El día Cristina López Schlichting pudo ser directora de 'El Mundo'
  1. España
  2. El Confidente
El Confidente

El Confidente

Por

El día Cristina López Schlichting pudo ser directora de 'El Mundo'

Los tiempos de cambio se suceden en la cabecera del diario El Mundo. Su nuevo director luce galones desde hace semanas, después de que los italianos culminaran un particular 'Juego de Tronos'

Foto: La periodista Cristina López Schlichting. (EFE)
La periodista Cristina López Schlichting. (EFE)

Es uno de los secretos mejor guardados de Unedisa. Muy pocos están al corriente de todos los detalles quetuvieron lugar hace unaño y medio, tras la convulsa salida de su líder máximoy fundador, Pedro Jota Ramírez,a finales de enero de 2014. La tortuosa relación del periodista riojano con Rizzoli (RCS Media Group), propietarios del diario El Mundo, Expansión y Marca, no impidió, sin embargo, que el director saliente tuviera la capacidad de imponer a los propietarios el nombre de su sucesor.

Aunque el nombramiento de Casimiro García Abadillo como director resolvió de forma urgente una situación de extrema complejidad, los italianos de Unedisa no estuvieron convencidos de que esa fuera la persona adecuada, como ha terminado demostrándose 14 meses después, cuando el director de El Mundo ha sido sustituido por el 'joven' David Jiménez. Básicamente, el hecho de que el propio Pedro Jota impusiera el nombre de su sustituto dejó a Rizzoli con la sensación de estar atados de pies y manos.

La solución menos mala salió adelante pese a las reticencias de los italianos. De hecho, durante algo más de una semana, El Mundo no tuvo sustituto. Antes de nombrar a García Abadillo, la empresa editora quiso barajar otros nombrespara valorar la conveniencia de cualquier candidato posible. Para ello, RSC contrató los servicios de un cazatalentos, al que encargó la propuesta de identificar una figura alternativa a la impuesta por Pedro Jota. Y todo de manera urgente y sin que trascendiera.

Tras embarcarse en ese proceso, los italianos tampocoquedaron muy convencidos del nombre que llegó a su mesa. La alternativa propuesta por el experto era demasiado experimental: mujer, periodista radiofónica y ajena a la órbitade El Mundo. Definitivamente, cuando el nombre de Cristina López Schlichting salió a colación, los capos de Rizzoli se convencieron de que la solución menos mala era aceptar al candidato dePedro Jota, aunque no fuera el suyo. Los números no recomendaban hacer experimentos.

El Mundo