El guiño comercial de Fernández Vara con los pollos de KFC

La firma de comida rápida abrirá su primer establecimiento en Extremadura, última comunidad por colonizar con sus productos de pollo

Foto: Foto: Reuters.
Foto: Reuters.

Era tierra por conquistar para sus famosos mustios de pollo rebozados. La franquicia estadounidense de comida rápida KFC ha conseguido que su debut en Extremadura, única comunidad donde aún no tenía establecimiento, cuente con un padrino de campanillas.

Hace unos días, la cadena cebó una simpática campaña comercial en redes sociales. Y lo hizo con un 'influencer' bastante singular, ya que contó con la complicidad del mismísimo presidente de la Junta de Extremadura, el socialista Guillermo Fernández-Vara.

Aunque ya formaría parte de sus planes, KFC quiso jugar su entrada en Extremadura con un reto: conseguir que el popular político del PSOE compartiera o apoyara el mensaje de la compañía con la propuesta. Kit completo para viralizar un mensaje comercial.

Y así fue en solo unas horas. El mensaje de las alitas de pollo consiguió millones de visualizaciones y cientos de miles de interacciones y, para colofón, Badajoz se convirtió en tendencia. Luego llegó Fernández-Vara para aceptar el reto y presumir de ibéricos.

El Confidente