Al 'traidor' Puyol le engañaron como a un chino: "Pensaba que no se vería en España"

"Hijo de puta", "payaso" o "traidor" son algunos insultos que el excapitán del Barça recibió por decir en un vídeo "soy Carles Puyol y soy español. Soy español y soy Carles Puyol"

Foto: Carles Puyol, exjugador del Barça y de la Selección española, en una imagen reciente. (EFE)
Carles Puyol, exjugador del Barça y de la Selección española, en una imagen reciente. (EFE)

"Pensaba que solo se vería en China", se lamentó un desconcertado Carles Puyol al comprobar cómo el anuncio que con toda su buena fe grabó para una cadena de televisión china ha levantado en España una polémica que para nada se esperaba. "Soy Carles Puyol y soy español. Soy español y soy Carles Puyol", dice en el citado vídeo el que fuera jugador del FC Barcelona y campeón del mundo con la Selección española.

Bastó que las imágenes se vieran en España, algo que hay que ser muy ingenuo para no saber que tarde o temprano ocurriría, para que algunos independentistas catalanes cargaran contra él en las redes sociales. Mientras unos le acusaban de "venderse por dinero", otros recurrían directamente al insulto. "Hijo de puta", "payaso" o "traidor" son solo algunas de las lindezas que le dedicaron a Carles Puyol i Saforcada, catalán y excapitán del Barça, por si alguno lo había olvidado.  

Al 'traidor' Puyol le engañaron como a un chino: "Pensaba que no se vería en España"

El citado anuncio sirve para publicitar LaLiga en China, aunque en realidad no era el objetivo, ya que Puyol lo grabó a título personal. De hecho, en él se hace un breve repaso a su exitosa carrera. Se recuerdan los mayores triunfos de Carles, tanto con el Barça como con la Selección, y el exfutbolista enumera los títulos que ha conseguido, al tiempo que se ven imágenes de sus partidos más decisivos. "Soy excapitán del Fútbol Club Barcelona. He ganado seis Ligas, tres Copas de Europa, un Mundial y una Eurocopa”, dice el de La Pobla de Segur (Lleida). Es al final del vídeo, con un primer plano suyo en el que se le ve con un micrófono en la mano, cuando dice el "soy Carles Puyol y soy español. Soy español y soy Carles Puyol" que tanto ha molestado a quienes le consideran un "traidor".

Tanto durante su época en activo como después de colgar las botas, Puyol siempre se ha mostrado muy prudente al hablar sobre cuestiones políticas, por más que, al igual que su excompañero Xavi Hernandez, firmara el manifiesto de Guanyarem, una plataforma con clara orientación independentista. En cualquier caso, ambos futbolistas, símbolos del mejor Barcelona y de la mejor Selección española de la historia, siempre se han movido con tibieza, sobre todo después de que a Puyol se le pusiera bajo sospecha de ser independentista por besar en el Bernabéu el brazalete de capitán del Barça, que, como es sabido, lleva los colores de la 'senyera'. Xavi apeló a la "libertad de expresión" para justificar la pitada al himno en la final de Copa, aunque el "¡Que viva España!" que gritó en la celebración de su primera Eurocopa con la Selección también le costó lo suyo, tanto que, años después, llegó a decir en RAC1: "Yo siempre miraré por el bien de mi país, que es Cataluña".

Puyol besa el brazalete del Barça en el Bernabéu. (EFE)
Puyol besa el brazalete del Barça en el Bernabéu. (EFE)

Cabe recordar que hace tan solo unos días, Puyol participó en un acto celebrado en la embajada de España en París en su calidad de embajador de LaLiga. Lo hizo junto a Javier Tebas, presidente de LaLiga, y el empresario Jaume Roures, presidente de Mediapro, el operador de televisión que produce el campeonato de fútbol español. Allí, y ante representantes de compañías como Fox Italia, Canal Plus France, BeIn, Eurosport, Liberty Global o Twitter, Tebas insistió en que el espectador "es cada día más exigente con la calidad de lo que ve", por lo que, aseguró, LaLiga debe ofrecer un producto más completo que hasta ahora.

Roures, por su parte, animó a los operadores de televisión a "empujarles" como hasta ahora, para obligarles a ofrecer cada vez mejores retransmisiones de la Liga española para todo el mundo. El embajador español en París, Ramón de Miguel, agradeció la presencia de todos los presentes, a quienes recordó que "el nombre de España está en buenas manos" a través de su Liga de fútbol, que ya "no es solo un deporte, sino algo para ser admirado".

Y es en este mismo contexto donde se puede englobar el vídeo de Puyol que ha sido emitido en China. Lógicamente, y como suele suceder en estos casos, el catalán también recibió los elogios de otros usuarios de las redes sociales, que reaccionaron apoyando al exjugador y expresando su indignación contra los ataques a uno de los deportistas mejor valorados y queridos del mundo del fútbol. Ya es triste que los futbolistas, y todos los deportistas en general, tengan que pensar lo que dicen en lugar de decir lo que piensan. Con naturalidad, con libertad, sin que les insulten por ello y sin tener que alegar que "pensaba que no se vería en España".  

A mi bola
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
39 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios