tendrían mayoría absoluta juntos

Temboury aterroriza al mundo financiero: vaticina 177 escaños para PSOE-Podemos

El número tres de Economía estima que entre el PSOE y la coalición IU-Podemos podrían formar Gobierno con mayoría absoluta, lo que provoca sudores fríos en los inversores

Foto: Miguel Temboury, subsecretario de Estado de Economía.
Miguel Temboury, subsecretario de Estado de Economía.

Lo más granado de los fondos del mundillo inversor español, congregado el lunes por la mañana en el Hotel Villamagna de Madrid, no daba crédito a lo que oía. Miguel Temboury, subsecretario de Economía y número tres de Luis de Guindos, lanzaba una previsión del resultado electoral del 26 de junio que ponía los vellos como escarpias al auditorio: 115 escaños para el PP (123 en los comicios de diciembre), 39 para Ciudadanos (40 en diciembre), 89 para el PSOE (90) y... 88 para Unidos Podemos, la coalición del partido de Pablo Iglesias e IU (lo que supondría una impresionante subida desde los 71 de hace cinco meses).

Eso significa que entre las dos formaciones de izquierdas alcanzarían la mayoría absoluta (cifrada en 176 escaños), o al menos se quedarían al filo de la misma si finalmente sus resultados son algo inferiores a estos pronósticos. En todo caso, les bastaría con el apoyo de cualquier formación regional para gobernar. Y la suma de PP-Ciudadanos, la combinación favorita del mundo del dinero para formar Gobierno, se quedaría en 154 asientos, a años luz de una mayoría suficiente para ello. 

Temboury explicó que estos pronósticos se derivaban de una interpretación de los últimos datos del CIS, aunque nadie hasta ahora había hecho una extrapolación tan agresiva, y mucho menos un alto cargo del Gobierno del PP. Por eso su auditorio, que asistía a la inauguración del Spanish M&A and Private Equity Forum 2016, organizado por Mergermarket, se quedó helado. "Si hasta los del PP lo ven así, es que la cosa tiene que estar muy mal", comentaba un asistente en el 'coffee break' posterior, mucho más silencioso de lo habitual en estos actos.

Otra cosa es que el PSOE y Podemos sean capaces de formar Gobierno. Ambos partidos andan a la greña en la precampaña electoral, puesto que tratan de pescar en los mismos caladeros de votos, y su enfrentamiento es tal que Pedro Sánchez ha llegado a decir: "Si dependo de Pablo Iglesias, no seré presidente del Gobierno". Pero ya se sabe que una cosa es lo que dicen los políticos antes de unas elecciones y otra lo que hacen después, máxime si no les hace falta la incómoda compañía de Ciudadanos.

El auditorio no era cualquiera: allí había representantes de gigantes del 'private equity' como KKR, Apax, Advent, Magnum o Blackstone, que pueden realizar (o no) grandes inversiones en nuestro país. De hecho, ahora mismo muchas operaciones están paralizadas a la espera de que se despeje la incertidumbre política. Y después de lo que dijo ayer el subsecretario, tiene pinta de que van a seguir congeladas.

El Confidente
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios