De Beirut a Zarzuela... los bandazos de la tele pública

A medida que pasan los meses, los cuchillos dentro de RTVE cada vez son más afilados. Los últimos en cruzarse por los pasillos del Pirulí tenían

Foto: La sede de RTVE en Torrespaña. (RTVE)
La sede de RTVE en Torrespaña. (RTVE)
Autor
Tags
Tiempo de lectura1 min

A medida que pasan los meses, los cuchillos dentro de RTVE cada vez son más afilados. Los últimos en cruzarse por los pasillos del Pirulí tenían remite londinense y estaban firmados por Miguel Angel Idígoras (61 años), corresponsal saliente de TVE en el Reino Unido.

Su comentario criticando la pobre cobertura de la cadena pública en la explosión de Beirut (“O volvemos al periodismo o nos quedamos sin audiencia”) ha provocado ríos de tinta en las redes sociales, tanto a favor como en contra, incluso con algunos compañeros de la casa.

Por contra, consideraba desproporcionado dedicar los escasos recursos existentes a buscar al rey emérito. Y cierto es que TVE ha prestado especial atención al exilio de Juan Carlos I, con programa especial e incluso con emisión de un documental guardado durante cinco años.

Al final, la cinta era más bien amable con el monarca, lo que demuestra el celo exagerado sobre la Casa Real que ha existido. Ni siquiera hay que remontarse al programa suspendido del Gran Wyoming. Hasta hace no tanto, raro era el Telediario en el que no caía una noticia del Rey… fuera o no de paseo.

El Confidente