Hasta el moño de Bale, un obstáculo para Asensio, el crack que no coló como vasco

Las primeras filtraciones sobre la posible salida del galés del Madrid son la mejor noticia para el balear, con idéntica aportación individual, pero muy superior en lo colectivo

Foto: Gareth Bale, durante el partido del Real Madrid contra la Unión Deportiva Las Palmas. (EFE)
Gareth Bale, durante el partido del Real Madrid contra la Unión Deportiva Las Palmas. (EFE)

Basta con escuchar a alguno de los comunicadores que tienen hilo directo con eso que ellos llaman públicamente "el Madrid" —ya saben "en el Madrid dicen, en el Madrid piensan, en el Madrid consideran"— para saber que Gareth Bale ha dejado de ser intocable para Florentino Pérez. No son pocos los madridistas que están hasta el moño de él y eso es algo que a veces tiene en cuenta el presidente. Esta temporada el galés ya se ha perdido por lesión más de la mitad de los partidos que ha disputado el Real Madrid, concretamente 25. "Tenemos que ver el día a día con Gareth. De momento está en el gimnasio. Está cada día mejor, pero no está con el grupo. Espero que vuelva rápido, pero no puedo decir fecha", explicó Zidane en la víspera de recibir al Sevilla.

Nada más llegar procedente del Tottenham a cambio de cerca de 100 millones de euros, Bale ya se perdió varios partidos por la famosa protrusión discal, la cual le ha vuelto a dar problemas en innumerables ocasiones y le ha provocado lesiones colaterales. Una de éstas es la del sóleo, la misma que le dejó fuera de la vuelta de los cuartos de la Champions ante el Bayern, así como de las semifinales contra el Atlético de Madrid. Suponiendo que el galés llegue en plenitud de condiciones a la final de Cardiff, veremos qué es lo que decide Zidane, quien ya quedó en evidencia en el Clásico disputado en el Bernabéu (2-3) por alinear a Bale y tener que sustituirle en el minuto 36 por una nueva lesión, aunque posiblemente fruto de la anterior.

Las repetidas ausencias de Bale las ha estado cubriendo últimamente Isco, más por aclamación popular que por una cuestión táctica, pues el relevo natural del galés es Marco Asensio, zurdo como él y más vertical que el malagueño, con quien también es verdad que Zidane ha ganado presencia en el centro del campo junto a Casemiro, Kroos y Modric. "El problema más grande que ha tenido Bale, y le conozco bien porque debutó con nosotros con Gales con 17 años, es que cuando empezó era lateral izquierdo y para mí sigue siendo lateral izquierdo". Quien así de rotundo se pronuncia es John Toshack, ex seleccionador galés y entrenador, entre otros equipos, del Real Madrid.

Según indican los datos que ofrece la web del club blanco, esta temporada Bale ha jugado 1.921 minutos en 26 partidos (24 de ellos como titular) y Asensio 1.904 en 36 (19 como titular). Es decir, que en 17 minutos menos y la mayoría de las veces teniendo que salir desde el banquillo, el balear ha marcado el mismo número de goles (9) y dado el mismo número de asistencias (3). ¿Las principales diferencias? Pues que mientras Gareth remató 69 veces, Marco lo hizo 33, lo cual mejora claramente su nivel de efectividad, aunque hay dos datos aún más reveladores como son las 112 recuperaciones y los 885 pases de Asensio por las 62 y 621 de Bale, respectivamente.

Marco Asensio celebra el gol que cerró la victoria del Real Madrid ante el Bayern. (Cordon Press)
Marco Asensio celebra el gol que cerró la victoria del Real Madrid ante el Bayern. (Cordon Press)

Entre las muchas (con perdón) cagadas que el FC Barcelona ha cometido en los últimos años en materia de fichajes está sin duda haber dejado escapar al delantero mallorquín. Claro que puestos a hablar de decisiones erróneas, peor aún fue la que tomaron en el Athletic. El padre de Marco Asensio es vizcaíno de nacimiento. Jugó en el Barakaldo y su ilusión era que su hijo jugara en el equipo de San Mamés. Cuando dejó el fútbol, Gilberto Asensio se trasladó a vivir a Palma para trabajar en la hostelería y allí conoció a una holandesa, la tristemente fallecida madre de Marco y su hermano Igor, a la que el madridista dedica sus goles.

Tal y como confesó el propio Gilberto, cuando el Mallorca fichó a Marco, su agente lo ofreció al Athletic, donde llevaban meses siguiéndole por aquello de que su padre era vizcaíno. De hecho, su madre y tres hermanos de éste seguían viviendo en Barakaldo. Sin embargo, el director deportivo rojiblanco, José Mari Amorrortu, se supone que a instancias del presidente Urrutia, les comentó que no encajaba por filosofía, la misma que, por ejemplo, sí les permitió fichar al catalán Enric Saborit, que nació y se crió en Mataró y que vivió en la residencia del Espanyol. Casualmente Marco coincidió con él en el vestuario del Mallorca, donde fue cedido. “Fue una pena, yo tenía ilusión, pero el Athletic tiene una política rara. También se especuló sobre una cesión cuando fichó por el Madrid, del que es desde pequeño”, explicó Gilberto Asensio en declaraciones al diario 'AS'.

"Mi objetivo a principio de temporada era jugar lo máximo posible, pero tengo que agradecer la confianza de Zidane. Yo sé que él confía en mi y yo trabajo para jugar lo máximo posible y aportar mi fútbol", dijo Marco tras el partido contra el Sevilla (4-1), en el que fue titular. De hecho, el joven mediapunta de 21 años rinde más cuando sale de inicio. En el arranque de la temporada lo hizo y dejó su sello con dos golazos en sus dos primeros partidos oficiales con el Real Madrid. El primero en la Supercopa de Europa, precisamente contra el Sevilla, en el que abrió el marcador con un zurdazo a la escuadra desde 25 metros. Después, en la primera jornada de Liga ante la Real Sociedad, cuando se plantó delante de Rulli y le batió con una vaselina que significaba el 0-2 para los blancos.

De los muchos y millonarios fichajes que ha hecho Florentino Pérez, es posible que el de Marco Asensio Willemsen haya sido uno de los mejores. Sobre todo si este verano el Real Madrid vende a Bale a buen precio a un club puntero de la Premier como el Manchester United y el balear tiene vía libre para demostrar lo que es: un crack que no coló como vasco, al que quisieron en Holanda, pero que juega por España.

A mi bola

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
19 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios