Globos de Oro 2019: apropiaciones y olvidos en una renovada lista de nominados

Los críticos estadounidenses han hecho públicos sus favoritos del año y siguen evidenciando que carecen de memoria, y de corazón

Foto: Jodie Comer, una de las protagonistas de 'Killing Eve' y gran olvidada de la ceremonia. (HBO)
Jodie Comer, una de las protagonistas de 'Killing Eve' y gran olvidada de la ceremonia. (HBO)

La Asociación de la Prensa Extranjera de Hollywood ha dado a conocer su lista de mejores series y películas de 2018, los nominados a la 76ª edición de los Globos de Oro. Los galardones se entregarán el próximo 6 de enero, pero el inventario de aspirantes al galardón, como sucede a cada año, no ha sido del agrado de muchos aficionados a las series de televisión.

Con ‘El asesinato de Gianni Versace: American Crime Story’ como producción más nominada, con 4 aspirantes, la ceremonia que presentarán Andy Samberg y Sandra Oh contará con muchas caras nuevas en la lista de invitados. Entre ellos se encuentran los españoles Antonio Banderas, y Penélope Cruz, pero también habrá una importante presencia de la televisión británica. Aunque no esté ‘The Crown’ y la Asociación lo haya obviado.

Esta y otras pegas, a continuación, porque las ceremonias de premios no serían lo mismo sin la predisposición al cabreo y la queja propio de los buenos aficionados.

La apropiación de lo británico

A pesar de la mencionada ausencia del ‘biopic’ de Isabel II, la crítica estadounidense cierra 2018 demostrando su amor por la industria británica con 7 nominaciones. ‘A Very English Scandal’, ha conseguido tres, aspirando al galardón a la mejor miniserie, y al mejor actor y actor secundario. ‘Guardaespaldas’ y ‘Killing Eve’ se han colado en la categoría de mejor drama, con la primera colando a su protagonista entre los aspirantes al mejor actor dramático, y la segunda haciendo lo propio con Sandra Oh.

Es de suponer que desde hace unas horas corre el champán por las oficinas de la BBC, ante el hito de colarse en una ceremonia eminentemente norteamericana con tres producciones que llevan su sello. No consta, de momento, cómo les ha sentado que dos de esas series hayan sido mencionadas como producciones de compañías norteamericanas. Al igual que en España, en Estados Unidos ‘A Very English Scandal’ se ha emitido en Amazon Prime Video, y ‘Guardaespaldas’ en Netflix. Y como tales han sido anunciadas.

Aires de renovación

Que los críticos norteamericanos tienen poca memoria, y aún menos corazón, no es novedoso y ahí están sus más de setenta años de historia para comprobarlo. Pero resulta sorprendente ver con que rapidez se han llevado por delante ‘El cuento de la criada’ de la que solo sobrevive su sufrida protagonista e Yvonne Strahovsky como secundaria. Es cierto que la segunda entrega de la producción ha sido difícil, pero este era un año especialmente propicio para repetir gracias a la ausencia de la reina, se ‘Stranger Things’ y de ‘Juego de Tronos’.

A excepción de ‘The Americans’ que se ha despedido este año de su audiencia y asistirá a su última ceremonia, todas las aspirantes al mejor drama se estrenan en la tarea. Y como he comentado anteriormente, dos de ellas son británicas. ‘Homecoming’, de Amazon Prime Video, y ‘Pose’, que en España podemos ver en HBO cierran una lista en la que también se echa de menos algunas producciones.

En la comedia la última ganadora, la señora Maisel, ha conseguido sobrevivir, pero es la única que repite. ‘Master Of None’ y ‘SMILF’ no podían repetir por no tener nueva temporada, pero ‘Black-ish’ y ‘Will & Grace’ sí, y les ha servido de poco. ‘Kidding’, ‘Barry’, ‘The Good Place’ y ‘El método Kominsky’ ocuparán su lugar con varios aspirantes cada una.

Haciendo historia

A pesar de que era una de las producciones más esperadas del año, ‘Pose’ (léase “pous”) fue estrenada en junio sin demasiado ruido y pronto se perdió entre la marea de estrenos veraniegos. Una injusticia que, afortunadamente, van a corregir las asociaciones de críticos y similares, además de las listas de lo mejor del año. Y para comenzar la temporada, los críticos han querido reconocer su calidad con una nominación a la mejor serie dramática, y otro al mejor actor del género. Dos posibles premios que le permiten entrar en la historia de los prestigiosos galardones.

Creada (también) por Ryan Murphy, la serie que cuenta con ocho episodios en su primera entrega narra el mundo de la cultura del baile afroamericano y latino de la escena transgénero en el Nueva York de finales de los 80. Con más de cincuenta personajes trans, el reparto de esta producción lo encabezan Evan Peters, Kate Mara y James Van Der Beek. El recurso fácil de la cadena para acercar al público un universo ajeno y lejano que puede parecer poco atractivo al espectador medio.

Más que la historia de los yuppies de la época, a los que encarnan los mencionados intérpretes, ‘Pose’ es la historia de Blanca, Elektra y Pray, personajes que construyen un lugar propio en medio de una sociedad que los señala y los esconde. Roles con personalidad y encanto que llevan al espectador al desconocido mundo del “ballroom”, una subcultura LGTB relacionada con el baile y la interpretación, pero también con la orientación y el apoyo a los recién llegados a la comunidad.

Ausentes y presentes

La mejor serie del arranque de 2018, ‘Counterpart’ y su homólogo al cierre del año, ‘La maldición de Hill House’ han sido ignoradas por completo por unos críticos que, sin embargo, han sido muy entusiastas a la hora de valorarlas en sus artículos. En la categoría de miniserie resulta llamativa la ausencia de la serie de AMC ‘The Terror’, y en la de comedia se echa de menos algún representante de la creación de Netflix, ‘Maniac’. Precisamente en esta categoría resulta evidente que las chicas de ‘GLOW’ no despiertan demasiada simpatía entre los votantes de la Asociación.

‘Sucession’ o ‘Westworld’ no han conseguido colarse entre los aspirantes a la mejor serie dramática, pero cuentan con un nominado en las categorías de interpretación. Algo que no ha logrado ‘Better Call Saul’, que por primera vez desde que fue estrenada en 2015 ve como su protagonista, Bob Odenkirk, no es invitado a la fiesta.

La ausencia más llamativa, y también la más injusta, es la de Jodie Comer, compañera de aventuras de Sandra Oh en ‘Killing Eve’. Al igual que sucedió en los Emmy, la intérprete británica no ha sido nominada por su papel de Villanelle en la producción de BBC América, a diferencia de Oh, que lo ha logrado de nuevo. Y si entonces la omisión era improcedente, porque no se entiende a Eve sin ella, ahora resulta inaceptable, por reiterativo.

Entre los nominados, destaca la presencia por segundo año consecutivo de Jason Bateman, aspirante por su trabajo en ‘Ozark’. Algo que no puede decir Freddie Highmore que el año pasado fue nominado por ‘The Good Doctor’ y este año se queda fuera. Al igual que el último ganador de la categoría, Sterling K. Brown, que no ha conseguido repetir por su papel en ‘This is us’.

Posibles ganadores

Con un mes por delante para hacer quinielas, algunas categorías parecen indiscutibles y como en los Emmy, resulta lógico pensar que Matthew Rhys se irá a su casa con un premio bajo el brazo. Menos probable parece que su producción, ‘The Americans’, vaya a conseguirlo en la categoría de mejor drama. En la que se impondrá, y ahí está ‘Mr. Robot’ como precedente firmado por Sam Esmail, ‘Homecoming’. Una victoria a la que también podría sumarse la de su protagonista, Julia Roberts.

En comedia podría suceder lo mismo con Michael Douglas y ‘El método Kominsky’. De lograr imponerse esta última en la categoría de mejor producción del género, la crítica reconocería también a su creador, Chuck Lorre, que a pesar de llevar más de dos décadas en la industria, no cuenta con ningún galardón importante.

La victoria de Ryan Murphy con Versace entre las nominadas a mejor miniserie parece más que asegurada, y como en los Emmy, es probable que Darren Criss repita. Penélope Cruz no lo tiene fácil en su categoría de actriz de reparto porque compite contra otra de las grandes aspirantes del género, ‘Heridas Abiertas’, y Patricia Clarkson. Su compañera de reparto, Amy Adams, es la gran favorita de la categoría de mejor actriz por su personaje en la serie de HBO. Junto a Roberts y Douglas compondría un palmarés muy cinematográfico en los reconocimientos televisivos de la 76ª edición de los Globos de Oro. El sueño dorado de Hollywood.

Desde Melmac

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios