El PP 'recoloca' en el ayuntamiento al director de Telemadrid de la era Aguirre

Tras su despido de Telemadrid, Ángel Martín Vizcaíno es ahora consejero técnico del PP. Funcionario en excedencia, su plaza en el consistorio estaba en Hacienda

Foto: Ángel Martín Vizcaíno. (EFE)
Ángel Martín Vizcaíno. (EFE)

Tras su despido de Telemadrid, Ángel Martín Vizcaíno, ex director general de la televisión pública, ha encontrado acomodo en el ayuntamiento de la capital que dirige Manuela Carmena. Pero ha optado por no quedarse en el área de Hacienda, la que le correspondía como funcionario municipal en excedencia, sino que ha sido fichado por el grupo municipal del PP como consejero técnico. Ocupa este puesto desde el 22 de junio. Dos meses antes, el 6 de abril, había pedido el reingreso a la Dirección General de Hacienda. No ha querido quedarse en este departamento, del que ya fue jefe de Tesorería entre 1989 y 1997.

Martín Vizcaíno formó una dupla de poder con Manuel Soriano, el jefe de prensa de Esperanza Aguirre que llegó a la dirección de Telemadrid. Como su segundo, como subdirector general, Soriano nombró a Martín Vizcaíno, que en el pasado había sido jefe de Gabinete de Ignacio González (mano derecha de Aguirre). Con ellos, Telemadrid vivió su etapa más negra, marcada por el desplome de la audiencia, las acusaciones de manipulación, la mala gestión económica y un ERE declarado ilegal que acabó con el 85% de la plantilla.

Telemadrid, ahora bajo la dirección de José Pablo López (el hombre elegido por Cifuentes para despolitizar la televisión madrileña, profesionalizarla y hacerla rentable), decidió a principios de año rescindir el contrato de Martín Vizcaíno, que se llevó una indemnización que ronda los 180.000 euros. Martín Vizcaíno fue elegido director general en octubre de 2014, cargo en el que se mantuvo hasta marzo de este año. En esos dos años como director general, Martín Vizcaíno cobró un sueldo anual de 137.400 euros, aunque su despido se ha calculado en función del cargo que ostentaba con contrato laboral, el de subdirector general.

Esa era su plaza fija, ya que su ascenso a director general fue un nombramiento de confianza para sustituir a José Antonio Sánchez (que dejó Telemadrid para irse a TVE). Cuando José Pablo López le sustituyó como nuevo director (bajándose además el sueldo un 28%), Martín Vizcaíno solicitó su reingreso como subdirector, plaza que había dejado con una excedencia forzosa para ser director general. Telemadrid decidió entonces que no era necesario su regreso, ya que la plaza de subdirector había sido eliminada, y, tras aprobarlo el consejo de administración, fue despedido.

El Confidente

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios