¿Iglesias en el gobierno?

Probablemente, el 28-A sea la ocasión en la que los votos menos acompañen a Podemos. Pero nunca ha estado más cerca de entrar en el poder ejecutivo

Foto: Pablo Iglesias en un acto de Unidas Podemos. (EFE)
Pablo Iglesias en un acto de Unidas Podemos. (EFE)

Dice un acendrado colega que si Pablo Iglesias consiguiera entrar en el próximo gobierno le tendrían que cortar la coleta. Imagino que no se refiere a la tupida mata de pelo que le adorna. Eso al fin y a la postre es lo de menos.

Se refiere a que le bajarían los humos en cuanto se subiera en coche oficial; bueno, coche oficial y escolta pública ya la tiene. Es entendible los recelos que suscita entre las capas más conservadoras —que no siempre son las más pudientes—, pero ya se ha visto que han gobernado, por ejemplo, Madrid y tampoco han nacionalizado las mercerías. Iglesias ya se ha moderado. No reconozco en el actual líder de Podemos aquel muchacho con el que compartí mesa en los programas de Cuatro y en los que parecía pretender convertir España en un inmenso paredón. Ahora, como digo, viaja en coche pagado por los contribuyentes y, obvio, lo del casoplón, que no por obviarlo deja de disfrutarlo.

Ya he escrito en otras ocasiones que, probablemente, el 28-A sea la ocasión en la que los votos menos acompañen a Podemos. Pero nunca ha estado más cerca de entrar en el poder ejecutivo, salvo que Rivera se avenga y olvide injurias 'sanchistas'. Tengo para mí que al final el doctor preferirá a Pablo que para eso se lo ha currado en reuniones secretas.

Si acepta subirse al carro del poder tendrá que tener claro que por ese simple hecho muchos partidarios le harán la piruleta. Pero también debe tener presente aquellos de Julio Andreotti, que el poder desgasta sobre todo al que no lo tiene.

Palo Alto

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios