El agua que moverá las ruedas del mercado en 2022
  1. Mercados
  2. Telón de Fondo
Víctor Alvargonzález

Telón de Fondo

Por

El agua que moverá las ruedas del mercado en 2022

Para mí una tendencia es válida en términos de inversión si también lo es en términos de análisis técnico. Es tendencia de medio plazo si va a durar más de seis meses o un año

Foto: Foto: Istock
Foto: Istock

Se acerca el mes de diciembre y llega el momento de mirar hacia el año entrante. Porque es así como hay que plantearse siempre las inversiones: mirando hacia delante. Lo que ya es de todos conocido no mueve los precios o, como diría nuestro muy sabio refranero, “agua pasada no mueve molino”.

Hablando de agua, yo creo que invertir se parece mucho a hacer surf. Sustituyan olas por tendencias y verán a que me refiero. En la inversión se trata de identificar las olas que nos van a permitir surfear mejor y durante más tiempo. Es lo que técnicamente se conoce como tendencias de medio y largo plazo. No tengo nada en contra de las de corto - el “trading” -, pero, en mi modesta opinión, las olas pequeñas requieren mucho esfuerzo, mucho subir y bajar, mientras que en medianas y grandes “surfeas” durante mucho más tiempo con menos esfuerzo.

Mi concepto de tendencias y mega tendencias es mucho más simplón y aburrido que las mega tendencias “mega guays” de los vendedores de fondos. Yo, en lo que a tendencias se refiere, me he quedado en el análisis técnico. Para mí una tendencia es válida en términos de inversión si también lo es en términos de análisis técnico. Es tendencia de medio plazo si va a durar más de seis meses o un año, es “mega” tendencia si es de largo plazo, es decir, si puede durar más de tres años. Lo demás me parecen argumentos comerciales muy respetables, pero no quiero que nuestros clientes se pierdan tendencias muy claras y muy rentables por limitarse a seguir el camino que marquen los vendedores de productos financieros.

Foto: Un joven, haciendo finanzas. (iStock) Opinión

Una mega tendencia que ya ha comenzado y que podría consolidarse el año que viene es la normalización de los tipos de interés del mercado de bonos. Ojo, no hablo de que tengan que subir los tipos de interés, eso tardará bastante, al menos en Europa, sino de que los bancos centrales reduzcan sus compras de bonos. El más importante - la Fed - ya ha empezado. Y eso es tanto como decir que dejarán de manipular al alza el precio de los bonos en el mercado. Y no les quiero decir si encima la inflación se mantiene alta.

Decir esto en pleno repunte de la pandemia – y por lo tanto subida del precio de los bonos - puede resultar extraño, pero, salvo que uno piense que va a venir un nuevo virus o una variante resistente a todas las vacunas, me quedo con el planteamiento del ministro de sanidad alemán, que vino a decir que dentro de unos meses todo el mundo estará inmunizado, bien porque se haya vacunado, infectado o haya fallecido. Le faltó añadir que quienes sobrevivan tendrán que aprender a convivir con el virus, pero con la ventaja de que no solo hay vacunas que reducen el daño, sino que empieza a haber tratamientos. Ambos – vacunas y tratamientos - irán mejorando, simplemente porque detrás hay un negocio enorme, ya que el virus está para quedarse. “Surfear” la ola de la normalización de los tipos de interés es más sencillo de lo que parece y va a dar mucho juego. Y por muy distintas vías.

Otra mega tendencia - o por lo menos tendencia de medio plazo - es el cambio de ciclo. Cuando hace ya muchos meses decía que entrábamos en un proceso de mayor crecimiento y mayor inflación porque lo más parecido a una pandemia global es una guerra mundial, y que de todas las anteriores se salió con más crecimiento y más inflación, supongo que más de uno me miró como si estuviera loco. Habiendo mega tendencias mucho más “cool” ¿qué hace este tío hablando de materias primas o del sector financiero? Como decía Keynes, en los mercados las modas son importantes, pero se refería a las modas de los inversores, no a las de los vendedores. Y los inversores han votado mayoritariamente por asuntos que no estuvieran ya descontados en los precios, apoyados en tendencias de cierta consistencia y duración. El cambio de ciclo seguirá vigente en 2022 y pensar que ha finalizado porque hay un repunte de la pandemia en Europa creo que es un error.

Foto: Foto: iStock.

Hay otras muchas tendencias y mega tendencias en marcha o empezando, pero no me queda espacio para hablar de ellas. Les invito a asistir a las jornadas que daremos en breve al respecto. Ahora bien, no quiero acabar este artículo sin incluir alguna un poco más “cool”, no vayan a pensar ustedes que en Nextep solo nos fijamos en las que pueden dar dinero y no estamos en las que “molan”.

Porque para tendencia “molona” que además dará dinero, tienen todo lo que rodea al metaverso. Y digo lo que “lo rodea” porque, como en España los distribuidores – Bancos, sociedades de valores y asesores NO independientes – han creado barreras de entrada para evitar que los ETF se coman el mercado - ya que son mucho más baratos y por lo tanto les dejan menos comisión-, la víctima indirecta es el inversor, que no puede invertir en esas pymes que comprarán las grandes empresas para tomar posiciones en el metaverso. Y que sólo son accesibles o bien directamente – sabiendo cuales son - o bien a través de ETFs, pero en ningún caso a través de fondos de inversión tradicionales.

Afortunadamente, con un buen asesoramiento podemos invertir en esas tecnologías que, aparte de crecer por sí solas, lo harán como acompañantes del desarrollo del metaverso. Y esa sí que es una mega tendencia. Estamos hablando del Internet del futuro, aquel que crea una auténtica realidad virtual en lugar de ser todo a través de un teclado y una pantalla. Si eso no “mola” como mega tendencia “súper mega guay”, ya me dirán ustedes qué es lo que mola.

Inflación Bancos centrales Tipos de interés Inversiones
El redactor recomienda