Mírate al espejo y dime que tú puedes con el bitcoin

Si usted no está hecho de hielo, o si no invierte de forma totalmente marginal en él, el bitcoin no está hecho para usted aunque sea una gran idea

Foto: Foto: Reuters.
Foto: Reuters.

Publicaba un vídeo de cierre ayer, sobre chicharros, que pudo causarle disgusto. Créame, no hay maldad. Sacarle de su zona de confort es mi obligación, y no es tan sencillo si no me muestro un poco "malvado". No se moleste conmigo, por favor, intente visualizar siempre cuál es mi intención.

Hoy quiero irme a otro activo en boga, del que ha dado muchas y muy buenas pistas Javier Molina en esta casa a lo largo de diferentes artículos dedicados a descubrirnos su naturaleza y matices. El bitcoin es todavía algo que hay que trabajar con gran tiento, especialmente mientras no llegue lo que él nos ha prometido: ETFs.

Después, me temo que también, pues como todo lo incipiente -que es lo único que puede ser estratosféricamente rentable- tiene una naturaleza que lo hace apto para muy pocos inversores. Observe el siguiente gráfico con sus cuatro mercados bajistas.

¿De verdad se puede permitir esto su corazón? Supongo que sabe que esto del señor Mercado va de emociones a la hora de la verdad. ¿Puede su corazoncito resistir cuatro correcciones del 30-40% en poco más de un año? ¿Está seguro? Porque de otro modo, créame que multiplicar por cinco en tan corto espacio de tiempo es para usted una experiencia inalcanzable se llame bitcoin, chicharrón del norte, o tecnología neurocientífica. Si cotiza, si cada día tiene el 'input' de las oscilaciones de los precios, está completamente listo.

Yo invierto en la 'start up' de unos amigos/clientes privadamente. No me cabe duda de que en dos años la variación de la valoración de la compañía ha dado trece saltos mortales con varios tirabuzones, alguno invertido. Pero como no cotiza, no me entero. Puse una pequeña cantidad de mi patrimonio, y a esperar unos años. ¿Pero hace esto la gente con activos cotizados? Alguno habrá..., pero no la mayoría. Ni siquiera con pequeñas cantidades.

Una cotización es la mayor de las tentaciones

El bitcoin es una historia de éxito. Por el momento al menos, pero ha sufrido cuatro movimientos de caída del 30-40% en unos cuantos meses sin que ni siquiera cambie la tendencia de ¡corto plazo! Fíjese en los ajustes del proceso, duran a lo sumo unas pocas semanas. Y eso es corto plazo. ¡Cuatro mercados bajistas sin salir del corto plazo! Si usted no está hecho de hielo, o si no invierte de forma totalmente marginal en él, el bitcoin no está hecho para usted aunque sea una gran idea. Ni para mí, y no sobra decirlo porque llevo 22 temporadas en el mercado y eso me ha dejado algunas cicatrices que curten.

Pero la realidad es aún peor, pues como pasa con cualquier activo las correcciones no son siempre de corto plazo. El mercado bajista de 2014 se llevó por delante el 85% del valor del bitcoin dentro de un mero movimiento canalizado, una gran bandera de continuidad en el proceso alcista de orden superior. Un mercado extremadamente bajista, desarrollado por completo en unos pocos meses, en una corrección de corto/medio plazo que fijó los soportes estructurales del bitcoin.

Lo que oye amigo, para que el bitcoin haya perdido su tendencia alcista de largo plazo tendría que caer hasta perforar los 161 dólares desde los casi 1.200 en los que cotiza hoy. Debería perder casi un 90% antes de que pueda afirmarse que es papel mojado a medio plazo. Ahora vaya, mírese en el espejo, y cuéntele a su mejor amigo que podría aguantarlo.

Bolságora
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios