Para Rufián, Puigdemont es más de derechas que Aguirre
  1. España
  2. El Confidente
El Confidente

El Confidente

Por
EC

Para Rufián, Puigdemont es más de derechas que Aguirre

El portavoz de ERC en el Congreso, reconocido izquierdista y provocador, se sinceró el miércoles en un programa de televisión emitido por la vasca ETB. Y dejó varias perlas

placeholder Foto: El portavoz de ERC en el Congreso, Gabriel Rufián. (EFE)
El portavoz de ERC en el Congreso, Gabriel Rufián. (EFE)

Carta sobre la mesa pesa. Gabriel Rufián entró al trapo que le puso el presentador de la televisión vasca ETB y asestó un doloroso rejón al líder de Junts y hasta ahora 'president legitim' del independentismo, Carles Puigdemont. En una larga entrevista-retrato, el portavoz de ERC en el Congreso no desaprovechó la oportunidad para provocar a los 'junteros', que mucho más que aliados políticos son el eterno rival electoral, la vieja Convergència del repudiado Jordi Pujol con la que gobiernan.

El conductor del programa 'El día de mañana', emitido este miércoles, le planteó el siguiente juego. "¿Quién es más de izquierdas?". Se repartieron cartas con el rostro de diversos personajes políticos. "Yo soy malísimo a las cartas", avisó antes de iniciar la partida. Y pintaron bastos.

Rufián extendió el primer naipe con la cara de Jordi Pujol. A su izquierda, el periodista Dani Álvarez colocó al lendakari del PNV, Iñigo Urkullu. Y ganó. A continuación, este sacó la carta del político catalán fugado desde octubre de 2017 tras declarar la no independencia de Cataluña.

—¿Tú qué crees que es Puigdemont, de izquierdas, de derechas? —se le preguntó como se le pregunta a quien antepone el identitarismo a todo lo demás.

—Es cierto que [Puigdemont] ha planteado algo revolucionario, como es la autodeterminación de un país —respondió Rufián, tras echarse unas risas—. Pero también, y no pasa nada, representa un espacio político que vota históricamente posiciones de centro derecha liberal conservadora. Y no pasa nada, porque sin ese espacio no se gana. Lo llevamos con orgullo que la derecha catalana hable de república. Es un éxito —argumentó sin más. Y acto seguido desplegó su 'as' con el rostro de Esperanza Aguirre, su archienemiga.

Tras esta disertación, Rufián echó la carta con el rostro de Esperanza Aguirre. Y rio antes de recoger las cartas y darse por victorioso en el juego.

Foto: Jesús Cintora y Gabriel Rufián, en 'Las cosas claras'. (RTVE)

Poco antes, había dicho varias lindezas de la veterana política madrileña del PP, del tipo: "Aguirre es la peor, con muchísima diferencia". "Personajes que han robado a manos llenas y que luego vienen aquí a reírse de nosotros, yo soy incapaz de tomarme un café". "Estás ante alguien que domina la escena, que lo ha estudiado, y lo hace de una manera mafiosa. Vino aquí, mintió. Es la persona [ante la que] yo he notado peligro real", aseveró en la entrevista realizada dentro del Congreso, y en concreto en la sala donde se reúne la Comisión que investiga diversos casos de corrupción de los populares y en la que Rufián es la estrella. Según confiesa el diputado de ERC, su inspiración para hacer política está en 'El Padrino'.

Hubo varios momentos 'personales' de Rufián en los que confesó que sufre ir a cenar por Madrid, por miedo a que le hagan pasar un mal rato, no a él, sino a sus acompañantes. "Te lo piensas mucho cuando vas a un sitio público a cenar, no por ti, sino por lo que puede llegar a sufrir la persona que te acompaña. Muchas veces te sientes como el buzo en una jaula en mitad del océano rodeado de tiburones. Todo va bien si no sangras. A la que sangras, va mal. Es muy importante que se note que no sangras", fue su reflexión más íntima sobre su experiencia política en la capital. También dejó claro que no renuncia a seguir en el Congreso, pese a que prometió que se iría pronto tras declarar los suyos la independencia catalana.

Y reivindicó su orgullo "charnego". Frente a la vieja tradición del catalanismo político, donde antes todo fueron apellidos de raigambre, le incitó el periodista, "ha llegado Gabriel Rufián, al que miran sus orígenes, si pronuncia bien el catalán, que viene de otro mundo, que tiene que tapar orígenes".

"En ocasiones, he pensado que quizá me hubiera ido mejor si me apellidara Puig o Domenech... Me apellido Rufián y la buena noticia es que cada vez hay más gente de barrios obreros que llega a según qué puestos a los que no estamos llamados", respondió reivindicando su procedencia de la clase trabajadora emigrante a Cataluña.

Otro episodio más. "¿Se puede ser independentista catalán y alegrarse de una victoria de la Selección española?", se le cuestionó al 'perico' Rufián. "Evidentemente. ¿Alguien cree que todos aquellos que nos votan se emocionan con una estelada? ¿O que piensan, sienten y hablan con el catalán? No", zanjó.

¿Y cuánto le queda en este escaño a Gabriel Rufián? "Me gustaría dar clase, algo relacionado con comunicación también, leer, escribir... Sé que yo esto lo voy a echar mucho de menos, el parlamentarismo, el debate de ideas". Pareció que manejaba un horizonte para dejarlo... pero el diputado de ERC lo descartó. "No, no, no... Donde quieran Oriol y el partido que esté, estaré".

Gabriel Rufián
El redactor recomienda