Los operadores móviles virtuales se desinflan

Comienza un nuevo curso y el mercado de la portabilidad móvil sigue castigando a los operadores más grandes. Los OMV por su parte, ralentizan su crecimiento

Foto: Los operadores móviles virtuales se desinflan

Comienza un nuevo curso y el mercado de la portabilidad móvil sigue castigando a los operadores más grandes. Una vez más Movistar, Orange, Vodafone y Yoigo han estado en números rojos aunque las nuevas marcas low cost están ayudando a frenar la sangría de clientes. Por su parte, los operadores móviles virtuales siguen creciendo, pero en esta ocasión han frenado su ascenso.

Enero siempre es un mes complicado, históricamente sube el paro y los ciudadanos deben esforzarse para llegar a fin de mes sin demasiados sobresaltos tras las fiestas de Navidad. En el caso de los operadores sucede un hecho similar, las altas se ralentizan y la fuga de clientes hacia compañías más económicas se dispara.

Analizando los datos de portabilidad móvil que acaban de ser publicados, los cuatro grandes se dejan más de 104.000 clientes, una cifra nada desdeñable teniendo en cuenta que ya no hay tanta diferencia de precio y que además cuentan con la posibilidad de ofrecer 4G, algo que la mayoría de virtuales todavía no pueden ofrecer a sus clientes.

Movistar, la que más pierde

Por operadores, Movistar es la teleco que más clientes perdió (más de 46.000 abonados). Sin embargo, la cifra puede ser interpretada de forma positiva si la comparamos con el ejercicio anterior en el cual llegó a ceder más de 120.000 clientes. Su filial Tuenti ganó apenas 850 líneas mientras que hace un año se anotó 3.600.

Su propuesta 'Fusión a lo Yoigo' no termina de arrancar porque prácticamente no hay diferencias con respecto a la oferta de TelefónicaVodafone también ha mejorado considerablemente sus números gracias a Lowi. La operadora británica perdió 33.000 líneas, ONO sumó 15.000 abonados mientras que el nuevo virtual low cost se anotó 10.000 clientes. A pesar de que el balance total suma 8.000 clientes en negativo, los responsables de la teleco pueden ser optimistas ya que hace un año la pérdida total de abonados fue de 47.000 en el mismo mes.

Yoigo tampoco cerró un buen mes. La filial de Telia Sonera restó 9.000 líneas mientras que hace un año se anotó 36.000 portabilidades netas. De momento la operadora sigue apostando por tarifas muy agresivas pero la ausencia de una oferta convergente diferencial le está pasando factura. Su propuesta Fusión a lo Yoigo no termina de arrancar porque prácticamente no hay diferencias con respecto a la oferta de Telefónica.

Finalmente, Orange fue el único de los cuatro grandes que logró terminar en positivo gracias a su virtual Simyo. Aunque la filial de France Telecom se dejó 16.000 líneas, su virtual de bajo coste ganó 16.400.

En comparación con las cifras del año pasado, la operadora se mantiene a flote ya que en enero de 2014 el binomio Orange-Amena perdió 4.000 líneas mientras que Simyo ganó 5.400 portabilidades netas.

Los operadores móviles virtuales ralentizan su crecimiento

Poco a poco se va acabando la alegría de los operadores que alquilan la red a los más grandes y revenden el servicio. Siguen creciendo pero ya no alcanzan las cifras de ejercicios anteriores. Así por ejemplo, Jazztel que es el OMV que más sube, en enero ganó 37.000 líneas mientras que hace un año se anotó más de 55.000.

Ono por su parte, ganó 15.000 mientras que hace un año se anotó 68.000, Y así podríamos ir repasando toda la lista de operadores y en la mayoría se apreciaría el desgaste. Únicamente el Grupo MásMóvil ha sido capaz de crecer con respecto al año anterior con 7.000 líneas positivas gracias a la consolidación de compañías que inició hace varios trimestres. La empresa  está invirtiendo de forma importante para consolidar una alternativa de bajo coste que pueda hacer frente a los más grandes.

Pepephone es otro de los virtuales que ha conseguido equilibrar sus cuentas sumando 5.000 clientes después de un cuarto trimestre complicado. La operadora que acaba de iniciar la migración de todos sus clientes a la red 4G de Movistar, promete dar mucha guerra este año volviendo a rebajar sus tarifas y sobre todo diferenciándose de sus competidores con un trato preferente a sus clientes.

Por último, los operadores de cable regionales se mantienen de forma estable con crecimientos de 3.000 y 6.000 clientes. No se trata de cifras escandalosas pero la realidad es que todos los cableros han logrado mantenerse siempre en positivo, algo importante en un sector donde la guerra de tarifas y la fuga de clientes están a la orden del día.

2015 promete y mucho en el mercado de las telecomunicaciones. Los precios lejos de bajar puede que aumenten ligeramente a cambio de que los usuarios dispongan de más complementos. Veremos tarifas con mayores franquicias de datos, televisión móvil y servicios de valor añadido.

Tecnozone
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios