La ministra de Turismo tira de Paradores para su visita institucional a Jaén
  1. España
  2. El Confidente
El Confidente

El Confidente

Por
EC

La ministra de Turismo tira de Paradores para su visita institucional a Jaén

Reyes Maroto se hospedó en el histórico parador, junto al castillo de Santa Catalina, que corona la ciudad en la noche previa a su visita a la fábrica de Cruzcampo, que estrenaba su apuesta por la sostenibilidad

placeholder Foto: El parador de Jaén.
El parador de Jaén.

La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, no quiso apurar y decidió emprender viaje a Jaén con tiempo para la visita institucional que tenía programada para este lunes. La responsable del Gobierno en el sector turístico, fuertemente golpeado por la crisis del coronavirus, eligió el parador de Jaén para hacer noche el pasado domingo.

Maroto optó por el histórico complejo hotelero que corona la capital de la provincia jiennense para descansar antes de su visita a la fábrica de Cruzcampo (Grupo Heineken) el lunes, que quiso aprovechar la presencia de la representante del Ejecutivo para la puesta de largo de su estrategia de sostenibilidad con la primera planta de producción de cerveza en España cero emisiones.

La ministra pudo disfrutar de unas vistas privilegiadas en altura de la ciudad andaluza, ya que el parador, situado junto al castillo de Santa Catalina, se encuentra enriscado en lo alto del cerro más alto de la capital que sirvió de fortaleza a musulmanes y cristianos durante siglos de Al Andalus y reconquista, aunque ya los cartagineses utilizaron este asentamiento.

Foto: Fábrica de Cruzcampo en Jaén. Fuente: Heineken

Pero Maroto tampoco pudo dedicar tiempo a los placeres que ofrece este exclusivo hospedaje. A las ocho y media del lunes, desayunaba con algunos miembros de su equipo en el ornamentado comedor que ofrecía a los huéspedes del hotel cafés, zumos, cruasanes y, cómo no, el exquisito aceite de oliva virgen extra que se produce en los latifundios olivareros de la zona. Oro líquido con el que acompañar pan tostado, tomate y jamón.

No podrá quejarse su compañero de partido, el también castellanoleonés Óscar López, presidente de Paradores desde la llegada de Sánchez a la Moncloa, de que desde el ministerio con las competencias en turismo no se apuesta por la empresa pública. Además, seguro que no suscita ningún recelo en el departamento de la andaluza María Jesús Montero, guardiana de las cuentas públicas.

Los más de 100 euros por habitación que cuesta una noche en el parador de Jaén tienen un efecto presupuestario limitado. Lo que sale de la partida de gastos del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo va a parar a la empresa pública dependiente orgánicamente del propio ministerio. Así cobra vidilla una firma en horas bajas por las restricciones a la movilidad. De la partida de gastos de los PGE a la partida de ingresos de una empresa pública. Todo queda en casa.

Paradores de Turismo Ministerio de Industria Jamón
El redactor recomienda