Artadi, en Madrid: cuelga a Campuzano para irse con Nogueras y Pilar Rahola

El portavoz del PDeCAT en el Congreso queda orillado por 'tibio' y pierde el favor de los guardianes del 'procés' tras la decisión de Puigdemont de dinamitar el diálogo

Foto: Elsa Artadi, ayer, en Madrid. (EFE)
Elsa Artadi, ayer, en Madrid. (EFE)

La 'consellera' de presidencia de la Generalitat, Elsa Artadi, viajó ayer a Madrid para participar en la (tardía) celebración de la Diada en los jardines de la delegación del Gobierno autónomico, en la calle Alcalá, junto a las Cortes. Pese a la cercanía, no encontró hueco en su agenda para organizar una reunión de trabajo o un almuerzo con el portavoz del PDeCAT en el Congreso de los Diputados, Carles Campuzano, a quien muchos daban por amortizado después de la decisión del partido de retirar la moción a favor del diálogo previamente pactada con el PSOE y que contaba con el aval inicial del Govern y de ERC. Una marcha atrás impuesta desde Bruselas por Carles Puigdemont.

Artadi no tuvo tiempo para debatir con Campuzano —muy enfadado con la situación—, pero sí para almorzar con Pilar Rahola y con la también diputada del PDeCAT Míriam Nogueras, su amiga personal y a quien muchos se dirigen ya como la verdadera representante del partido en la capital. Por la tarde, se volvieron a encontrar todos en el acto de la Diada, presidido por el delegado del Gobierno catalán en Madrid, Ferran Mascarell. Allí, en los jardines del Blanquerna, escenificaron la normalización y tuvieron unas palabras, aunque Artadi prefirió sentarse en primera fila con Miquel Buch y Ester Capella. Campuzano, uno de los últimos 'tibios' dentro del PDeCAT, había criticado horas antes de manera pública la decisión de su partido e incluso puso su cargo a disposición de la formación, algo que el PDeCAT ha rechazado. Por ahora.

El Confidente

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios