido. Junto a ella, como responsable del ámbito territorial de Barcelona comarcas, está en esa ejecutiva Meritxell Budó, su jefa directa en la consejería (es consejera de Presidencia y portavoz del Govern).

Glòria Sala no tiene cargo en el partido, pero en cambio es la esposa de Ramon Rovira, 'exdircom' del Banco Sabadell y, desde febrero pasado, adjunto a la presidencia y director de Relaciones Institucionales del Grupo Godó. En otras palabras: la oficina del ‘expresident’ en Barcelona tiene, a partir de ahora, hilo directo con la planta noble del Grupo Godó.

Rovira es un periodista con amplia trayectoria. Pasó por 'El Punt', RNE, Catalunya Ràdio, TVE y TV3, donde fue jefe de política y corresponsal en Washington. Más tarde, pasó a presentar el programa de debate ‘Àgora’ en el Canal 33. Entre 2007 y 2017, fue director de Comunicación y Relaciones Institucionales del Banco Sabadell. En 2017, se incorporó al grupo del conde de Godó como director general de Medios Audiovisuales. El nombramiento de su esposa como secretaria no presupone nada, pero dadas las peculiaridades de la política catalana, no deja de ser curioso que sea precisamente la esposa de la mano derecha del conde de Godó (que maneja el principal emporio de prensa de Cataluña) la elegida para desempeñar la labor en un puesto de trabajo de alta sensibilidad política.

Puigdemont dispone también desde el pasado mes de noviembre de un técnico, Jordi Finestres, para la preparación de sus discursos, el seguimiento de su correspondencia y la coordinación de los viajes del ‘expresident’. El salario de este técnico es el mismo que el de la secretaria, pero con un complemento específico de 13.835 euros anuales. Finestres es un periodista especializado en deportes.

El Confidente
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios