LLENO DE ENERGÍA

El 'trader' loco y el camelo de la 'dictadura' del mercado

Esta semana les escribo desde Ghana, donde he tenido la oportunidad de visitar uno de lo mayores campos de petróleo del mundo, Jubilee. Pues imagínense mi

Autor
Tags
    Tiempo de lectura6 min

    Esta semana les escribo desde Ghana, donde he tenido la oportunidad de visitar uno de lo mayores campos de petróleo del mundo, Jubilee. Pues imagínense mi sorpresa cuando, como aparecido de la nada, me empiezan a llegar centenares de correos y mensajes en twitter sobre las declaraciones de un malvado 'trader' que "sueña con una recesión". A pesar de que en mi cuenta de twitter ya explicaba veinte minutos después de la noticia por qué tenía toda la pinta de ser un bulo y, en menos de una hora, todo el mundo sabía que éste señor ni era 'trader' ni era nada, el vídeo siguió corriendo como la pólvora.

    Lo más relevante del episodio del falso trader, no bróker como le denominaba la prensa nacional en otro ejemplo alarmante de desconocimiento del mundo financiero, no es solamente el gol que le han colado a la BBC, sino el hecho de que, una vez más, se prueba que la prensa generalista solo busca demonizar a los operadores del mercado, sea como sea, incluso entrevistando a un "trader independiente" falso, sin licencia para operar de la FSA (se comprueba en internet en un minuto), cuando en la City hay miles de operadores serios. Todo por generar alarma y escándalo.

    Lo que me asusta, y es prueba de esta obsesión por demonizar al mercado, es que una vez descubierto el timo del 'trader' falso saltaron varias voces diciendo que no importaba que fuera un bulo, porque lo que dijo en realidad lo pensamos todos. Soñamos con una recesión, nos forramos con el sufrimiento de los demás, y, por supuesto, generamos convulsiones en el mercado por diversión. Venga ya.

    ¿Por qué nadie sueña con una recesión?

    Muy simple. El desnortado ese al que tanta gente escuchó, no sabe, como no puede ser de otra manera porque ni es trader ni es nada, que en una recesión no importa que alguno gane dinero. Yo, por ejemplo, en 2008 gané un 4% a pesar de que el mercado se desplomó. Pues bien:

    -En época de recesión no importa si ganas dinero. Los bonus se pagan en acciones en los bancos, o diferidos en los fondos, con lo cual el malvado especulador sufre en su bolsillo igualmente (se desploman las acciones del banco y ese "bonus" no vale casi nada o se cercena el múltiplo al que cotiza tu fondo). Si conservas tu trabajo te puedes considerar afortunado, pero de "forrarse"... Mucha leyenda y poca realidad.

    -En recesión los activos bajo gestión (assets under management) de los fondos, caen de manera agresiva e indiscriminada porque los inversores buscan refugio en 'cash'.

    -En recesión los bancos y fondos de inversión despiden a sus operadores indiscriminadamente, incluso algunos que ganan dinero, porque tienen que agilizar estructura y, en el caso de los bancos, eliminar sus mesas de trading (prop desks). Este Septiembre ya hemos visto despidos de más de 10.000 personas en la City de Londres.

    -En época de recesión los ingresos por comisiones se desploman, tanto las comisiones por operación de los bancos como las de gestión (management fee) de los fondos.

    No, queridos políticos y periódicos sensacionalistas, aquí nadie se beneficia de la recesión. Vean ustedes la caída de fondos bajo gestión de los 'hedge funds' que ganaron dinero en 2008 como ejemplo. Otra cosa muy distinta es que un entorno económico dificil sea una oportunidad para generar beneficios basados en unos fundamentales que se deterioran.

    El mercado como donación

    Imaginen la escena siguiente: La señora M va a su banco y pregunta, "hola ¿cómo va mi fondo de pensiones y mi cartera super-segura-bonos-guaydelparaguay?" y le responden "van muy bien, señora M, lleva usted perdido un 17% y un 9% respectivamente, pero debe estar usted feliz porque contribuye al bienestar y estabilidad de nuestro país y sus empresas". Por supuesto, la señora M, si sobrevive al ataque al corazón, retirará todos sus fondos cuanto antes y saldrá corriendo.

    El mercado es una oportunidad de inversión, no una donación, señores. Si la rentabilidad esperada de una inversión es menor que la inflación o que los tipos a medio plazo, no es una inversión, es caridad. Y como decía Charles Dickens "la caridad comienza en mi casa".

    "El Mercado" es eso. Todos nosotros, nuestros ahorros y nuestras pensiones. No una panda de especuladores. La "dictadura" del mercado es una chorrada inventada por paises y entidades que han abusado del crédito facil y barato y de la época de bonanza y ahora quieren que siga la fiesta sin pagar más ni cambiar nada.

    Pero si quieren reducir la exposición de la economía al mercado financiero es bien fácil, queridos gobiernos. Dejen de endeudarse por encima de sus ingresos, dejen de pedir dinero en OPVs invendibles con valoraciones de ciencia ficción a los malvados mercados. Pero no. Solucionamos deuda con más deuda (ampliar el EFSF). Luego le echarán la culpa a la dictadura de no se qué... O a la novedad."Información privilegiada". Me parto. Pero no me extraña.

    Si análisis fundamental es "nuestra deuda sobre PIB es menor que la de Japón" o "el déficit es manejable" o que la bolsa está barata porque "tiene PER bajo", "tiene buenas empresas" o "tiene buen dividendo", entonces no me sorprende que a cualquier análisis detallado, relativo y global de nuestra situación comparada con el mundo, lo llamen "información privilegiada".

    Han prohibido las posiciones cortas y sigue sin funcionar. Han inyectado billones de euros en planes de estimulo y no funciona. Y ahora invocan a la caridad, en una especie de retorno al amor libre hippy, que ni era amor ni era libre.

    Como en tantas otras cosas (los derechos laborales adquiridos, los privilegios auto concedidos), los paises europeos "merecemos" un trato especial que no le concedemos a Rusia, China, Brasil, México, Australia o Turquía. Derechos adquiridos y privilegios vitalicios. Más deuda pero además, más barata, eso sí, sólo para nosotros. De puertas afuera nosotros, los de la solidaridad y los derechos, exigimos rentabilidades onerosas a los países emergentes y al tercer mundo. Pero cuando a nosotros nos exigen un tipo, rásguense las vestiduras, del 5%, es "especulación" y "ataque". Todo muy hippy.

    La moda ahora es invocar a la responsabilidad "del mercado" en sostener los bonos, la deuda y las acciones de los países europeos. "Regular las externalidades" lo llaman. Es decir, a nosotros el mercado nos gusta cuando va a nuestro favor, y si no es así, ponerle trabas. Usted venda o haga lo que quiera con los demás pero a mí déjeme seguir la fiesta. Manténgame los privilegios de Europa, su deuda y sus tipos porque lo digo yo, aunque el riesgo suba mes a mes.

    Nuestro aumento de riesgo es "especulación", pero el de nuestras inversiones en países emergentes es "rentabilidad adecuada ajustada al riesgo". Nosotros, con la UE masivamente endeudada y con revisiones a la baja del PIB constantes, merecemos una bolsa que suba porque "está barata" y tipos de interés bajos a pesar de que no repagamos un duro de deuda, en vez de aceptar un paradigma de austeridad y racionalidad presupuestaria adaptada a la nueva realidad económica. Nosotros lo merecemos. Y el resto del mundo, que nos lo reconozca. Ya. Venga. Por favor.

    Lleno de Energía
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    33 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios