Es hora de acabar con el humo

Han sido necesarios miles de ensayos para crear productos sin el humo de los cigarrillos. No queman el tabaco y pueden facilitar el cambio y el abandono de los cigarrillos

Foto:
Autor
Tags
Tiempo de lectura3'

Fumar provoca enfermedades graves y la mejor forma de evitar ese daño es no haber empezado nunca o dejarlo. Con razón las autoridades en todo el mundo regulan fuertemente los cigarrillos para desincentivar su consumo. La realidad es que aproximadamente uno de cada cinco adultos en el mundo fuma. La Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que el número total de fumadores se mantendrá relativamente estable en 1.100 millones de personas. En este contexto, ¿puede Philip Morris realmente aportar valor?

En Philip Morris llevamos más de una década investigando para desarrollar productos innovadores sin combustión dirigidos a todos aquellos fumadores que de otra forma seguirían fumando. La forma en la que consumimos el tabaco -mediante la combustión- es el gran problema y principal causante de las enfermedades relacionadas con el hábito de fumar. Por este motivo, el foco de todos nuestros esfuerzos en investigación científica es eliminar de la ecuación las altas temperaturas de la combustión y el humo donde se concentra un gran número de sustancias tóxicas.

Hemos necesitado cientos de expertos científicos, miles de ensayos y miles de millones de dólares para crear productos sin el humo de los cigarrillos: productos sin humo que no queman el tabaco, productos que pueden facilitar el cambio y el abandono por completo de los cigarrillos.

La forma en la que consumimos el tabaco -mediante la combustión- es el principal causante de enfermedades relacionadas con el hábito de fumar

Dichos productos sin humo contienen nicotina y no están exentos de riesgos. Sin embargo, los datos científicos respaldan su potencial de convertirse en una mejor opción que seguir fumando. Compartimos nuestros estudios y datos con las comunidades científica y médica, además de con las autoridades de todo el mundo.

Con motivo del reciente Día Mundial sin Tabaco, nos reafirmamos en nuestro compromiso de ofrecer a los fumadores adultos estas alternativas al cigarrillo tradicional que, sin estar exentas de riesgo, son mejores a seguir fumando. Nuestro compromiso es ambicioso ya que perseguimos reemplazar progresivamente los cigarrillos tradicionales por estas alternativas. No lo conseguiremos mañana, ni pasado pero estamos haciendo grandes avances.

Si animamos a aquellas personas que no dejan de fumar a optar por alternativas sin humo, lograremos que los cigarrillos pasen a ser cosa del pasado

Desde que lanzamos en 2014 nuestra primera gran apuesta de tabaco calentado han pasado cuatro años y ya está presente en 47 países. Más de siete millones de personas en todo el mundo han abandonado el cigarrillo y se han pasado a esta alternativa. Para los que no crean que nuestro compromiso es real, puedo decir que hemos invertido más de 6.000 millones de dólares hasta la fecha en perseguir nuestra gran ambición de un futuro sin humo. Hoy el 14% de los ingresos totales de nuestra compañía proviene de estos productos libres de humo y siete de las 44 fábricas que tenemos en el mundo ya producen productos de tabaco calentado.

Lo mejor que pueden hacer los fumadores es dejar de fumar, pero quienes no lo hagan tienen derecho a acceder a estos productos alternativos. También deberían contar con información veraz para tomar sus propias decisiones. Si animamos a aquellas personas que no dejan de fumar a optar por alternativas sin humo, lograremos que los cigarrillos pasen a ser cosa del pasado.

Enrique Jiménez, es director general de Philip Morris Spain.

Tribuna
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios