La Acebeda, el increíble pueblo que crece y mengua para las elecciones
  1. España
  2. El Confidente
El Confidente

El Confidente

Por

La Acebeda, el increíble pueblo que crece y mengua para las elecciones

La alcaldesa ganó por seis votos tras empadronar a 16 personas en un 'camping' clausurado por ella misma. Hoy, el censo electoral del pueblo ya ha perdido una docena de esos 'vecinos'

placeholder Foto: Señal del 'camping' de La Acebeda, situado a las afuera del pueblo.
Señal del 'camping' de La Acebeda, situado a las afuera del pueblo.

La Acebeda es un pequeño pueblo de la sierra norte de Madrid que vive, desde hace meses, dividido por su alcaldesa. Rosa García Blanco (de Ciudadanos, aunque en 2015 se presentó por el PP) ganó las elecciones municipales del 26 de mayo pasado con 38 votos, solo seis más que sus excompañeros populares. Sin embargo, tenía 'truco': la regidora electa hizo movimientos en el padrón en los últimos meses de 2018, dando de baja a 15 vecinos y empadronando a otros 31. De estos últimos, unos 15 fueron empadronados en un 'camping' clausurado que la propia alcaldesa cerró a finales de 2017.

El resultado: la alcaldesa ganó las elecciones por seis votos. Pues bien: unos meses después, una docena de esos vecinos ya no están empadronados en la oficina del censo electoral. Como ha podido comprobar este confidente en el Instituto Nacional de Estadística, el 'pico' de electores en el pequeño pueblo de La Acebeda coincide curiosamente con los primeros meses del año pasado, cuando la alcaldesa ya había empadronado a la quincena de posibles votantes en el 'camping'.

Foto: La alcaldesa de La Acebeda, Rosa García Blanco.

Una vez celebradas las elecciones del 26 de mayo y asegurado el triunfo de García Blanco, el padrón empieza a menguar y el pueblo a perder habitantes-electores. De los 76 que pudieron votar en mayo, un descenso continuado hasta que el pasado primero de enero había ya solo 64 posibles electores. Algo que ya cuadra con la lógica de la zona: lo normal es que este tipo de localidades sufra despoblación, y no que su censo crezca —por obra y milagro de los movimientos del padrón— un 26%. Si en 2015 solo podían votar 61 vecinos, el pasado 26 de mayo estaban llamados a las urnas 76.

El descenso en el empadronamiento que se denuncia ahora es un capítulo más del enfrentamiento en La Acebeda. La alcaldesa recibió una querella de algunos de los vecinos desempadronados.por prevaricación y delitos contra derechos individuales.

Foto: La alcaldesa de La Acebeda, Rosa García Blanco.

La Junta Electoral de Zona también vio indicios "de posible irregularidad en el hecho de que 16 personas se encuentren empadronadas en una misma dirección, que al parecer corresponde a un 'camping' que podría llevar más de un año cerrado". Un empleado de la Oficina del Censo Electoral visitó las instalaciones y lo pudo comprobar.

El día de las elecciones, el 26 de mayo, el Ayuntamiento de La Acebeda recibió 19 votos por correo. Apoderados de otras candidaturas comprobaron que, de ellos, 10 procedían de residentes del 'camping'. La alcaldesa ganó por seis votos. Y ocho meses después, vuelven a 'desaparecer' los electores del censo. El culebrón de La Acebeda continuará...

Prevaricación
El redactor recomienda