Catalá consiguió meter en el Gobierno de Madrid a su amigo Enrique López

López fue portavoz del Consejo General del Poder Judicial (2001-2005) y magistrado del Tribunal Constitucional, cargo del que tuvo que dimitir por un caso de alcoholemia

Foto: El exministro de Justicia Rafael Catalá. (EFE)
El exministro de Justicia Rafael Catalá. (EFE)

Rafael Catalá Polo, exministro de Justicia del Gobierno de Mariano Rajoy y actual secretario ejecutivo de la comisión de Justicia e Interior en el Partido Popular, fue la persona que convenció a la presidenta de la Comunidad de Madrid para que nombrara consejero de Justicia del nuevo Ejecutivo madrileño a Enrique López, juez que estaba destinado en la Audiencia Nacional.

Inicialmente, según ha sabido este confidente, Isabel Díaz Ayuso había pensado para ese puesto en un fiscal con destino en los juzgados de Madrid, pero finalmente y tras la presión de Génova 13, optó por dar satisfacción a la dirección nacional del partido.

Por su 'proximidad' al PP cuando ejercía como magistrado, fue recusado en varias ocasiones, como cuando le tocó por reparto el caso Gürtel

Rafael Catalá y Enrique López mantienen una fuerte amistad personal desde hace años.

López es un miembro de la carrera judicial controvertido por asuntos de índole privada, pero también por su 'proximidad' al PP cuando ejercía como magistrado, razón por la cual fue recusado en determinadas ocasiones. Ocurrió cuando le tocó por reparto juzgar el caso Gürtel.

López fue portavoz del Consejo General del Poder Judicial (2001-2005) y magistrado del Tribunal Constitucional, cargo del que tuvo que dimitir por un caso de alcoholemia cuando fue interceptado por la Policía Municipal de Madrid cuando conducía por la capital su motocicleta.

El Confidente
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios