Vox, la gran incógnita

Podría decirse que el pescado está vendido si no fuera porque pende sobre esta elección una enorme incógnita, de nombre Vox

Foto: Santiago Abascal, en Sevilla. (Reuters)
Santiago Abascal, en Sevilla. (Reuters)

Tras la sacudida de los debates, entramos en los minutos de la basura. En términos políticos, la campaña se cerró al concluir el debate de Atresmedia y estamos ya en tiempo de prolongación.

Podría decirse que el pescado está vendido si no fuera porque pende sobre esta elección una enorme incógnita, de nombre Vox. Es el agujero negro de los pronósticos, la pesadilla de sociólogos, politólogos y analistas.

Hemos aprendido que los fenómenos populistas siempre sorprenden en su debut. Fue el caso de Podemos en 2014, también del de Trump, el Brexit o el referéndum colombiano sobre el acuerdo con las FARC. Remontándonos más lejos en el tiempo, fue la primera vez que Le Pen se metió en la segunda vuelta de las presidenciales en Francia, en 2002. O el propio Vox hace unos meses en Andalucía. En todos esos casos las encuestas detectaron la ola, pero infraestimaron su intensidad.

¿Sucederá esta vez lo mismo? Se reciben señales contradictorias. Por un lado, Vox arrasa en Internet y desborda en los actos. Por otro, tras el despegue fulminante de principio de año las encuestas lo muestran estancado desde hace varias semanas,

Hay un extraño sentimiento de aprensión entre los expertos y en los cuarteles generales de los partidos. Puede que los españoles dispuestos a votar a Vox sean muchos más de lo que muestran los sondeos o puede que simplemente sean los más activos, entusiastas y ruidosos. Ahora mismo, es verosímil que Vox ocupe en la meta cualquier posición entre la tercera y la quinta. El problema es que con los instrumentos convencionales de medición será imposible saberlo con certeza hasta que se abran las urnas.

Si esta vez hay sorpresa, vendrá por ahí.

Una Cierta Mirada
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios