DAX, EUROSTOXX, CAC, MIBTEL, IBEX

Como han cambiado las cosas!! Europa parece ahora una roca

Antes de entrar en materia, hay que resaltar la fortaleza de los índices europeos respecto de la evolución de los índices USA. En otros tiempos no
Autor
Tags
    Tiempo de lectura7 min

    Antes de entrar en materia, hay que resaltar la fortaleza de los índices europeos respecto de la evolución de los índices USA. En otros tiempos no muy lejanos, el débil comportamiento de estos índices se habría multiplicado exponencialmente en los índices europeos provocando caídas mucho más intensas de las que se están viendo, máxime cuando se percibe claramente una fuerte aversión al riesgo a tenor de la evolución de la Deuda alemana (la rentabilidad del Bono alemán a 2 años sigue en negativo).

    De igual manera, declaraciones relacionadas con el riesgo sistémico europeo como las aparecidas ayer (la UE no tomará ninguna decisión sobre el siguiente tramo de ayudas en su reunión del lunes 12 cuando Grecia se ha autoimpuesto el 16 de noviembre como fecha límite para no entrar en suspensión de pagos) hubiesen impactado de manera más agresiva a la baja de lo que lo hizo en la sesión de ayer en otros tiempos.

    A pesar de estas circunstancias, hay que ser extremadamente prudentes porque no sería la primera vez, ni la última, que se tiene la percepción de que los índices están relativamente sujetos cuando, de repente, entran en una espiral bajista. De producirse esta circunstancia, tendría que ser a no mucho tardar ya que, como se verá a continuación, los índices se encuentran en el borde de niveles de soporte muy, pero que muy relevantes que, de perforarse de manera consistente, podrían desencadenar una secuencia de varias sesiones a la baja muy agresiva.

    Para seguir con la misma línea de pensamiento de los últimos post es necesario empezar analizando la evolución del Futuro continuo del DAX en base horaria. Ya se comentó ayer que la zona comprendida entre el 7.169 y el 7.211 (7.155 a 7.194 en el contado) es la zona de soporte clave estructural más inmediata. Se trata de los máximos de marzo que se lograron superar de manera consistente el día después de las decisiones de política monetaria del BCE el pasado 6 de septiembre. La ruptura de esta zona elevaría el riesgo de que todo el movimiento lateral desplegado desde el 7 de septiembre hasta el momento actual no fuese más que una ruptura en falso de los máximos anteriores. Además, elevaría también el riesgo de que se tratase de un gran proceso de distribución previo a un gran cambio de tendencia. Por último, rompería la línea de tendencia alcista que empezó a construirse a principios del mes de junio.

    Por lo tanto, se trata de una zona en la que se debe actuar. Las posiciones cortas que aún quedasen abiertas se debieron cerrar ayer por la tarde al alcanzarse la zona de soporte mencionada. Esta mañana, el índice ha logrado salvar el riesgo inmediato de espiral bajista ya que no ha abierto en hueco a la baja por debajo de la zona de soporte. Por este motivo, los más agresivos pueden asumir el riesgo de comprar un poco esta mañana en el entorno del 7.210/7.215 situando el stop por debajo del 7.195. El objetivo para estos largos debería situarse cerca de los máximos de la sesión de ayer. En el caso de que salte el stop, hay que estar preparados para actuar abriendo cortos si el soporte clave comentado se perfora.

    En los siguientes gráficos, se verá como el resto de índices europeos se encuentran también en un momento crítico similar al descrito en el DAX, lo que nos da una idea de la importancia que tiene el comportamiento que tengan en estos precios en los próximos días.

    En este gráfico se analiza la evolución del EUROSTOXX50 contado en base diaria desde los mínimos de 2009. A principios de junio de este año y tras alcanzar una zona de soporte clave, el índice inició el actual movimiento alcista. Las decisiones de política monetaria de los distintos bancos centrales en septiembre lograron situarlo momentáneamente por encima de la zona de resistencia clave situada entre el 2.537 y el 2.549. De hecho, se alcanzaron los máximos de marzo en donde se encuentra también el 61,8% de rebote del movimiento bajista de 2011 y el último mínimo decreciente de ese mismo movimiento antes de la espiral bajista del mes de agosto del año pasado.

    Si se amplia gráfico para poder observar más de cerca toda la evolución del tramo alcista que se inició en junio, se aprecia que desde mediados del mes de septiembre, cuando se alcanzó la zona de resistencia comentada, el índice ha entrado en una fase de triangulación consolidativa. Estos procesos están formados por 5 fases antes de resolverse y, normalmente, suele indicar una pausa en el movimiento subyacente, es decir, en el movimiento que les precede. Pero, en ocasiones, no son procesos de pausa sino procesos de distribución antes de un gran cambio de tendencia.

    Por lo tanto, vemos que, al igual que el DAX, el EUROSTOXX se encuentra en un momento clave. Si se perfora la base del triángulo (2.475’s) y se ratifica con la ruptura del mínimo de finales de octubre (2.460) y, sobre todo, con la ruptura del primer mínimo del triángulo (2.440) que coincide aproximadamente con el mínimo de la sesión de las decisiones del BCE de septiembre (2.446), la probabilidad de que la figura comentada representase una estructura de distribución previa a un gran cambio de tendencia se vería incrementada. Esta situación elevaría sustancialmente el riesgo de espiral bajista que, muy probablemente, no podría ser contenido tan siquiera por el importante nivel de los 2.400 en donde se encuentra la media de 200 y el último mínimo creciente del movimiento iniciado en junio. Mientras tanto, hay que tener presente que se está en soporte y que en soporte no se vende mientras no se perfore. De hecho, se debería hacer lo contrario siempre que se tenga la cintura necesaria para darse la vuelta en caso de que los soportes se perforen.

    En este gráfico se analiza la evolución del CAC contado en base diaria. A diferencia de los 2 gráficos anteriores, la estructura no es tan definida como en los casos anteriores. La zona comprendida entre el 3.396 a 3.426 es la equivalente a la del 2.540 del EUROSTOXX. Esta es la zona que viene sirviendo de punto pivote (cuando se está por encima hay sesgo comprador, cuando se está por debajo vendedor) desde 2009.

    Esta zona se superó en agosto y, globalmente, se puede decir que desde entonces el índice se ha mantenido por encima. Ha habido varios intentos de ruptura pero ninguna de ellos consistente. Obviamente, este es el nivel clave a vigilar. Desde agosto, no se han visto más de 2 cierres consecutivos por debajo de la parte baja de la zona de soporte comentada sin que se haya producido posteriormente una fuerte reacción alcista. En consecuencia, el índice correría riesgo de entrar en espiral bajista en el caso de que perdiese CONSISTENTEMENTE el 3.396.

    En este gráfico se analiza la evolución del MIBTEL contado en base diaria. La triangulación consolidativa, en este caso, es evidente después de que en agosto se lograse superar la resistencia de los 15.000 puntos. Precisamente, este el nivel clave que se debe vigilar. La ruptura consistente de este nivel en la que ahora además coincide la media de 200 sesiones sería la indicación de entrada en espiral bajista.

    Por último, en este gráfico se analiza la evolución del IBEX contado en base diaria. El primer punto diferencial respecto del resto de índices analizados es que la caída de los últimos 3 días ha logrado perforar la directriz alcista que se puede construir desde el mínimo desde el que partió el impulso que permitió superar la resistencia clave de los 7.200 puntos. La ruptura de esta directriz es una primera seña de debilidad clara. Pero mientras no se rompa el último máximo creciente de la estructura alcista iniciada en julio en términos de cierre (7.561 en línea de puntos verdes), no se tendrá la plena certeza de ruptura consistente.

    Este es el punto equivalente para el IBEX de los niveles clave de soporte que se han definido para el resto de índices. Su perforación consistente abriría el camino hacia los 7.200 de nuevo en donde el índice debería demostrar si verdaderamente ha dejado atrás los tiempos de máximo tensión que se vivieron durante la pasada primavera.

    Análisis Técnico
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    24 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios

    ºC

    ºC