El 'lobby' del Puente Aéreo queda tocado del ala tras el fiasco de la cita con Rivera

Los integrantes empiezan a temer que el 'lobby' podría tener sus días contados. Las últimas convocatorias del colectivo han supuesto un fiasco descomunal

Foto: El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, en una reunión con el Foro Puente Aéreo en 2014. (EFE)
El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, en una reunión con el Foro Puente Aéreo en 2014. (EFE)

El almuerzo del pasado miércoles en Barcelona con Albert Rivera ha dejado muy mal sabor de boca entre los empresarios del Foro Puente Aéreo. Tanto los que acudieron a la supuesta aclamación, que fueron los menos, como los que declinaron la envenenada invitación empiezan a temer que el 'lobby', creado para dar réplica al más célebre Consejo Empresarial de la Competitividad, podría tener sus días contados.

Las últimas convocatorias del colectivo que reúne a lo más granado del mundo empresarial de Madrid y Barcelona han supuesto un fiasco descomunal. Antes de la reunión con Rivera, el Foro Puente Aéreo organizó un encuentro con el ministro de Justicia, Rafael Catalá, que se saldó con más ausencias que adhesiones, provocando una desazón que se ha visto aumentada y corregida en el fallido cónclave con el presidente de Ciudadanos.

Ni La Caixa, ni Repsol, ni Agbar, ni Abertis, ni el Banco Sabadell ni el Grupo Godó acudieron al reclamo organizado por Luis Conde, el presidente de la empresa de cazatalentos en que trabajó Esperanza Aguirre. El conocido 'head-hunter' fue advertido previamente de la escasa oportunidad del encuentro, dada la tensión que ahora existe en la política catalana y el deseo de los grandes prohombres de negocio de situarse de perfil ante los avatares que pueda generar la deriva secesionista de Artur Mas.

Conde prefirió mantener la cita convencido de que el remedio de la desconvocatoria podía resultar contraproducente para la credibilidad del grupo, y buscó el apoyo de su valedor y principal promotor del Foro Puente Aéreo, Enrique Lacalle. Al final, los dos han quedado retratados y no precisamente con Albert Rivera, ya que el almuerzo se celebró en la más estricta intimidad, sin cámaras ni prensa que pudieran dar notoriedad a la cita. Lo peor de todo es que la división entre los participantes del heterogéneo grupo es evidente. El 'lobby' ha quedado tocado del ala y muchos de sus integrantes piensan que será muy difícil reanudar a partir de ahora su despegue.

El Confidente
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios