André Gomes y el gol que Mendes le metió al Barça (con la ayuda del Real Madrid)

Ahora que el portugués ha confesado que le puede la presión, no es mal momento para recordar que el Real Madrid se interesó en su fichaje, pero solo para encarecérselo al Barça

Foto: André Gomes, junto a Josep Maria Bartomeu, durante su presentación como jugador del FC Barcelona. (EFE)
André Gomes, junto a Josep Maria Bartomeu, durante su presentación como jugador del FC Barcelona. (EFE)

"Me ha pasado más de una vez que no he querido salir de casa. Me refiero a esa sensación de que la gente te pueda mirar, tener miedo de salir a la calle por vergüenza". Esta durísima confesión de André Gomes (Grijó, Portugal, 24 años) en la entrevista concedida a la revista 'Panenka' ha sido sin duda la mejor decisión que podía haber tomado el centrocampista del FC Barcelona, pues no hay como reconocer una situación, por difícil que esta sea, para poder empezar a revertirla.

"No me siento bien en el campo, no estoy disfrutando de lo que puedo hacer", asegura André, algo que cualquiera que le vea jugar detecta, pues en poco o nada se parece al futbolista que todos vimos brillar en el Valencia. Claro que quizás en ello también tenga algo que ver el hecho de que en el Barça juega, no en otra, sino desde otra posición.

"Mis amigos dicen que voy con el freno de mano puesto", desvela el luso. Y así es, jugar por delante del balón y volcado a una banda no le ayuda a exhibir sus principales virtudes, que por supuesto las tiene, y no digamos pisar el área rival, donde se comporta como un pulpo en un garaje pues es un futbolista más de distribución que de finalización. "Quizá la palabra no sea la más correcta, pero se volvió un poco infierno cuando empecé a tener más presión", añade el portugués en la citada entrevista.

André Gomes cumple su segunda temporada en el Barça después de que su fichaje fuera anunciado por el presidente Josep Maria Bartomeu con nocturnidad, es decir, en una cena con periodistas en la que se felicitó por entender que le había ganado por la mano al Real Madrid, si bien la realidad es que el club catalán acabó pagando al Valencia 35 millones, más 20 de variables. Hoy es el día que en Barcelona recuerdan cómo los medios de la capital de España anunciaron que Gomes esperaba al Madrid o que André estaba cerca de cambiar Mestalla por el Bernabéu, mientras ahora aseguran que "André Gomes da la razón a sus críticos: no está para jugar en el Barça".

A pesar de que el portugués sigue sin ofrecer su mejor versión en el Camp Nou, los medios catalanes continúan jactándose de que el Barça fue más rápido a la hora de contratarle. El Valencia habían tasado a André Gomes en una cifra que, según algunas fuentes, iba desde los 80 hasta los 65 millones de euros, y los blancos, según apuntaban desde Madrid, estaban dispuestos a llegar hasta los 50. Sin embargo, lo que no saben o quizás no recuerdan en Barcelona es que Florentino Pérez nunca llegó a estar verdaderamente interesado en el fichaje de Gomes. Primero, porque tenía ese puesto bien cubierto. Y, segundo, porque no iba a entrar en esas cantidades por más presiones externas que recibiera.

Jorge Mendes, en el Camp Nou, durante la presentación de André Gomes. (Cordon Press)
Jorge Mendes, en el Camp Nou, durante la presentación de André Gomes. (Cordon Press)

La conexión con José Ángel Sánchez

¿Por qué entonces se habló y se escribió tanto sobre el interés del Real Madrid por Gomes? Sabida es la estrecha relación de Jorge Mendes, representante de André, con el director general del Real Madrid, José Ángel Sánchez, quien apunto estuvo hace dos veranos de abandonar el Bernabéu para irse a trabajar con él. De aquí que el agente portugués no tuviera demasiados problemas para recibir la ayuda que necesitaba para animar al Barça a cerrar el fichaje del valencianista por una cantidad que a la larga rondará los 50 millones, casualmente la cantidad que algún medio aseguró que el Madrid estaba dispuesto a gastarse.

Aunque a la inversa, el caso de André Gomez guarda alguna semejanza con el favor que Joan Laporta le pidió al Real Madrid, y concretamente a su entonces director general, Jorge Valdano, para que no desmintiera públicamente que el entonces candidato a la presidencia del Barça podía traer a David Beckham. El fichaje del inglés ya estaba cerrado con los blancos. Laporta lo sabía, pero necesitaba un golpe de efecto y desde el Bernabéu le dejaron que vendiera la burra de que podía traer a la estrella del Manchester United.

Volviendo a André Gomes, son dignas de destacar las palabras que su entrenador y principal defensor, Ernesto Valverde, le dedicó este martes. "Es un acto de valentía reconocer todo lo que ha reconocido. Todos los jugadores y entrenadores tenemos un poco de respeto por no transmitir ninguna inseguridad y el hecho de hacerlo es un acto de valentía". ¿Está preparado Gomes?, le preguntaron al Txingurri la víspera de recibir al Chelsea en Champions. "Si el entrenador lo cree oportuno, sí. Esto es un tema de avanzar. André tiene muchas cualidades. A ver si va a ser mañana cuando las muestre sobre el campo y nos lo vamos a perder...". En Barcelona siguen esperando al portugués, donde Jorge Mendes le llevó (con ayuda del Madrid) y quizás no le hizo ningún favor.

A mi bola
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
8 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios