Carmena encuentra un enemigo en la obra

La alcaldesa quiso dignificarse en su primera visita a Lavapiés tras los incidentes por la muerte de un mantero y propuso un plan que no ha gustado nada en el sector de la construcción

Foto: La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena. (EFE)
La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena. (EFE)

A Manuela Carmena le han salido nuevos enemigos. Y esta vez en la obra. El motivo: su propuesta de impartir "formación acelarada" a inmigrantes sin papeles para que puedan trabajar en obras de construcción.

La idea de la alcadesa de Madrid vio la luz este lunes. Dos meses después de los incidentes que tuvieron lugar en Lavapiés, Carmena decidió dignificarse en su visita al barrio —la primera desde la muerte del mantero— para bautizar de nuevo una plaza y se pasó a saludar a un grupo conformado por una decena de manifestantes. Entonces propuso la idea.

Carmena, en su primera visita a Lavapiés tras la muerte de un mantero. (Europa Press)
Carmena, en su primera visita a Lavapiés tras la muerte de un mantero. (Europa Press)

Ha sido la Confedereción Nacional de la Construcción (CNC) la que ha advertido de lo "temeraria" que puede ser esta propuesta por las múltiples problemáticas que puede provocar que un trabajador no esté correctamente formado o informado.

La CNC se pregunta qué tipo de imagen se transmite del sector si la alcaldesa de la capital española ofrece la visión de que cualquiera puede subirse a un andamio, como hace 20 años, cuando España lideraba los listados de siniestralidad laboral. Será que las muertes por accidentes en el trabajo no son algo a la orden del día en Cibeles.

El Confidente

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios