¿Qué pueden aprender los partidos españoles de la publicidad política de EEUU?

Seleccionamos 8 de los mejores 'spots' electorales de la historia de las campañas estadounidenses y contamos por qué funcionaron

Foto: Donald Trump saluda a sus partidarios en un mítin. (EFE)
Donald Trump saluda a sus partidarios en un mítin. (EFE)

Durante esta semana comenzará en España una atípica campaña electoral de siete días a la que los ciudadanos llegan hastiados y que supondrán las cuartas elecciones generales en cuatro años. Además, durante esta semana – el día 3 en concreto – estaremos justo a un año de la cita con las urnas en Estados Unidos. Por ello, hemos hecho un análisis de los mejores 'spots' electorales de la historia de las campañas estadounidenses para que sirvan a los partidos españoles de inspiración para afinar sus mensajes electorales en los próximos días. A continuación, ofrecemos una serie de claves para un 'spot' de campaña eficaz:

Identidad: Define quién eres

La primera decisión estratégica desde el punto de vista de la comunicación que un candidato ha de tomar es la de definir su posicionamiento, es decir, el espacio que una marca ocupa en la mente del cliente, consumidor o votante. Por ello, es el primer paso en toda campaña. La identidad es el pilar central sobre el que se sustentará todo el trabajo posterior de comunicación. El posicionamiento se construye con paciencia y ha de estar basado en atributos reales.

En 1960, John F. Kennedy lanzó este spot, en el que transmitía que una etapa nueva comenzaba en la política de Estados Unidos.

Estrategia: Mantente fiel a tu hoja de ruta

La estrategia define cómo se van a alcanzar los objetivos. Es la hoja de ruta en toda campaña. Un buen vídeo ha de reflejar al 100% el contenido de la estrategia. Cuanto más clara y nítida sea, más fácil será el trabajo de comunicación.

En 1964, el demócrata Lyndon B. Johnson tenía una estrategia muy clara: "Hagan que la gente se asuste mortalmente de Barry Goldwater". Y lo consiguió con el "Daisy spot".

Lenguaje: Utiliza los códigos de tu público

El lenguaje político tiende a ser técnico, árido y alejado de la realidad de los ciudadanos. Por ello, la clave en comunicación política, y en especial en la audiovisual, es que el lenguaje sea el mismo que utiliza el público al que queremos llegar.

"Morning in America" es uno de los spots más famosos de Ronald Reagan. En 1984 su campaña supo emplear los códigos y lenguajes de la publicidad comercial al mismo tiempo que trasladar un mensaje de manera sencilla.

Formato: Atrévete a innovar.

La mejor publicidad política es aquella que no parece política. Cuanto menos aspecto político, mejor. Los tiempos del busto parlante afortunadamente ya pasaron. La creatividad, la innovación y el romper los cánones suelen ser los mejores aliados de la eficacia de un buen vídeo político.

En 2004 la campaña de George W. Bush firmó este magnífico video en el que a través del humor mostraba a un candidato John Kerry que cambiaba continuamente de opinión.

Relato: Aprovecha el poder de las historias

Las buenas historias mueven el mundo. Son capaces de atrapar la atención del espectador. Los grandes comunicadores son siempre grandes contadores de historias. Por ello, un vídeo político con éxito suele ir de la mano de una historia capaz de conectar con la gente.

En 1992 Bill Clinton se presentó al mundo como "The Man from Hope", jugando con el nombre de su ciudad (Hope) y el de la esperanza que aspiraba a despertar entre los votantes. En este video trata de resumir la historia de su vida.

Música: Refuerza lo que quieres decir con la música

La música es el lenguaje del alma. Tiene la capacidad de generar y transmitir emociones más allá de las palabras. Por ello, un buen spot ha de contar con una música capaz de generar sensaciones en la persona que lo ve. La esperanza, el miedo, la ilusión, la alegría o el humor son sólo algunos ejemplos de las emociones que se pueden transmitir a través de unas notas musicales.

En 2008 Barack Obama batió todos los records con este celebre vídeo: "Yes we can".

Simbología: Dilo con imágenes

El poder de lo visual es una de las principales claves en la comunicación política. Los mejores spots de la historia tienen en común el ser capaces de explicar realidades complejas a través de sencillas imágenes mentales. Si una imagen valía más que mil palabras, ahora vale más que un millón de palabras.

En 1972 la campaña de Richard Nixon lanzó este video en el que simbólicamente denunciaba la intención de George McGovern de reducir el presupuesto de Defensa, un tema muy sensible para los votantes republicanos.

Mensaje: claro, conciso y convincente

La esencia de la comunicación política sigue (y seguirá) siendo el mensaje. Una imagen atractiva no es suficiente por sí sola si detrás no hay un mensaje coherente, sólido y fundamentado.

En 1952, año considerado como el inicio del marketing político moderno, se hizo el que ha sido en nuestra opinión el eslogan más eficaz hasta la fecha: “I like Ike”, acompañado de esta pegadiza canción. Era la campaña de Dwight D. "Ike" Eisenhower.

Arlington Bridge
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios