Laporta ya ganó unas elecciones del Barcelona utilizando al Real Madrid

En 2003 anunció el falso fichaje de Beckham a sabiendas de que Florentino Pérez lo tenía cerrado y ahora da un golpe de efecto con la colocación de un cartel electoral junto al Bernabéu

Foto: Cartel electoral de Joan Laporta a la presidencia del Barça, con el Santiago Bernabéu al fondo. (REUTERS)
Cartel electoral de Joan Laporta a la presidencia del Barça, con el Santiago Bernabéu al fondo. (REUTERS)

"Algo pasó, ya que a pocos días de las elecciones yo tenía el 42% en la intención de voto y Laporta, un 9%". Quizás porque considera que las trampas, como los delitos, también prescriben, así desvelaba hace unos días Lluís Bassat lo que sucedió en aquellos comicios a la presidencia del FC Barcelona de 2003 en los que el publicista se vio sorprendido por el mencionado Joan Laporta. "Llamé al responsable de la agencia de publicidad que lleva la cuenta del Manchester United y le dije que Laporta iba diciendo que había fichado a Beckham. Él me dijo que no. Que, al contrario, que David ya estaba fichado por el Real Madrid", añadió Bassat en los micrófonos de 'Catalunya Ràdio'.

Pero ahí no acabó su relato: "Le pregunté cómo podía ser que la web del United anunciase que Beckham fichaba por el Barça, y me respondió: 'Ya verás cómo este anuncio solo sale hoy. A partir de mañana ya no dirá nada, porque es el acuerdo al que han llegado. Ya verás cómo si Laporta gana, el Barça fichará un jugador que tendrá como mánager al hijo de Ferguson'". Y, efectivamente, tal y como ahora ha confirmado Bassat, Laporta ganó las elecciones y al Camp Nou llegó Rustu, un guardameta turco que solo ocupó la portería del equipo azulgrana en siete partidos.

Lo que el publicista catalán no reveló, quizás porque es algo que difícilmente se puede demostrar, es que, como entonces aseguraron fuentes bien informadas, Laporta llegó a avisar del farol que se iba a tirar con Beckham a un alto cargo del Real Madrid, quien se lo consintió. Su intención, no molestar a su rival, pero, sobre todo, que desde Concha Espina no le dinamitaran el golpe de efecto que dio con el anuncio del falso fichaje del centrocampista inglés, por aquel entonces uno de los futbolistas más cotizados del mercado y por el que no en vano Florentino Pérez pagó 25 millones de euros tras su famoso "never, never, never".

David Beckham, durante su etapa como jugador del Real Madrid. (EFE)
David Beckham, durante su etapa como jugador del Real Madrid. (EFE)

"El puto amo", según su gran rival

Diecisiete años después, Joan Laporta vuelve a aspirar a ocupar la presidente del Barça y sobra decir que es el precandidato más popular de los nueve que desde ya buscan los 2.257 avales necesarios para ser proclamados candidatos el próximo 11 de enero. Además de Laporta, Víctor Font, Lluís Fernàndez Alà, Emili Rousaud, Jordi Farré, Toni Freixa, Xavier Vilajoana, Pere Riera y Agustí Benedito. Sin embargo, sabido es que una cosa ser conocido y otra bien distinta ser reconocido, de ahí que Jan sea consciente de que necesita una campaña especialmente convincente para imponerse al favorito, Víctor Font.

"No sé cómo me lo tomaría si Florentino colgase una pancarta al lado del Camp Nou", dijo este martes el abogado catalán tras la colocación de una inmensa pancarta en Madrid, con el eslogan 'ganas de volver a veros' y a tan solo unas manzanas del estadio Santiago Bernabéu. El precandidato, en su caso a volver a presidir el Barça, no quiso hablar de provocación ante esta iniciativa, pero lo cierto es que lo es. "Florentino seguro que se lo ha tomado con deportividad, sé que tiene un buen sentido del humor. No sé como me lo tomaría yo si él pusiera un cartel al lado del Camp Nou", comentó Laporta, quien, como hiciera en el caso de Beckham, vuelve a utilizar al Real Madrid, "sin ánimo de ofender, sino solo de promover nuestra candidatura en Madrid, donde hay socios del Barça y busco sus votos".

Víctor Font no tardó en responder al evidente golpe de efecto de su rival y emuló a Pep Guardiola en uno de sus enfrentamientos públicos más famosos que protagonizó con Mourinho. "Joan, en eso eres el puto amo, pero con pancartas ni ganas Champions ni haremos un estadio nuevo ni resolveremos la deuda del club, por lo tanto, a contrastar proyectos y nos vemos el día 24", escribió en su cuenta de Twitter.

Curiosamente, en aquellas elecciones de 2003 en las que se impuso a Lluís Bassat, en la candidatura del publicista precisamente iba como director deportivo Pep Guardiola, a quien luego sería Laporta el que le diera la alternativa para ocupar el banquillo del primer equipo azulgrana tras una temporada en el del segundo. Las vueltas que da el fútbol. Unas vueltas que Jan conoce mejor que sus ocho rivales y seguro que intentará utilizar para regresar a la presidencia del Barça, esta vez sin el falso fichaje de Beckham, pero ya veremos si con la falsa renovación de Messi o el fichaje en falso de Xavi por parte de Font...

A mi bola